SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Vivir de forma saludable podría reducir drásticamente las muertes por el cáncer

Por Amy Norton, Reportera de HealthDay -
Vivir de forma saludable podría reducir drásticamente las muertes por el cáncer

Cuatro factores del estilo de vida clave son: el peso, el ejercicio, no fumar y dejar el alcohol, según un estudio

JUEVES, 19 de mayo de 2016 (HealthDay News) -- La mayoría de muertes por cáncer entre los estadounidenses blancos podrían prevenirse mediante cuatro cambios saludables en el estilo de vida, según estima un nuevo estudio de gran tamaño.

Los investigadores dijeron que si los hombres blancos en Estados Unidos no fumaran, mantuvieran un peso saludable, hicieran ejercicio con regularidad y solo bebieran alcohol de forma moderada (si es que beben algo), podrían prevenirse aproximadamente dos tercios de las muertes por cáncer.

Si las mujeres blancas en Estados Unidos hicieran lo mismo, más de la mitad de sus muertes por cáncer se podrían evitar, reportaron los investigadores.

Aunque el estudio se limitó a las personas blancas, los expertos afirmaron que se podrían esperar unos resultados similares en otros grupos raciales y étnicos.

El "mensaje sencillo" es que un estilo de vida saludable es importante, dijo el Dr. Mingyang Song, becario investigador en la Facultad de Medicina de la Universidad de Harvard, que trabajó en el estudio.

Eso podría sonar obvio, pero los efectos del estilo de vida y el ambiente sobre el riesgo de cáncer se habían cuestionado recientemente. Song indicó un estudio publicado el año pasado en la revista Science. Dicho estudio propuso que la "mala suerte" tiene un papel importante en el cáncer.

La teoría es la siguiente: Ciertos tejidos corporales, como el del colon, tienen una tasa alta de reemplazo en su población de células madre. Eso hace que el tejido sea más vulnerable a las "mutaciones aleatorias" que llevan al cáncer. Esa mala suerte, a su vez, explica en gran medida por qué algunos tejidos del cuerpo humano tienen tasas altas de cáncer.

Algunos informes en los medios de comunicación en ese momento mostraron un panorama negro, según el Dr. Graham Colditz, de la Facultad de Medicina de la Universidad de Washington en St. Louis.

"Implicaban que a uno solamente le queda levantar la manos, porque el cáncer se debe a la suerte", dijo Colditz, que escribió un editorial publicado con el estudio.

Estos últimos hallazgos, dijo, respaldan la idea que muchos estudios pasados han mostrado. "Todo no es suerte o casualidad", dijo Colditz. "Esto confirma claramente que muchos cánceres son prevenibles".

El estudio de Song y sus colaboradores se publicó en línea el 19 de mayo en la revista JAMA Oncology.

Los resultados se basan en 136,000 profesionales de la salud en EE. UU. a los que se había dado seguimiento desde los 80. El equipo de Song los dividió en dos grupos: uno grupo al que consideraban que tenía un "riesgo bajo" de cáncer, en función de los cuatro factores del estilo de vida; y un grupo con un riesgo más alto.

Las personas del grupo del riesgo bajo tenían un peso normal o un ligero sobrepeso; nunca habían sido fumadoras; se abstenían de beber alcohol o bebían de forma moderada (no más de una bebida al día para las mujeres o dos al día para los hombres), y realizaban al menos 2.5 horas de ejercicio moderado cada semana.

A lo largo de los años, los del grupo de bajo riesgo sufrieron menos cánceres. Si los del grupo con el riesgo más alto hubieran seguido los mismos hábitos del estilo de vida, los investigadores estimaron que entre un cuarto y un tercio de los cánceres se podrían haber evitado.

Y casi la mitad de sus muertes a causa del cáncer podrían haberse evitado, indicó el informe.

Pero dado que el grupo de estudio consistió en profesionales de la salud, en realidad tenían hábitos más saludables que el estadounidense promedio, según Song.

Así que los investigadores usaron las estadísticas del cáncer federales para observar qué podría ocurrir si todos los adultos blancos cumplieran los mismos estándares del estilo de vida.

Los investigadores estimaron que aproximadamente la mitad de los diagnósticos de cáncer podrían evitarse, junto con el 67 por ciento de las muertes en los hombres y el 59 por ciento en las mujeres.

Los cánceres de pulmón, de garganta, de riñón, de hígado, de vejiga, de colon y de páncreas mostrarían reducciones significativas, indicaron los investigadores.

El estudio solamente usó datos de estadounidenses blancos. Sin embargo, se podría esperar ver el mismo patrón (si no las mismas cifras) en otros grupos raciales y étnicos, según el Dr. Farhad Islami Gomeshtapeh, de la Sociedad Americana Contra El Cáncer (American Cancer Society).

Al final, las cifras exactas del estudio no son lo importante, porque son estimaciones, dijo Gomeshtapeh, que no participó en el estudio.

"Lo principal es que esto confirma la importancia de los factores ambientales en el riesgo de cáncer", dijo.

Y aunque el estudio se centró en cuatro factores importantes, hay otros, dijo Gomeshtapeh. Las personas también pueden reducir su riesgo de cáncer comiendo de forma saludable, evitando tomar demasiado el sol, y vacunándose contra el virus del papiloma humano y la hepatitis B, por ejemplo.

Más allá de eso, dijo Gomeshtapeh, pueden reducir su riesgo de fallecer de cáncer si realizan las pruebas de evaluación recomendadas.

Colditz dijo lo mismo. Pero también enfatizó que muchos estadounidenses necesitan ayuda para hacer cambios saludables. Las personas no pueden hacer mucho si los alimentos saludables son demasiado caros o no hay lugares seguros en los que hacer ejercicio, o no se puede encontrar ayuda para dejar de fumar, indicó.

"Tenemos que hacer que la prevención del cáncer sea una prioridad nacional", dijo Colditz. "Solamente con decir a las personas que sigan un estilo de vida saludable no es suficiente".

Más información

La Sociedad Americana Contra El Cáncer tiene consejos sobre la prevención del cáncer.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2016, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?