SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Lentes de contacto de fantasía casi la dejan ciega

Por -
Lentes de contacto de fantasía casi la dejan ciega
CRÉDITO: THINKSTOCK

Los lentes de contacto cosmético o de fantasía que dan la apariencia de tener ojos de vampiro, de zombi, de gato, color violeta o fluorescente, podrían ser el complemento perfecto para el disfraz de Halloween, sin embargo, no son un accesorio libre de riesgos. Sarah Richards, de 24 años lo comprobó en carne propia y pudo haber perdido la vista.

Sarah compró un par de lentes de contacto zombi en una tienda por sólo15 dólares. Horas después estaba en agonía, los lentes se habían pegado a sus globos oculares y tenía fuertes dolores en los ojos. La joven había ido a una fiesta de Halloween con sus amigos y tras haber bebido unos tragos, admite que olvidó quitarse los lentes para dormir.

"Como yo nunca he usado lentes de contacto antes, yo no sabía cómo ponerlos o lo que deberían haber sentido. Lo que recuerdo es que estaban hechos de un plástico bastante grueso y se sentían incómodos en los ojos de inmediato. Pero después de un tiempo me acostumbre y asumí que todo estaba bien", narró al diario británico Mirror que publicó su historia.

Sarah llegó a pensar que se había dañado los ojos de forma permanentemente debido a que el dolor y los problemas continuaron por varios días. Tenía la vista borrosa y difícilmente podía mirar la luz. Temerosa, fue a la sala de emergencias del centro de salud de su comunidad. Ahí le dieron unas gotas para una fuerte infección y le dijeron que evitará usar maquillaje o lente de contacto.

"Yo le diría a cualquiera que esté pensando usar lentes de contacto de fantasía que lo piense dos veces", alertó.

Los lentes de contacto de fantasía resultan fácilmente asequibles, en especial a través de Internet, en bazares, centros de belleza y otros establecimientos no autorizados en donde no existe ningún tipo de control ni garantía de seguridad. Los lentes de contacto que no son limpiados y desinfectados adecuadamente pueden causar infecciones dolorosas y potencialmente graves.

Al respecto, la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA, por su sigla en inglés) de Estados Unidos, advierte que los lentes de contacto decorativos (también conocidos como lentillas de contacto de moda o pupilentes de contacto de colores, entre otros nombres), son dispositivos médicos regulados y los lugares que los anuncian como cosméticos o los venden sin prescripción médica no cumplen con la ley.

Los lentes de contacto deben ser personalizados de acuerdo al tamaño de la esfera, diámetro, eje y otras medidas del ojo. Al no estar personalizado el lente, aumenta la fricción de éste sobre la córnea y por tanto el riesgo de provocar infecciones y daños que conduzcan a padecimientos fatales como la ceguera o la pérdida del ojo; el riesgo de presentar úlceras de la córnea es de las consecuencias más comunes provocadas por lentes de contacto de fantasía.

"El problema no son los lentes de contacto decorativos en sí mismos", destaca Bernard Lepri, optometrista de la FDA. "Es la forma inadecuada en que la gente los usa, sin una prescripción válida, sin la participación de un profesional calificado en el cuidado de los ojos, o sin un seguimiento adecuado."

"Las infecciones bacterianas pueden ser extremadamente rápidas, resultar en úlceras en la córnea y provocar ceguera; algunas veces en menos de 24 horas si no se diagnostican y se tratan inmediatamente", advirtió.

Entre los daños que pueden tener los ojos se encuentran: abrasiones de la córnea (la superficie de tejido transparente en forma de cúpula que cubre el iris, la parte del ojo que le da el color a los ojos), infección de la córnea (una úlcera en la córnea), conjuntivitis ("pink eye"), disminución de la visión, e incluso, ceguera.

La FDA aconseja no usar lentes de contacto decorativos a menos que se haya consultado con un profesional de la vista, le hayan dado la medida de los lentes e instrucciones sobre cómo usarlos.

También te puede interesar

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Enfermedades y Condiciones a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?