SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Un estudio inicial da esperanzas para una vacuna contra el ébola

Por Dennis Thompson, Reportero de Healthday -

El precursor de la vacuna que se está probando ahora en África occidental produjo una respuesta inmunitaria en los ugandeses

MARTES, 23 de diciembre de 2014 (HealthDay News) -- Buenas noticias con respecto a la vacuna experimental contra el ébola que las autoridades estadounidenses están preparando para realizar pruebas en África occidental: una nueva investigación muestra que un precursor de la vacuna produjo una respuesta inmunitaria segura y potente en personas africanas.

Esa versión anterior de la vacuna, cuando se suministró a más de 100 ugandeses en 2009 y 2010, dio pie a la producción de anticuerpos y leucocitos que podrían proteger a una persona contra la infección del ébola, afirmó la autora del estudio, la Dra. Julie Ledgerwood, jefa del programa de ensayos clínicos del Centro de Investigación sobre Vacunas del Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas de EE. UU.

"Este es el primer estudio que muestra una seguridad y una respuesta inmunitaria comparables de una vacuna para el ébola en una población africana", señaló Ledgerwood. "Esto es particularmente esperanzador dado que los que tienen el mayor riesgo de contraer ébola viven principalmente en África, y para otras enfermedades se ha observado que las vacunas ofrecían una menor protección a las poblaciones africanas".

Los Institutos Nacionales de la Salud (NIH) de EE. UU. están a punto de empezar ensayos clínicos en África occidental para una nueva vacuna contra el ébola basada en un virus de la gripe en chimpancés, llamado adenovirus tipo 3 del chimpancé.

La vacuna usa el virus de los chimpancés para suministrar trozos de material genético del ébola a las células humanas, lo que se espera que provoque una respuesta inmunitaria que proteja contra la infección.

La anterior vacuna usaba un portador basado en el ADN menos eficiente para suministrar el mismo material genético del ébola que está contenido en la nueva vacuna, explico Ledgerwood. Ledgerwood y sus colaboradores reportan los resultados del ensayo anterior en la versión en línea del 23 de diciembre de la revista The Lancet.

"El ADN entra en las células humanas bastante bien, pero el adenovirus del chimpancé entra en las células humanas muy bien", dijo. "Es un mejor sistema de suministro".

Por lo tanto, el éxito de la vacuna anterior da algunas esperanzas de que la nueva vacuna de los NIH sea segura para los africanos y que produzca una respuesta inmunitaria en ellos parecida a la que se ha observado en los estadounidenses en ensayos de seguridad previos, comentó Ledgerwood.

El brote de ébola actual que hay en África occidental ha acabado con la vida de 7,373 personas, según la Organización Mundial de la Salud. El número total de casos en Guinea, Sierra Leona y Liberia es ahora mismo de 19,031.

El Dr. Tom Frieden, director de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU., acaba de regresar de una segunda visita a África occidental, donde se reunió con trabajadores de los CDC, las autoridades sanitarias y los presidentes de los 3 países más afectados por el virus.

En una conferencia de prensa que tuvo lugar el lunes, Frieden comentó que se habían hecho progresos en algunas áreas, pero que en otras partes de África occidental habían aumentado los casos de ébola.

"En Liberia, el brote se ha ralentizado dramáticamente y por el momento el país le está ganando la partida al virus, en parte por las mejoras al acceso a [los centros de tratamiento y a las clínicas], a la seguridad de los funerales y a la implicación de la comunidad", dijo Frieden.

"Pero el brote continua en Sierra Leona, y se ha propagado de forma alarmante en la capital de Guinea. Nos queda mucho por hacer y no es un momento para que relajemos nuestra respuesta", añadió.

"El personal de los CDC está comprometido con esto porque comprende la urgencia de controlar el ébola en África occidental", dijo Frieden. "Detener este brote en su origen en África occidental es esencial para proteger a los estadounidenses. Por eso los CDC están en el campo".

En el ensayo precursor de la vacuna que se acaba de publicar en la revista The Lancet, más de 108 adultos sanos de 18 a 50 años de edad de Uganda fueron asignados aleatoriamente entre noviembre de 2009 y abril de 2010 a recibir la vacuna del ébola, una vacuna parecida diseñada para evitar el virus letal de Marburgo, ambas vacunas a la vez o un placebo inactivo.

Los participantes recibieron una serie de tres inyecciones a lo largo de 8 semanas, y entonces los investigadores dieron seguimiento a la respuesta de su salud y su sistema inmunitario.

Ambas vacunas resultaron seguras cuando se suministraban por separado o juntas, y ambas provocaron una respuesta inmunitaria, reportaron los investigadores.

Aproximadamente la mitad de los participantes desarrollaron anticuerpos en respuesta a la vacuna del ébola, que estaba dirigida a dos cepas distintas del virus, y a la vacuna de Marburgo, hallaron los investigadores.

Un experto elogió los resultados.

"Es significativo que la parte del ébola del ensayo trataba de una vacuna que protege contra las cepas de Sudán y del Zaire, porque una vacuna que protege contra más de una cepa del ébola será muy ventajosa", dijo el Dr. Amesh Adalja, asociado principal del Centro de Seguridad Sanitaria de la UPMC de Baltimore.

Pero los anticuerpos creados por la vacuna no duraron mucho tiempo, hallaron los investigadores, y volvieron a niveles indetectables en el plazo de 11 meses tras la vacunación.

Se esperaba que la protección se redujera, dijo Ledgerwood. En una vacuna basada en el ADN, normalmente no se mantienen unos niveles continuos de protección de los anticuerpos a menos que las personas reciban algún tipo de reforzador. Esperan que la vacuna contra el ébola con el virus de chimpancés produzca una respuesta más fuerte y más duradera.

Los investigadores de los NIH se están preparando para volver al mismo grupo de ugandeses y ofrecer una potenciación de las vacunaciones anteriores del ébola con la nueva vacuna basada en el virus de chimpancés, dijo Ledgerwood.

"Esperamos que nos enseñe unas pocas cosas sobre la inmunología del virus del ébola", dijo Ledgerwood.

Una vacuna rival canadiense para el ébola también está a punto de empezar unos ensayos clínicos en África occidental. La vacuna canadiense usa un virus común para el ganado y los caballos llamado virus de la estomatitis vesicular (VEV), que es de la misma familia viral que el virus de la rabia, pero que provoca solamente síntomas parecidos a los de la gripe en los seres humanos que lo contraen.

Más información

Para más información sobre el virus del ébola, visite los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de los EE. UU.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2014, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?