SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Inscripción abierta de Medicare: ¿parte B o parte D?

Por Consumer Reports -
Inscripción abierta de Medicare: ¿parte B o parte D?
CRÉDITO: THINKSTOCK

Recientemente recibí una pregunta de una mujer que se preguntaba por qué debía inscribirse en la Parte B de Medicare, que cubre las facturas médicas y otras clases de tratamientos para pacientes ambulatorios, puesto que se encontraba en excelente estado de salud y recibía la mayoría de su atención con un médico que practicaba la medicina natural.

Y recibí otra pregunta de un hombre que mencionaba que no deseaba inscribirse en la Parte D de Medicare, que cubre medicamentos, puesto que no gastaba mucho en medicamentos. Mi opinión es: ambas personas se exponen a un desastre. Esta es la explicación.

Ambos lectores cometieron el error común de todos los humanos de basar las decisiones de cobertura en el estado actual de su salud, en vez de considerar lo que podría ocurrir si desarrollan una condición seria en que el tratamiento y el medicamento son muy costosos.

Por ejemplo, uno de los lectores era una mujer de 66 años que indicó que se encontraba en excelente estado de salud. Escribió, "Me hago un par de exámenes de sangre y tomo un sustituto natural para la tiroides, y los gastos totales de mi bolsillo son aproximadamente de $3,000 al año. No me he inscrito en la Parte B de Medicare ya que aparentemente no cubre ninguno de estos gastos. ¿Existe alguna Parte B que se pueda incorporar a mi preferencia con respecto a la medicina natural?"

A pesar de que posiblemente tenga buenos hábitos de ejercicio y una dieta admirable que reducen el riesgo de muchas enfermedades, esto no tiene nada que ver con otras que afligen a las personas debido a su mala suerte o malos genes. La enfermedad de Parkinson y muchos tipos de cáncer vienen a la mente inmediatamente. Considere, por ejemplo, qué ocurriría si ella desarrollara cáncer de seno. El tratamiento tiene un costo de aproximadamente $100,000, en la mayoría de los casos en forma de radiación y quimioterapia para pacientes ambulatorios que se cubre en la Parte B, no en la Parte A. En ese caso, sus gastos totales de su bolsillo aumentarían de $3,000 a $50,000 o $60,000 al año.

El otro lector indica que él y su esposa planean comprar un plan Medigap pero no un plan de medicamentos de la Parte D ya que "nos costaría más de $1,000 al año, con un deducible anual de aproximadamente $300 por cada uno, mientras que nuestros gastos de medicamentos no suman más de aproximadamente $600 a $800 al año".

Mi punto de vista es: es posible que sus medicamentos sean baratos ahora, pero ¿qué ocurre si en un par de meses uno de ustedes se enferma con algo cuyo tratamiento implique $750 al mes de recetas médicas? ¿Lo puede absorber su presupuesto?

Y no se consuele creyendo que siempre puede inscribirse en la Parte B y Parte D más adelante si su situación médica cambia. Este "derecho" viene con algunas condiciones costosas.

Si no se inscribe en la Parte B cuando es elegible la primera vez, se le multará con un cargo adicional permanente del 10% sobre su prima por cada año en que pudo estar en la Parte B, pero no estuvo. De tal modo que para la mujer de 66 años, ya hay una multa del 10%. Peor aún, si eventualmente decide inscribirse en la Parte B, solo puede hacerlo durante el período general anual de inscripción. La próxima oportunidad será del 1º de enero al 31 de marzo de 2013, para que la cobertura comience el 1º de julio. Por lo tanto, si hoy se le diagnostica cáncer de seno, tendría que absorber la factura completa de sus tratamientos como paciente ambulatorio durante los próximos ocho meses.

La Parte D funciona un poco diferente. Si no se inscribe cuando es elegible la primera vez, se le multará con un cargo adicional permanente del 1% sobre su prima por cada mes en el cual pudo estar en la Parte D, pero no estuvo. En el 2013, si retrasó su inscripción durante un año completo, el total de la multa es de aproximadamente $3.74 al mes.

Y en el caso de la Parte B, si retrasa su inscripción solo puede unirse al plan una vez al año, durante el período de inscripción abierta que inicia el 15 de octubre hasta el 7 de diciembre, y la cobertura inicia el 1º de enero. Por lo tanto, si no se inscribe y repentinamente necesita un nuevo medicamento costoso en febrero, tendrá que pagarlo de su bolsillo durante 11 meses antes de que pueda iniciar la cobertura en la Parte D.

Posdata: En respuesta a la pregunta de la mujer saludable, no, no hay ninguna Parte B especial para los partidarios de la medicina natural. Sin embargo, si su médico acepta pagos de Medicare, es posible que la Parte B cubra algunas de sus pruebas de sangre, dependiendo de lo que son y por qué las necesita, y definitivamente le otorgará el derecho de una "visita de buena salud" gratuita anual. También cubre el tratamiento quiropráctico para ciertas indicaciones. La Parte D no cubre todos los suplementos nutritivos de venta libre.

Para obtener información adicional, consulte nuestra Guía para comprar seguro médico  así como las clasificaciones de los planes de seguro médico

—Nancy Metcalf

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Consumer Reports a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?