SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Márquez, “golpea” al cáncer de próstata

Por -
Márquez, “golpea” al cáncer de próstata
CRÉDITO: GETTY IMAGES

El boxeador Juan Manuel Márquez quiere vencer, y por nocaut, al cáncer de próstata, el cual es la forma más común de cáncer que afecta a los hombres. ¿Sabes cómo hacerle frente?

Antes que Manny Pacquiao, uno de los mayores rivales del pugilista mexicano Juan Manuel Márquez es el cáncer de próstata, uno de los males que ha cobrado millones de vidas en todo el mundo. Tan sólo en la ciudad de México, de donde es oriundo, desde 1990 a la fecha, anualmente mueren 450 hombres por esta causa, según cifras de la Secretaría de Salud local.

Consciente de esto, el deportista se ha unido una campaña “Unos segundos hacen la diferencia” que busca realizar a los hombres pruebas de antígeno prostático en lugares públicos como mercados o en estaciones del metro del Distrito Federal.

Y es que la situación en tierras aztecas no es nada favorable. Es por esto, que el boxeador busca alertar a a la sociedad, por lo que ya se sometió a una prueba de detección.

“Quiero romper tabúes, y ya en pleno siglo XXI yo creo que ya es necesario saber bien que existen exámenes como el antígeno prostático, y por qué no, también la prueba del tacto, que, yo creo que es salvar una vida”, explicó en declaraciones que recoge la revista TV Notas.

Además de Márquez, otros artistas como el actor Eric del Castillo (quien padeció esta enfermedad), Ignacio López Tarso y el cantante Jorge Muñiz también se han sumado a este movimiento.

¿En qué consiste esta enfermedad?

La próstata es una glándula del aparato reproductor masculino que se ubica debajo de la vejiga y delante del recto. Su tamaño es como el de una nuez y rodea la parte de la uretra. Sin embargo, cuando comienzan a producirse células en exceso en esta área, puede dar pie a la formación de tumores malignos, lo que también se le conoce como cáncer de próstata.

Algunos de los síntomas de esta enfermedad incluyen flujo de orina débil o interrumpido, ganas repentinas de orinar, aumento de la frecuencia de ir a orinar, problemas para vaciar la vejiga por completo, presencia de sangre en la orina o semen, dolor en la espalda, caderas o la pelvis que no desaparece, falta de aire, sensación de cansancio, latidos rápidos del corazón, mareo o piel pálida a causa de anemia.

Por fortuna, existen métodos para identificar este tipo de afección, como el examen del recto, en donde el médico o enfermero insertará un dedo dentro de un guante lubricado en el recto y palpará la próstata a través de la pared del recto en busca de bultos o áreas anormales.

La prueba del antígeno prostático específico (APE) es un test de laboratorio que medirá las concentraciones de dicha sustancia en la sangre, mientras que en la ecografía transrectal se insertará en el recto una sonda para examinar la próstata mediante ondas de sonido.

Una de las buenas noticias sobre este padecimiento radica en que, si es detectado a tiempo hay altas probabilidades de curarse.

Con información del Instituto Nacional del Cáncer.

Más para leer:

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Dietas y Nutrición a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?