SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Un pequeño estudio vincula la falta de sueño con el riesgo de diabetes tipo 2

Un pequeño estudio vincula la falta de sueño con el riesgo de diabetes tipo 2

Los expertos dicen que no dormir lo suficiente de noche afecta a la hormona que controla a los niveles de azúcar en sangre

JUEVES, 19 de febrero de 2015 (HealthDay News) -- Un estudio reciente explica por qué no dormir lo suficiente podría aumentar el riesgo de diabetes.

Los investigadores dicen que la falta de sueño puede llevar a unos mayores niveles de unas sustancias conocidas como ácidos grasos libres en la sangre. Esas sustancias interfieren con la capacidad de la hormona insulina de regular los niveles de azúcar en sangre.

Los investigadores dijeron que estos hallazgos sugieren que las tasas altas de obesidad y diabetes se podrían reducir mediante algo tan sencillo como lograr que las personas duerman más.

"A nivel poblacional, múltiples estudios han reportado conexiones entre las restricciones en el sueño, el aumento de peso y la diabetes tipo 2", señaló la autora principal del estudio, la Dra. Esra Tasali, en un comunicado de prensa de la Universidad de Chicago. Tasali es profesora asistente de medicina de la universidad.

El estudio incluyó a 19 hombres sanos. Tenían entre 18 y 30 años. Los voluntarios participaron en dos escenarios de sueño. En uno, durmieron toda una noche (unas ocho horas por noche) durante cuatro noches. En el otro, solo durmieron poco más de cuatro horas por noche, según los investigadores.

Tras unas cuantas noches consecutivas de dormir muy poco, los niveles en sangre de ácidos grasos de los hombres aumentaron y siguieron siendo altos durante unas cinco horas en las primeras horas de la mañana. Esos niveles por lo general llegan a su punto máximo y entonces se reducen durante la noche.

Mientras los niveles de ácidos grasos permanecieron altos, la capacidad de la insulina de regular los niveles de azúcar en sangre se vieron afectados, según el estudio.

La autora líder del estudio, Josiane Broussard, explicó en el comunicado que "el resultado fue una pérdida significativa de los beneficios de la insulina. Esa hormona esencial tuvo menos capacidad de realizar su función. La acción de la insulina en esos hombres jóvenes sanos se pareció a lo que por lo general vemos en las primeras etapas de la diabetes". Broussard es una ex estudiante de postgrado de la Universidad de Chicago, y ahora es científica de investigación postdoctoral del Instituto de Investigación sobre Diabetes y Obesidad del Centro Médico Cedars-Sinai, en Los Ángeles.

El estudio aparece en la edición en línea del 19 de febrero de la revista Diabetologia.

Los hallazgos amplían la evidencia creciente de que la falta de sueño podría dañar al metabolismo de la grasa, y sugieren que aumentar la cantidad de sueño de las personas podría reducir las tasas de obesidad y diabetes, dijeron los investigadores.

Más información

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE. UU. ofrecen más información sobre el sueño.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2015, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?