SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

EEUU: Más alcohol, más borracheras

Por -
EEUU: Más alcohol, más borracheras
CRÉDITO: THINKSTOCK

Un nuevo estudio reveló un gran aumento en el número de borracheras en los últimos años, en todo Estados Unidos, sobre todo entre las mujeres. El lugar donde uno vive, dice la investigación, resulta clave en la incidencia de las intoxicaciones por consumo de alcohol, ya que se da más en zonas rurales. El nivel social también determina el tipo de consumo. Cómo saber cuándo se trata de alcoholismo.

Cuánto alcohol consumes parece estar en parte determinado por el lugar de residencia. Sin embargo, el número de personas que caen en borracheras ha mostrado un gran incremento en todo el país, así como la cantidad de mujeres que toman intensamente.

El tomar en forma sustancial, hasta llegar hasta lo que los expertos llaman una borrachera o un episodio de intoxicación etílica ha aumentado en un 17% desde el año 2005, sobre todo en las mujeres, explica el estudio publicado en el American Journal of Public Health.

El estudio, que analizó los cambios en el consumo de costa a costa en el país, condado por condado, desde el año 2005 al 2012  halló que más de un tercio de los adultos beben cantidades riesgosas de alcohol.

En líneas generales, el 18,3% de los estadounidenses suelen caer en borracheras, lo cual representa un aumento del 9% desde el 2005.  Al tomar en cuenta los números generales de consumo, la cifra se mantiene a través de los años, ya que tanto en el 2005 como en el 2012 el 56% de los estadounidenses asegura que toma alcohol de alguna forma.

"El porcentaje de personas que toman no ha cambiado demasiado, pero entre los tomadores, vemos que hay un número mucho mayor de borracheras o intoxicaciones", explicó uno de los autores del estudio, Ali Mokdad, del Instituto de Métricas en Salud y Evaluación de la Universidad de Washington. "Vamos en la dirección equivocada", advirtió.

El mayor incremento, tanto en hombres como en mujeres, se vio en los bebedores que llegan a tener borracheras, también llamadas episodios de intoxicación etílica.  El estudio define a una borrachera como el consumo de cuatro o más tragos en las mujeres y cinco o más en los hombres, en una ocasión única en los últimos 30 días y se centró en el consumo de personas de más de 21 años.

Un mapeo interesante

Las mediciones muestran que existe un gran contraste en cada provincia, y existen algunas como le Provincia de Menominee en Wisconsin, donde el 33% de las personas reconocen haber tenido borracheras y el 20% consume alcohol en forma sustancial.

Los grandes tomadores en forma constante suelen tener problemas de hígado, mientras que los bebedores que llegan de vez en cuando a una borrachera tienen también algunas consecuencias laborales y en sus relaciones, como producto del exceso de consumo de alcohol.

El Distrito de Madison, en Idaho, tuvo el nivel mínimo de alcoholismo estratégico (5,9%) mientras que Menominee, Wisconsin, el más elevado (36%). El aumento se vio sobre todo en las mujeres, que aumentó en un 17,5% mientras que en los hombres sólo el 4.9% 

El doctor Tom Greenfield del Instituto de Salud Pública señala que las conclusiones sólo son un reflejo de lo que sucede en nuestros tiempos. "Antes se creía que las mujeres no fumaban ni tomaban, pero gradualmente, con el paso del tiempo, hemos visto cómo las mujeres se acercaron a los hombres, sobre todo en lo que tiene que ver con el consumo de alcohol", explicó.

El tomar en general, es decir, los adultos que toman al menos un trago al mes, es más alto en zonas de niveles económicos altos . "Las personas educadas y afluentes suelen tomar una copa de vino todas las noches, la pueden pagar, pero son cuidadosos y conscientes del daño que puede ocasionar el alcohol a su salud", dijo Mokdad. El pico más alto se dio en los suburbios de Falls Church, Virginia, donde el 78,7% de los adultos toman, y en algunos condados de Colorado, incluyendo áreas de esquí.

Sin embargo, el problema con el tomar se da sobre todo en las áreas rurales, explica el experto, donde influyen los apremios diarios y también el fácil acceso al alcohol que existe.

Por ejemplo, el mayor incremento en la ingesta de alcohol en mujeres se ve en zonas rurales en Minnesota y hasta hay condados, donde las borracheras en mujeres duplican las de los hombres. Por ejemplo, en el Condado de Murray, los hombres han tenido un 40% de aumento en las borracheras mientras que las mujeres reportaron un aumento en un 85%. 

Alcohol: lo que debes saber en el 2015

Una tendencia similar se detectó en el Condado de Wabasha donde las mujeres aumentaron un 71% sus episodios de borracheras mientras los hombres un 29% en los años estudiados.

En términos generales, el mayor número de borracheras se detectó en el Condado de Menominee , en el estado de Wisconsin, el condado con menor cantidad de habitantes del estado. El tomar intensamente, es decir más de dos tragos para el hombre y más de uno en la mujer se registró en el Condado de Esmeralda en el estado de Nevada, también entre los menos poblados.

“Esto comprueba algo que venimos viendo" explica el jefe de la Fundación Nacional de Abuso de Alcohol y Alcoholismo, Dr. George Koob. "Hemos visto también un incremento en la cantidad de hospitalizaciones a causa del alcohol y las visitas a las salas de emergencia en los hospitales.

Entre las consecuencias mencionadas, los investigadores hacen referencia a los componentes financieros, es decir, las personas con mayor poder adquisitivo tomarían más alcohol al volver de sus trabajos pero las personas con menor nivel educativo parece ser más propensos a caer en borracheras.

Según un reporte de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU, las intoxicaciones con alcohol, conocidas con el nombre de intoxicaciones etílicas o borracheras,  acaban con la vida de más de 2,200 estadounidenses al año, sobre todo en personas de 35 a 64 años de edad. Según reportaron previamente los CDC, más de 38 millones de adultos estadounidenses afirman que se dan atracones de bebida un promedio de cuatro veces al mes, y que toman un promedio de ocho bebidas en cada ocasión.

"Tenemos que implementar programas y políticas efectivos que puedan prevenir estas intoxicaciones con alcohol ya que existen muchos peligros para la salud y sociales que están relacionados con ellos, incluyendo las muertes", se comentó en un comunicado de prensa del CDC.

En este sentido, esta investigación, esperan quienes la hicieron que sirva para determinar en cada estado y condado, qué política y recursos deban destinar para implementar nuevas políticas y mecanismos de prevención del alcoholismo y los problemas con el alcohol. También es un llamado a la revisión de políticas de apertura de locales y licencias para la venta del alcohol.

Alcoholismo no es lo mismo que tomar alcohol

El alcoholismo y el abuso del alcohol son dos tipos de problema con la bebida.

Se conoce como alcoholismo a la dependencia física con el alcohol, es decir, a la adicción al alcohol. La persona alcohólica no puede dejar de tomar, a pesar de que detecte que el alcohol le está trayendo grandes problemas en su vida social y laboral. En general, estas personas suelen sentir que cada vez necesitan de mayor cantidad de bebida para sentirse borracho y si intentan suspender el consumo en forma repentina, suelen tener síntomas de abstinencia.

¿Sabes por qué bebes alcohol?

El alcoholismo es una enfermedad y los Institutos Nacionales de la Salud informan que en Estados Unidos hay 17.6 millones de adultos alcohólicos o que tienen problemas con dicha sustancia. Los hispanos tendrían la tercera tasa más alta de consumo de alcohol después de los caucásicos y las personas de raza mixta.

El Instituto Nacional de Salud, conocido como NIH por sus siglas en inglés asegura que  9 de cada 100 hombres y 4 de cada 100 mujeres muestran signos de dependencia tanto física como psicológica al alcohol. 

Existen otras categorías, como el abuso del alcohol, que se trata de personas a las que la bebida no les trae problemas tan graves porque no dependen físicamente del alcohol pero pueden llegar a tener incidentes en el trabajo, en relación a la ley y a otras personas, asociadas con el consumo de bebida. El abuso del alcohol afecta a alrededor de 3 de cada 10 personas en los Estados Unidos.

Unos 38 millones de adultos beben demasiado, lo cual incluye tomar grandes cantidades eventualmente hasta caer en borracheras o intoxicación  y la mayoría de ellos no son alcohólicos, dicen los expertos del CDC. 

El consumo excesivo de alcohol causa unas 88 000 muertes al año en Estados Unidos y le cuesta a la economía unos 224 000 millones de dólares. 

Dónde y cuándo buscar ayuda

La detección temprana del abuso en el consumo de alcohol es clave, ya que pedir ayuda en breve puede reducir en un 25 % la cantidad de bebida que una persona toma en una ocasión determinada (2 a 3 horas), pero las autoridades reconocer que sólo 1 de cada 6 ha hablado alguna vez con su médico, enfermero u otro profesional de la salud acerca del consumo de alcohol. 

Es importante detectar con sinceridad la dimensión del problema. Cuánto alcohol estás tomando, con qué frecuencia. 

Si crees que tienes un problema con el alcohol porque ingieres casi a diario o una vez por mes caes en estos episodios de intoxicación o simplemente porque te preocupa el tema ya que detectas que te cuesta dejar de tomar, habla con alguien, sea un familiar, un profesor, un consejero. Pedir ayuda a tiempo es clave para evitar que el problema siga creciendo.

Los grupos de apoyo suelen ser de gran ayuda, ya que en estos grupos los miembros aprenden sobre su condición, reflexionan sobre sus parámetros de ingesta y se apoyan mutuamente. 

Enre las organizaciones más conocidas que pueden brindarte ayuda con este problema y mayor información están: 

Alcoholics Anonymous: www.alcoholics-anonymous.org,  

Al-Anon/Alateen: www.al-anon.org. 

National Institute on Alcohol Abuse and Alcoholism: http://www.niaaa.nih.gov/alcohol-health

Substance Abuse and Mental Health Services Administration: www.samhsa.gov

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Enfermedades y Condiciones a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?