SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Toda una nación de chinches ataca de nuevo

Por Amanda Gardner, Reportero de Healthday -

Viajan a cuestas de los humanos y están provocando ansiedad a lo largo y ancho de Estados Unidos

VIERNES, 3 de septiembre (HealthDay News/HolaDoctor) -- Desde la soleada California a Nueva York, en hoteles de mala muerte, teatros y oficinas de alto nivel, las chinches aparecen en manadas, aunque hoy día se encuentran en muchos otros lugares y no sólo en su cama.

De acuerdo con un informe de la Asociación Nacional para el Manejo de Plagas (Pest Management Association, NPMA) y de la Universidad de Kentucky, el 95 por ciento de las empresas estadounidenses encuestadas que se dedican al manejo de plagas dijeron que habían "encontrado una infestación de chinches en el último año".

En Nueva York, estas pequeñas criaturas irascibles causaron el cierre temporal de un cine en Times Square así como de tiendas de las cadenas de moda Hollister, Abercrombie & Fitch y Victoria's Secret. Invadieron el edificio Empire State así como la oficina del Fiscal del Distrito de Brooklyn, por no mencionar los refinados vestíbulos de la revista Elle Las quejas por chinches entre los residentes de las ciudades han aumentado de poco más de 500 en 2004 a 10,000 en 2009, de acuerdo con los informes de prensa.

En Ohio, llamada la nueva "capital de las chinches de Estados Unidos", algunos residentes han tenido que dormir en las calles simplemente para alejarse de sus compañeros de casa, informó la revista Time. Pero otras áreas también están siendo afectadas. Según la compañía exterminadora Terminix, aunque Ohio es el estado más infestado, las cinco ciudades principales en materia de chinches son Nueva York, Filadelfia, Detroit, Chicago y Cinncinnati.

Han llegado incluso hasta California. Hay informes de brotes en hoteles de Monterey y Big Sur.

¿A qué se debe su reaparición? Los expertos culpan en gran medida de la reaparición al aumento de los viajes internacionales.

"El número de viajes ha aumentado, sobre todo a destinos internacionales, y eso explica realmente cómo se desplazan las chinches", dijo Missy Henrikson, vicepresidenta de asuntos públicos de la NPMA. "Necesitan a los seres humanos para sobrevivir, así que se han vuelto más móviles y viajan con las personas. Hacen autostop".

Y los viajes a su vez generan más viajes y más infestaciones. "Las chinches fijan su residencia en los hogares de la gente y por eso ahora viajan todo el día con las personas, entran a lugares atípicos, como cines, establecimientos minoristas, hospitales, escuelas, guarderías, lavanderías, es decir todos los lugares que la gente visita durante el día", señaló Henrikson.

Hay que añadir el hecho de que las chinches ahora son resistentes a varios plaguicidas.

"El DDT es el insecticida que provocó realmente su extinción en la última parte del siglo pasado. Después de la prohibición del DDT se volvieron poco a poco más resistentes a una serie de insecticidas de uso común", dijo el Dr. Pascal James Imperato, decano de la Facultad de salud pública del Centro Médico Downstate de la Universidad Estatal de Nueva York.

Ahora que están de vuelta, prefieren generalmente los lugares en los que hay una gran circulación de personas, añadió, como residencias, albergues y habitaciones de hotel, incluidos hoteles de alto nivel.

"Las chinches son igual de felices en ambientes muy limpios o muy sucios", explicó Imperato. "Lo que necesitan básicamente es un anfitrión cálido y muchos lugares buenos para esconderse, por lo que se pueden encontrar tanto en casas muy limpias como en hoteles de alto nivel. Están por todas partes. Son muy democráticas".

Y una vez se establecen, son muy difíciles de erradicar.

"Nuestra industria ha catalogado las chinches como la plaga más difícil de eliminar, más que las termitas, las hormigas y los roedores", señaló Henrikson. "Pueden vivir hasta un año sin comer, de modo que pueden esconderse detrás de sus paneles, bajo sus alfombras, en su ropa, debajo de su sofá, esperando en la clandestinidad el momento en que necesitan alimentarse". La chinche hembra puede tener 400 crías a lo largo de su vida, agregó.

Así que si usted trata de exterminarlas por su cuenta probablemente no lo consiga. "Por lo general, la mejor forma de deshacerse de las chinches es llamando a un exterminador profesional", señaló Imperato. "No intente hacerlo por usted mismo".

Además de algunos insecticidas, las empresas de control de plagas se han vuelto muy creativas al emplear otras herramientas, tales como perros rastreadores de chinches, subir la temperatura de una casa hasta los 140 grados para eliminar estos bichos e incluso tratamiento de "congelación", que utiliza dióxido de carbono congelado, explicó el Dr. Mike Merchant, profesor y entomólogo de extensión urbana de AgriLife Extension Service de Texas y la Universidad de Texas A & M en Dallas.

El consuelo es que las chinches no transmiten enfermedades y no suponen un problema de salud de gran importancia, aparte de estrés y ansiedad. Sin embargo, lo último puede ser significativo.

"Las personas que tienen estos bichos en sus ambientes pierden los papeles, por lo que rocían insecticidas por toda la clase e incluso sobre sí mismos. Hay mucha tensión en torno a esto", dijo Dini Miller, profesora asociada en el Laboratorio Dodson de Manejo de Plagas Urbanas de Virginia Tech en Blacksburg, Virginia. "Es una situación inhumana vivir con miles de bichos en la cama. Usted entra en su casa y se pregunta cómo se las arregla cualquier persona para hacer frente a esta situación".

"Es una amenaza para la salud pública, ya que provoca mucha ansiedad y estrés mental, y sin duda tiene un impacto en la gente", agregó Merchant. "A la gente le asusta que un bicho se alimente de su sangre por las noches".

¿Quiere evitar las chinches? A continuación les decimos cómo

Expertos como Imperato, Miller y la Asociación Nacional para el Manejo de Plagas ofrecen consejos para prevenir o tratar infestaciones:

  • Cada vez que viaje, corre el riesgo de recoger chinches, incluso en los hoteles más lujosos. Así pues, si se va a quedar en un hotel, revise la cama y la cabecera, los pliegues de los colchones, los colchones de muelles, el marco de la cama (somier) para detectar la presencia de insectos aplanados y pequeños de color marrón (alrededor de un cuarto de pulgada de largo). Tampoco es mala idea revisar el resto de los muebles, incluso las tomas de corriente, los protectores de sobretensión y detrás de los marcos de los cuadros, de acuerdo con la NPMA.
  • Inspeccione sus maletas cuando llegue a su casa. Incluso si está seguro de que el hotel en que se quedó estaba limpio, es probable que sus maletas pasaran mucho tiempo junto al equipaje de otra persona durante el viaje. También es buena idea limpiar la maleta con una aspiradora al llegar a casa.
  • Lave toda la ropa en agua caliente tan pronto vuelva a su casa. "Las chinches son muy sensibles al frío y al calor extremo. Usted puede matar las chinches y sus huevos si pone los objetos en una secadora automática entre 20 minutos y media hora o en su automóvil en un día caluroso de verano", apuntó Imperato.
  • Fíjese bien donde guarda su chaqueta o cartera mientras realiza sus actividades diarias, señaló Miller. "Si va a una oficina, debería guardar su abrigo y cartera en un cajón del escritorio, no tiene que colgarlo necesariamente sobre el respaldo de una silla o ponerlo en el suelo", explicó.

Más información

Para más información sobre las chinches, visite la Facultad de agricultura de la Universidad de Kentucky.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?