SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Intoxicación con pescados y mariscos

Por A.D.A.M. -

Definición

Este artículo describe un grupo de afecciones diferentes causadas por el consumo de pescados y mariscos contaminados, de los cuales las más comunes son la intoxicación por ciguatera, la intoxicación por escombroides e intoxicaciones por diversos mariscos.

Esto es únicamente para información y no para el uso en el tratamiento o manejo de una exposición real a tóxicos. Si usted experimenta una exposición, debe llamar al número local de emergencias (como el 911 en los Estados Unidos) o a la línea 1-800-222-1222 para encontrar un centro de toxicología local.

Nombres alternativos

Intoxicación por pescado; Intoxicación por dinoflagelados; Intoxicación por mariscos; Intoxicación paralítica por mariscos; Intoxicación por ciguatera

Elemento tóxico

En la intoxicación por ciguatera, el ingrediente tóxico es la ciguatoxina. Esta es una toxina producida en pequeñas cantidades por ciertas algas y organismos similares a algas denominados dinoflagelados. Los peces pequeños que comen las algas resultan contaminados. Si un pez más grande come muchos peces pequeños contaminados, el tóxico se puede acumular a niveles peligrosos, lo cual puede hacer que usted se enferme si consume dicho pescado. La ciguatoxina es "termoestable". Esto significa que, sin importar lo bien que se cocine el pescado, si está contaminado, usted resultará intoxicado.

En la intoxicación por escombroides, el ingrediente tóxico es una combinación de histamina y sustancias similares. Luego de que el pez muere, las bacterias crean grandes cantidades de la toxina si el pescado no se refrigera o congela inmediatamente.

En la intoxicación por mariscos, los ingredientes tóxicos son toxinas producidas por organismos similares a algas llamados dinoflagelados, que se acumulan en algunos tipos de productos de mar. Existen muchos tipos diferentes de intoxicación por mariscos. Los mejor conocidos son la intoxicación paralítica por mariscos, la intoxicación neurotóxica por mariscos y la intoxicación amnésica por mariscos.

Dónde se encuentra

La intoxicación por ciguatera normalmente ocurre con grandes peces provenientes de aguas tropicales cálidas. Los tipos más populares de estos peces que se usan como alimento son la perca de mar, el mero y la cubera roja. En los Estados Unidos, las aguas alrededor de la Florida y Hawaii tienen más probabilidades de tener peces contaminados.

El riesgo es mayor en los meses de verano o en cualquier momento en que esté floreciendo un gran número de las algas en el océano, como sucede durante la "marea roja". La marea roja se presenta cuando hay un incremento rápido en la cantidad de dinoflagelados en el agua. Sin embargo, gracias a los medios de transporte modernos, cualquier persona alrededor del mundo puede comer pescado de aguas contaminadas.

La intoxicación por escombroides generalmente ocurre a causa de peces de carne oscura como el atún, la caballa, el mahi mahi y el bonito. Dado que este tóxico se desarrolla después de que el pez es capturado y muere, no importa el lugar donde haya sido pescado. El principal factor es por cuánto tiempo el pescado permanece al aire libre sin ser refrigerado ni congelado.

Al igual que la intoxicación por ciguatera, la mayoría de las intoxicaciones por mariscos ocurren en aguas cálidas. Sin embargo, se han presentado intoxicaciones hasta en Alaska y son comunes en Nueva Inglaterra. La mayoría de estas intoxicaciones se presentan durante los meses de verano. Probablemente haya escuchado el dicho que dice "nunca coma productos de mar en los meses que no tengan la letra R" que incluye los meses de mayo hasta agosto. La intoxicación por mariscos se presenta en productos de mar con dos caparazones tales como las almejas, las ostras, los mejillones y algunas veces las vieiras (ostiones).

Síntomas

Las sustancias dañinas que causan intoxicaciones por ciguatera, escombroides y mariscos son termoestables, de tal manera que ningún grado de cocción evitará que resulte intoxicado si consume pescado contaminado. Los síntomas dependen del tipo específico de intoxicación.

Los síntomas de la intoxicación por ciguatera se pueden presentar desde 2 a 12 horas después de comer el pescado. Estos incluyen:

Poco después de que se desarrollen estos síntomas, usted comenzará a experimentar sensaciones extrañas, que pueden incluir:

  • Una sensación de que los dientes están flojos y a punto de caerse
  • Confundir temperaturas calientes y frías (por ejemplo, la persona siente que un cubo de hielo la está quemando, mientras que un fósforo está congelando la piel)
  • Dolor de cabeza (probablemente el síntoma más común)
  • Frecuencia cardíaca y presión arterial bajas (en casos muy graves)
  • Sabor metálico en la boca

Estos síntomas pueden empeorar si bebe alcohol con su comida.

Los síntomas de la intoxicación con escombroides en general ocurren inmediatamente después de consumir el pescado y pueden ser:

  • Problemas respiratorios, incluso sibilancias y presión en el pecho (en casos graves)
  • Piel de la cara y el cuerpo extremadamente roja
  • Sofoco
  • Picazón y ronchas
  • Náuseas 
  • Sabor picante o amargo
  • Vómitos

A continuación se presentan otros tipos conocidos de intoxicación por mariscos y sus síntomas.

Intoxicación paralítica por mariscos: Aproximadamente 30 minutos después de haber consumido productos de mar contaminados, se puede presentar entumecimiento u hormigueo en la boca. Esta sensación se puede extender a los brazos y las piernas. Usted puede tornarse muy mareado, presentar dolor de cabeza y, en algunos casos, los brazos y las piernas pueden llegar paralizarse temporalmente. Algunas personas también pueden presentar náuseas, vómitos y diarrea, aunque estos síntomas son mucho menos frecuentes.

Intoxicación neurotóxica por mariscos: Los síntomas son muy similares a los de intoxicación por ciguatera. Después de comer almejas o mejillones, usted muy probablemente experimentará náuseas, vómitos y diarrea. Estos síntomas son seguidos poco después por sensaciones extrañas que pueden incluir entumecimiento u hormigueo en la boca, dolor de cabeza, mareo, así como trastrocamiento de las temperaturas caliente y fría.

Intoxicación amnésica por mariscos: Se trata de una forma de intoxicación extraña y poco común que comienza con náuseas, vómitos y diarrea. Estos síntomas van seguidos de una pérdida de la memoria por un período corto, y otros síntomas del sistema nervioso menos frecuentes.

Cuidados en el hogar

La intoxicación por mariscos puede ser una emergencia. Una persona que presenta síntomas súbitos o significativos debe llevarse de inmediato a un centro médico de emergencia. Es probable que se deba llamar al número local de emergencias (como el 911 en los Estados Unidos) o al Centro de Toxicología para solicitar información sobre el tratamiento apropiado.

Antes de llamar a emergencias

La siguiente información es útil para los servicios de emergencia:

  • Edad, peso y estado de la persona
  • Tipo de pescado que comió
  • Hora en que lo comió
  • Cantidad ingerida

Sin embargo, NO espere para buscar ayuda si esta información no está disponible de inmediato.

Centro de Toxicología

En los Estados Unidos, llame al 1-800-222-1222 para comunicarse con un centro de toxicología local. Esta línea gratuita le permitirá hablar con expertos en intoxicaciones, quienes le darán instrucciones adicionales.

Se trata de un servicio gratuito y confidencial. Todos los centros de toxicología locales en los Estados Unidos utilizan este número nacional. Usted debe llamar si tiene inquietudes acerca de las intoxicaciones o la manera de prevenirlas. Puede llamar las 24 horas del día, los 7 días de la semana.

Lo que se puede esperar en la sala de urgencias

Si se presenta intoxicación por ciguatera, usted puede recibir:

  • Exámenes de sangre y orina
  • ECG (electrocardiograma o rastreo cardíaco)
  • Líquidos por vía intravenosa (IV)
  • Medicamentos para detener el vómito
  • Medicinas para ayudar a reducir los síntomas del sistema nervioso (Mannitol)

Si se presenta intoxicación por escombroides, usted puede recibir:

  • Soporte para las vías respiratorias, incluso oxígeno, una sonda (tubo) respiratoria a través de la boca (intubación) y ventilador (respirador artificial)
  • Exámenes de sangre y orina
  • ECG (electrocardiograma o rastreo cardíaco)
  • Líquidos por vía intravenosa (IV)
  • Medicamentos para detener el vómito
  • Medicamentos para tratar las reacciones alérgicas graves (de ser necesario), incluso Benadryl

Si se presenta intoxicación por mariscos, usted puede recibir:

  • Exámenes de sangre y orina
  • ECG (electrocardiograma o rastreo cardíaco)
  • Líquidos por vía intravenosa (IV)
  • Medicamentos para detener el vómito

Si la intoxicación por mariscos causa parálisis, es posible que usted deba quedarse en el hospital hasta que los síntomas mejoren.

Expectativas (pronóstico)

Las intoxicaciones por consumo de pescado y mariscos se presentan de vez en cuando en los Estados Unidos. Uno se puede proteger evitando el consumo de pescado y productos de mar capturados en o alrededor de áreas de marea roja conocidas y evitando el consumo de almejas, mejillones y ostras durante los meses de verano. Si usted resulta intoxicado, el pronóstico a largo plazo generalmente es muy bueno.

Los síntomas de la intoxicación por escombroides generalmente sólo duran unas cuantas horas después de que se inicia el tratamiento médico. Los síntomas de la intoxicación por ciguatera y mariscos pueden durar de días a semanas, según la gravedad de dicha intoxicación. Sólo en muy raras ocasiones, se han presentado pronósticos graves o la muerte.

No hay una forma para que la persona que prepara el alimento sepa que está contaminado. Por lo tanto, es muy importante que el médico les diga a las personas del restaurante que la comida está contaminada, de tal manera que ellos la puedan desechar antes de que otras personas resulten enfermas. El médico debe igualmente ponerse en contacto con la Secretaría de Salud con el fin de asegurarse que los proveedores del pescado contaminado sean identificados y que todo el pescado de ese mismo lote, que posiblemente esté contaminado, sea destruido.

Referencias

Craig SA. Gastroenteritis. In: Marx JA, Hockberger RS, Walls RM, et al, eds. Rosen's Emergency Medicine: Concepts and Clinical Practice. 8th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2014:chap 94.

Goldfrank LR, ed. Goldfrank's Toxicologic Emergencies. 9th ed. New York, NY: McGraw-Hill; 2011.