SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

3 recetas para elaborar pasta de dientes casera

Por -
3 recetas para elaborar pasta de dientes casera
CRÉDITO: THINKSTOCK

Si quieres preparar una pasta dental casera libre de procesos químicos, aquí te damos algunas recetas con ingredientes naturales para la limpieza bucal que te ayudarán a evitar la aparición de caries, sarro, y presumir una hermosa sonrisa.

#1 Bicarbonato de sodio
Pocos elementos tienen tantos usos alternativos como el bicarbonato de sodio. También conocido como carbonato es un producto que puede ser un gran aliado para tu salud bucal. Además de neutralizar el PH de la boca, el bicarbonato de sodio ayuda a disolver el sarro acumulado, eliminando el mal aliento y devolviendo la blancura a los dientes. Para preparar una pasta dental sólo necesitarás: 1/2 cucharada de sal de mar granulada, ½ cucharada de bicarbonato de sodio, una gota de algún aceite esencial (puedes usar naranja, canela, clavo o eucalipto) y un poco de agua. Mezcla todos los ingredientes hasta lograr una pasta de consistencia grumosa. Cepilla tus dientes.

#2 Maravillosa salvia
Desde la antigua Roma hasta nuestros días, la salvia ha sido utilizada para curar enfermedades y procurar alivio. Generalmente se hacen gárgaras con una infusión de sus hojas para combatir el mal aliento y prevenir la gingivitis. Para esta receta sólo necesitarás algunas hojas de salvia, sal marina y arcilla blanca (es muy importante que uses la que es para uso interno, también puede tener el nombre de caolín). Prepara una infusión de salvia bien concentrada y con poca agua. Añade a 2 cucharadas de la infusión, una pizca de sal marina y 3 cucharadas de arcilla blanca y mezcla hasta que quede una pasta uniforme. Cepilla tus dientes tres veces al día.

#3 Potente clavo
El clavo de olor es una hierba aromática que se usa como condimento en las cocinas de todo el mundo y que frecuentemente se emplea como remedio casero para el alivio del dolor de muelas. El clavo es un poderoso antiséptico que ayuda a combatir la inflamación y el dolor. Para esta receta necesitas hervir una cucharada de clavo molido en media taza de agua, hasta que se reduzca el agua hasta la mitad. Cuela y espera que enfríe. Añade 1 cucharada de aceite de coco, ¼ de taza de glicerina y una taza de arcilla blanca poco a poco hasta alcanzar la consistencia deseada.

Cuidar bien de la boca y los dientes durante toda su vida puede ayudar a prevenir problemas a medida que una persona envejece. Cuidarse los dientes significa cepillarse y pasarse la seda dental cada día y visitar al odontólogo (dentista) regularmente.

También te pude interesar:

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Medicina Natural a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?