SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Un nuevo medicamento mantiene bajo control por más tiempo un cáncer de mama común

Por Kathleen Doheny, Reportero de HealthDay -
Un nuevo medicamento mantiene bajo control por más tiempo un cáncer de mama común

Añadir Ibrance a la terapia hormonal estándar evitó que la enfermedad avanzara durante nueve meses

SÁBADO, 30 de mayo de 2015 (HealthDay News) -- Añadir un nuevo fármaco llamado Ibrance (palbociclib) a la terapia hormonal estándar ayudó a mantener un tipo común de cáncer de mama bajo control de forma mensurable más tiempo que la terapia hormonal sola, muestra un estudio reciente.

"El palbociclib evita que las células cancerosas crezcan", dijo el autor del estudio, el Dr. Nicholas Turner, líder de equipo del Instituto de Investigación sobre el Cáncer de Londres, Inglaterra.

Añadir el fármaco fue tan efectivo que el ensayo se detuvo pronto para que las que estaban en el grupo de "control", que tomaban un placebo, también pudieran recibir el medicamento.

Los hallazgos se publicaron en línea en la revista New England Journal of Medicine, para coincidir con su presentación, planificada para el sábado, en la reunión anual de la Sociedad Americana de Oncología Clínica (American Society of Clinical Oncology), en Chicago. Pfizer, fabricante del medicamento, ayudó a financiar el estudio.

El equipo de Turner asignó al azar a 521 mujeres a recibir Ibrance más la terapia hormonal estándar, conocida como fulvestrant, o fulvestrant con un placebo.

Todas las participantes del estudio tenían un cáncer de mama avanzado, un tipo conocido como de receptores hormonales positivos y HER2 negativo. Los cánceres que son de receptores hormonales positivos son alimentados por el estrógeno o la progesterona. Los que son HER2 negativos no contienen la hormona HER2, que promueve el crecimiento.

Todas las mujeres tenían cánceres que se habían propagado (enfermedad "metastásica"), y que entonces habían empeorado o recaído después de que tomaran la terapia hormonal inicial. La edad promedio de las pacientes era de unos 57 años.

Los investigadores midieron cuánto tiempo tardó la enfermedad en progresar, para evaluar qué tan bien funcionaba el nuevo fármaco para controlar el cáncer. El tiempo promedio en el grupo de Ibrance y fulvestrant fue de 9.2 meses, frente a 3.8 meses en el grupo de fulvestrant solo, hallaron los investigadores.

El nuevo fármaco se dirige a dos proteínas claves que fomentan el crecimiento de este tipo de cáncer, señaló Turner. El fulvestrant es una terapia hormonal de uso común.

Alrededor del 75 por ciento de todos los cánceres de mama son de receptores hormonales positivos y HER2 negativo, según Turner.

Las pacientes que recibieron la terapia combinada mostraron un pequeño aumento en la fatiga, en el dolor en la boca y su pelo se volvió más fino en comparación con el grupo de la terapia sola, dijo Turner. También fueron más propensas a contraer infecciones. Apenas unas cuantas mujeres se retiraron debido a los efectos secundarios.

Se necesita un seguimiento más largo para observar el efecto del fármaco sobre la supervivencia general de las mujeres, no solo para mantener el cáncer bajo control, apuntó Turner. Los investigadores también están estudiando la posibilidad de usar el fármaco en las mujeres con cáncer de mama con receptores hormonales positivos en etapa inicial.

La Dra. Joanne Mortimer, directora de los Programas de cánceres de las mujeres del Centro Oncológico City of Hope en Duarte, California, aseguró que los resultados del estudio son impresionantes.

"Mantener el cáncer bajo control durante cinco meses adicionales es un resultado importante", afirmó.

La Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) de EE. UU. otorgó a Ibrance una aprobación acelerada a principios de año para su uso en combinación con el fármaco letrozol en las mujeres con cáncer de mama con receptores hormonales positivos y HER2 negativo avanzado que aún no habían recibido terapia hormonal para su enfermedad metastásica.

De forma que los médicos podrían usar el Ibrance "de forma no especificada en la etiqueta", planteó Mortimer. Pero quizá no todas las aseguradoras lo reembolsen, añadió. El medicamento es caro, y cuesta unos 10,000 dólares al mes.

"Una vez se presente este estudio, es probable que la mayoría de aseguradoras lo cubran", comentó Mortimer.

Más información

Para más información sobre el cáncer de mama, visite la Sociedad Americana Contra El Cáncer (American Cancer Society).


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2015, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?