SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Lorena Rojas ¡ya es mamá!

Por HolaDoctor -
Lorena Rojas ¡ya es mamá!
CRÉDITO: MEZCALENT

Nada la detuvo en su sueño de convertirse en madre, ni mucho menos el cáncer de seno que padece. A sus 44 años, la actriz mexicana Lorena Rojas adoptó una niña llamada Luciana que nació en Miami a principios de octubre.

A través de su cuenta de Twitter, la actriz mexicana Lorena Rojas compartió con sus seguidores la alegría de ser mamá al poder adoptar, después de dos años de trámites, a una pequeña.

“En efecto...! Ha llegado a mi vida la razón por la que TODO ha valido la pena! Soy la más feliz. Gracias a tod@s por sus buenos deseos (sic)”, publicó la artista en la red social.

De acuerdo con reportes locales, la niña nació el 6 de octubre, pero la actriz tuvo que esperar 48 horas para que la mamá no se arrepintiera de entregarla en adopción.

Los últimos años de Lorena Rojas no han sido nada fáciles. En 2008 fue diagnosticada con cáncer de mama, y a pesar de su lucha exitosa contra este mal se le volvió a diagnosticar en 2012, pero en esta ocasión en etapa de metástasis, diseminándose por varias partes del cuerpo.

El tema de la maternidad resultaba un martirio para Rojas, ya que, debido a las secuelas que tuvieron las quimioterapias que le han realizado, las posibilidades de convertirse en madre son casi nulas.

“Mi tratamiento me afectó mucho, pero dejó otras opciones para convertirme en mamá. Considero muy importante la manera de la adopción”, comentó en alguna ocasión la artista.

Sin embargo, ahora que es madre adoptiva las cosas podrían cambiar para bien, incluso su calidad de vida, ya que un estudio publicado en la edición de la revista Acta Obstetricia et Gynecologia Scandinavica en 2012, reveló que la adopción puede mejorar la manera de vivir de las parejas infértiles.

Investigadores suecos compararon los resultados de varios tipos de parejas, unas que adoptaron tras un tratamiento fracasado para problemas de fertilidad, otras que lograron tener hijos con un proceso de fertilización in vitro y otros que no tuvieron problemas de fertilidad.

Al final se encontró que después de cinco años de haberse sometido al tratamiento de fertilización, las personas que no pudieron concebir, pero que en su lugar adoptaron niños, elevaron su calidad de vida, este bienestar se midió como bienestar psicológico.

Más para leer:

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Salud de las estrellas a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?