SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Una combinación de medicamentos evita la diabetes tipo 2

Por Serena Gordon, Reportero de Healthday -
Una combinación de medicamentos evita la diabetes tipo 2

Un estudio halla que las dosis bajas de metformina y Avandia reducen el riesgo en dos tercios

MIÉRCOLES, 2 de junio (HealthDay News/DrTango) -- En personas con prediabetes, una combinación de dosis bajas de dos fármacos contra la diabetes, metformina y Avandia (rosiglitazona), parece reducir la progresión de la diabetes tipo 2, según muestra una investigación.

El estudio encontró que el riesgo de desarrollar diabetes tipo 2 se redujo en dos tercios entre los que tomaban la combinación de medicamentos en comparación con los que recibieron un placebo.

"La diabetes es un trastorno metabólico complejo y es poco probable que encontremos una solución mágica para tratar o prevenir esta enfermedad", explicó el autor del estudio, el Dr. Bernard Zinman, director del Centro de Liderazgo Sinaí para la Diabetes del Hospital Monte Sinaí y la Universidad de Toronto. "Por lo tanto, al igual que con los tratamientos para el VIH/SIDA o el cáncer que utilizan la combinación de medicamentos, hemos intentado analizar dos fármacos que según se sabe tienen efectos beneficiosos para la diabetes".

"Nos sorprendió gratamente encontrar que el uso de la mitad de la dosis máxima fue muy eficaz para la prevención de la diabetes tipo 2 ", apuntó.

Además, Zinman aseguró que la combinación de fármacos pareció contrarrestar el aumento de peso, un efecto común de la terapia de Avandia sola. Señaló que los investigadores observaron muy pocos efectos secundarios en este estudio.

Sin embargo, una de las principales preocupaciones de esta combinación de medicamentos, es el uso de Avandia. Este medicamento ha sido sometido a un intenso escrutinio por parte de la FDA debido a que se ha asociado con un mayor riesgo de insuficiencia cardiaca y ataque cardiaco. La información de prescripción de Avandia tiene ahora la advertencia de que el medicamento no se recomienda para cualquier persona que tenga enfermedad cardiaca sintomática, y la evidencia que relaciona al fármaco con un mayor riesgo de ataque cardiaco aún no es concluyente.

Zinman señaló que aunque este estudio no se diseñó para evaluar la seguridad de Avandia, los investigadores no observaron un aumento en el riesgo de enfermedad cardiovascular. También destacó que en este estudio se utilizó únicamente la mitad de la dosis máxima del medicamento.

Los hallazgos del estudio, que fue financiado por el fabricante de Avandia, GlaxoSmithKline, aparecen en la edición en línea del 3 de junio de The Lancet.

En el ensayo participaron 207 adultos con intolerancia a la glucosa, a veces llamada prediabetes. No todas las personas que tienen intolerancia a la glucosa desarrollan diabetes tipo 2, pero la afección se asocia con riesgos cardiovasculares a largo plazo, según el Dr. Richard Bergenstal, presidente de medicina y ciencias de la American Diabetes Association.

"La intolerancia a la glucosa, aunque no se considera como una enfermedad, no es una afección benigna", apuntó.

El estándar por excelencia actual del tratamiento de la prediabetes, de acuerdo con Bergenstal, es el cambio de estilo de vida como hacer ejercicio regular y perder peso. Y cuando se mantienen, los cambios del estilo de vida pueden ser muy eficaces en la prevención de la diabetes tipo 2, pero tales cambios no siempre se mantienen.

"Los cambios en el estilo de vida tienen que ser la base para tratar la diabetes", acordó Zinman. "Sin embargo, el número de personas que los implementa con eficacia es muy pequeño. No es común que alguien baje de peso y se mantenga sin recuperarlo".

El estudio incluyó un año de intervención estructurada en el estilo de vida para todos los voluntarios del mismo. Además, 103 participantes del estudio recibieron 2 miligramos (mg) de Avandia una vez al día y 500 mg de metformina dos veces al día, mientras que 104 recibieron un placebo.

El periodo medio de seguimiento fue de 3.9 años, y durante este tiempo el 14 por ciento del grupo que tomó la combinación de medicamentos desarrolló diabetes tipo 2, en comparación con el 39 por ciento del grupo del placebo.

Esto se traduce en un riesgo 66 por ciento más bajo de progresión a la diabetes para el grupo de tratamiento, según el estudio.

Además, el 80 por ciento de los que fueron tratados alcanzaron niveles normales de azúcar en sangre durante el estudio, frente a sólo 53 por ciento del grupo de placebo.

"Es muy importante frenar esta epidemia de la diabetes y tenemos que empezar con la prediabetes. Los cambios en el estilo de vida pueden ser muy eficaces y además estamos obteniendo más información con respecto a qué medicamentos o combinaciones de medicamentos pueden ser útiles", señaló Bergenstal. Sin embargo, agregó que no está claro a partir de este pequeño estudio si esta combinación de medicamentos puede evitar realmente la progresión de la prediabetes a la diabetes tipo 2.

Más información

Para saber más sobre la prediabetes y lo que se puede hacer para prevenir la diabetes tipo 2, visite la American Diabetes Association.


Artículo por HealthDay, traducido por DrTango

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?