SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

La FDA pide advertencias para Yaz y Yasmin

Por Consumer Reports -
La FDA pide advertencias para Yaz y Yasmin
CRÉDITO: THINKSTOCK

Reconocidas píldoras anticonceptivas como Yaz y Yasmin necesitan advertencias más severas sobre los riesgos de coágulos de sangre, recomendó, según se informa, un comité asesor de la Administración de Medicamentos y Alimentos (FDA, por sus siglas en inglés).

Esto surge de un análisis recientemente publicado de la agencia que muestra que los medicamentos presentan un mayor riesgo de coágulos en comparación con anteriores píldoras anticonceptivas. La FDA reconoció que otros estudios no han encontrado dicho aumento. Con toda la controversia, ¿que sucederá con las mujeres que toman Yaz y otros anticonceptivos orales similares?

La mayoría de las píldoras anticonceptivas combinan dos tipos de hormonas: estrógeno y progestágeno. Las píldoras más nuevas combinan estrógeno con el progestágeno drospirenona, una hormona sintética que puede minimizar los efectos secundarios como retención de líquido, sensibilidad en los senos, aumento de peso y aumento de la presión arterial. Otras píldoras que contienen drospirenona incluyen las genéricas Gianvi, Loryna, Ocella, Syeda, Zarah, Beyaz y Safyral. Algunas también están aprobadas para tratar el acné moderado y el trastorno disfórico premenstrual.

El uso de cualquier píldora anticonceptiva combinada aumenta el riesgo de que se forme un coágulo de sangre en una vena profunda de la pierna. Pero en términos generales, el riesgo es relativamente pequeño: entre 9 y 10 mujeres de cada 10,000 por año, en comparación con alrededor de 0.5 a 3 mujeres de cada 10,000 por año que no toman ninguna píldora anticonceptiva. No obstante, si el coágulo se desprende, se desplaza hasta los pulmones y obstruye el flujo de sangre, puede ser mortal. Estas afecciones se consideran tipos de tromboembolia venosa (VTE, por sus siglas en inglés). Algunos estudios incluso han relacionado determinados progestágenos utilizados en las píldoras anticonceptivas con un mayor riesgo de VTE.

Pero muchos de esos estudios tenían problemas, según la FDA y el análisis de evidencia llevado a cabo por American Society of Health-System Pharmacists para Consumer Reports. La mayoría de los estudios no consideraron todos los factores de riesgo de VTE que pueden haber tenido las mujeres participantes. Algunos no identificaron los tipos de píldoras usadas en el grupo de comparación ni confirmaron diagnósticos de VTE. Y muchos tuvieron muy pocos casos de VTE como para evaluar con exactitud las diferencias en cuanto al riesgo.

Si bien el riesgo absoluto de VTE puede ser pequeño e incluso debatible entre los profesionales médicos en este momento, hay pasos que usted puede seguir para reducir su exposición si está preocupada:

Hable con su médico. Si su píldora anticonceptiva contiene drospirenona, la FDA le aconseja continuar usándola, a menos que su proveedor de atención médica le indique lo contrario. Si está considerando usar una píldora que contiene drospirenona, su médico debe sopesar los riesgos y beneficios teniendo en cuenta su riesgo personal de desarrollar coágulos de sangre.

Aborde sus factores de riesgo. El riesgo de un coágulo de sangre con píldoras anticonceptivas combinadas es más alto durante el primer año de uso (especialmente en los primeros tres meses) y cuando vuelve a tomar la píldora después de un descanso de cuatro semanas o más. Pero mientras más factores de riesgo tenga, mayor es su riesgo. Estos incluyen fumar, tener obesidad o sobrepeso y problemas de salud como diabetes.

Manténgase activa. Hacer ejercicio en for ma regular, como por ejemplo caminar, mejora la circulación y reduce el riesgo de VTE. Mueva las piernas si tiene que estar sentada o recostada durante un período prolongado.

No tome la píldora inmediatamente después del parto. El riesgo de VTE aumenta en mujeres embarazadas y en mujeres en la etapa posterior al parto.

Conozca los síntomas de VTE. Busque atención médica de inmediato si tiene hinchazón, dolor, sensación de calor, enrojecimiento o cambio de color en una pierna, venas que parecen hinchadas en la pierna, o dolor o sensibilidad en el músculo de la pantorrilla o en la ingle. Los síntomas de un coágulo en el pulmón incluyen falta de aire repentina, dolor agudo en el pecho, tos con sangre y, con menor frecuencia, mareos, dolor de espalda o sibilancia.

En resumen

Los coágulos de sangre graves son relativamente poco comunes en mujeres jóvenes con factores de riesgo limitados. Hay ensayos recientes que reportan un aumento en el riesgo de VTE con las píldoras anticonceptivas que contienen drospirenona en comparación con versiones anteriores de la píldora, aunque los resultados de estudios anteriores son contradictorios. Si usted está preocupada, analice los riesgos y beneficios con su médico y considere una píldora o un método anticonceptivo con un perfil de seguridad más coherente.

Para obtener más información sobre la seguridad y la eficacia de los medicamentos, consulte la sección Best Buy Drugs.

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Consumer Reports a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?