SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

¡Cuidado con el reto del condón!

Por Julio Guzmán -
¡Cuidado con el reto del condón!

¿Has oído de esto? Cada vez son más los jóvenes que se adentran en esta práctica sin saber que están poniendo en peligro sus vidas. El juego consiste en inhalar un preservativo por la nariz y extraerlo por la boca, y ya es viral por internet.

Todo comenzó cuando a finales del año pasado un par de chicas se grababan mientras jugaban con condones. Cuando de repente se les ocurrió inhalar una de estas piezas por una fosa nasal, pasarlo por la faringe y sacarlo a través de la boca. A partir de entonces el juego se ha hecho viral entre los adolescentes.

A través de sitios de internet como la página de YouTube se pueden encontrar decenas de videos del “reto del condón” o “condom challenge” donde aparecen varios adolescentes haciendo este desafío sin contar con la supervisión de un adulto o personal capacitado en caso de un accidente.

Ante este fenómeno absolutamente inédito, una de las preguntas que surge es la siguiente: ¿por qué lo hacen los adolescentes? La psicóloga Carla Tello, de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) refiere a que es un modelo de conducta que siguen para buscar aceptación. “Al no contar con una aprobación, a veces recurren a estos juegos extremos para tratar de encontrarla. También tiene que ver con no saber medir las consecuencias de sus actos”, comentó.

¿Qué tan riesgosa es esta práctica?

La doctora Patricia Guzmán, especialista en medicina familiar egresada de la UNAM comenta que, “al pasar el preservativo por la campanilla puede ocurrir que se irrite la fosa nasal por las sustancias que tienen los condones, una ruptura de la mucosa nasal y una epistaxis, que es salida de sangre”.

Además, podría ocurrir que “ese látex se pegue al orificio donde está la glotis, que es donde se abre y cierra la laringe con el esófago para poder permitir el paso del bolo alimenticio hacia el esófago y que éste pedazo o sea digerido o vaya a los bronquios y provoque una asfixia”.

Uno de los percances que más a menudo se observa en los videos ocurre cuando al extraer el condón por la boca, los jóvenes estiran demasiado el preservativo que éste efectúa una especie de “ligazo” en la parte interna de la laringe, lo que también representa un peligro. “Puede provocar una descarga amagal, un reflejo en la que el paciente pudiera tener una taquicardia súbita e incluso un paro respiratorio”, dijo Guzmán.

Otro problema que no ha sido considerado por los chicos tiene que ver con la pieza de látex, ya que al ser desenrollado y manipulado, éste podría estar contaminado, sobre todo si está siendo tomado por las manos de varias personas y está siendo pasado de la nariz de uno al otro, entre los que participan en el juego.

Al realizar esta práctica también se pueden presentar algunos signos de alerta, como estornudos debido a que se estimula la nariz con la fricción del condón. “Incluso en los videos se ve que la gente empieza a tener náuseas, deseos de vomitar o dificultad al respirar porque la fosa nasal está ocupada”, agregó la doctora.

Si se presenta alguno de estos síntomas se recomienda buscar una evaluación médica para que se revise la fosa nasal y ver que no haya ninguna lesión local, y si es necesario manejar un antihistamínico para disminuir la producción del flujo nasal que se produce por la irritación.

Asimismo se sugiere hacer una limpieza de la fosa nasal con agua salina para quitar el excedente de los conservadores del preservativo en las fosas nasales y que esto disminuya la reacción del organismo ante este cuerpo o sustancia extraña que esté retando a la mucosa de la nariz.

Aunque hasta el momento no se han reportado decesos a causa de este juego, esta práctica es altamente riesgosa y mortal.

Más para leer: 

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Enfermedades y Condiciones a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?