SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

No solo los juguetes más recientes acarrean riesgos para los niños

Por Dennis Thompson, Reportero de Healthday -
No solo los juguetes más recientes acarrean riesgos para los niños

Expertos advierten que el peligro acecha en los triciclos y en aparatos que funcionan con pilas e imanes

VIERNES, 17 de de diciembre (HealthDay News/HolaDoctor) -- Los juguetes de hoy día con frecuencia son maravillas de la tecnología, llenos de aparatos y artilugios. Pero a medida que los juguetes se hacen más sofisticados, con frecuencia implican peligros nuevos para los niños que los expertos en seguridad instan a los padres y a quienes les dan regalos a tomar en cuenta.

Ahora los juguetes tienen imanes diminutos, pilas potentes y luces láser, entre otras cosas, y pueden ser tan peligrosos como siempre lo han sido las piezas pequeñas y los bordes afilados.

"Los juguetes son para divertirse, disfrutar y para aprender", señaló Rachel Weintraub, directora de seguridad de productos de la Federación de Consumidores de los EE. UU. (Consumer Federation of America). "Deberían ser una fuente de todas estas cosas y no de peligros potenciales y reales. Los padres deben mantenerse alertas".

Su llamado está respaldado por cifras. En 2008, las lesiones por juguetes enviaron a más de 235,000 niños a las salas de emergencia a recibir tratamiento, según la U. S. Consumer Product Safety Commission. Otros 19 niños murieron como consecuencia de un incidente con un juguete.

El riesgo de ahogamiento por mucho tiempo ha sido una causa principal de muerte en los niños y ha suscitado la creación de etiquetas de advertencia sobre piezas pequeñas y la recomendación de edades mínimas para ciertos juguetes.

Pero en los últimos años, los juguetes para montar han resultado el tipo más peligroso en el mercado, según la agencia para consumidores. Se relacionaron con la mayor cantidad de muertes en 2008: Dos niños que iban en triciclo fueron arrollados por un automotor y otros dos se ahogaron luego de caer con el triciclo en una piscina. Otros tipos de juguetes para montar no motorizados fueron responsables de otras cinco muertes.

Los juguetes para montar también se relacionaron con la mayor cantidad de muertes. De hecho, las patinetas que no tienen motor tuvieron que ver con la cuarta parte de todas las lesiones relacionadas con juguetes tratadas en un hospital.

Las estadísticas sobre lesiones sirven como recordatorio de que elegir el juguete adecuado no es más que el principio y que sigue existiendo la necesidad de que los padres sigan vigilando cuando sus hijos jueguen, aseguró el Dr. Pete Kehoe, optómetra de Illinois y vocero de Prevent Blindness America.

"Es justo en ese momento en el que usted deja de mirar que surge el problema", comentó Kehoe.

Los padres también deben tener en cuenta que hay peligros nuevos con los juguetes modernos. Por ejemplo, muchos juguetes contienen imanes pequeños pero potentes y estos "han resultado ser increíblemente peligrosos", señaló Weintraub.

El peligro surge cuando un niño se traga más de un imán. Los imanes pueden atraerse mutuamente a través de las paredes del tracto digestivo del niño, lo que potencialmente puede causar rasgaduras u obstrucciones internas. "Literalmente, puede despedazarle los intestinos a un niño", dijo.

Las pilas pequeñas que contienen los juguetes constituyen otro riesgo para los niños. Si se tragan, las pilas pueden alojarse en el esófago y causar una quemadura potencialmente fatal a medida que la corriente recorre los tejidos internos del organismo. Los expertos médicos cuyas investigaciones sobre los peligros de las pilas aparecieron en la edición de junio de Pediatrics, hallaron que una batería deglutida se debe retirar del esófago de un niño en un plazo de dos horas para prevenir lesiones graves o la muerte.

"Consumers Union hizo una presentación en la que puso un trozo de jamón sobre una pila. La pila quemó la carne hasta atravesarla", relató Weintraub.

Los apuntadores de láser y los juguetes con estos adminículos también constituyen un riesgo. Un niño suizo de quince años que jugaba con uno de estos apuntadores accidentalmente lo dirigió a sus ojos y dañó permanentemente su visión, según una carta publicada el 9 de septiembre en la New England Journal of Medicine.

Incluso los juegos de video tienen sus problemas. Jugarlos en exceso puede hacer que los ojos se esfuercen demasiado, según Kehoe.

"Si usted hace cualquier cosa en demasía, le va a hacer daño", dijo. "Los niños no deberían pasar más de veinte o treinta minutos jugando un juego de video sin detenerse a descansar los ojos".

Los padres que deseen asegurarse de que los juguetes sigan siendo divertidos y atesorados, en lugar de potencialmente peligrosos, deben seguir algunas sugerencias claves, según Weintraub, Kehoe y Prevent Blindness America:

  • Siga las recomendaciones sobre la edad que aparecen en el empaque del juguete. Las recomendaciones ahora aparecen también en juguetes que se anuncian por Internet, agregó Weintraub.
  • Piense en la manera en que un niño juega e interactúa con los juguetes. Por ejemplo, si todavía se mete cosas a la boca, tenga en cuenta los peligros potenciales de ahogamiento.
  • Asegúrese de que los juguetes que necesiten pilas las tengan en compartimientos que los niños no puedan abrir con facilidad.
  • No compre juguetes con imanes para niños que todavía se meten cosas a la boca.
  • Examine todos los juguetes para detectar piezas sueltas y puntas o bordes afilados.
  • Cuando compre un juguete para montar, compre también equipo protector y asegúrese de que sea usado. Supervise siempre a los niños cuando estén montando sus juguetes.
  • No le compre joyas de juguete a un niño. Las joyas metálicas para niños siguen siendo un problema por los altos niveles de plomo y cadmio que contienen, por lo que recomendamos que no se las compren a los niños y que los niños no jueguen con ellas", sentenció Weintraub.

Más información

La Academia Estadounidense de Pediatría tiene más información sobre la compra de juguetes seguros.

Lo que dice la ley sobre los juguetes

Los juguetes fabricados en los EE. UU. o importados al país deben cumplir con los estándares establecidos en 1995 en la Ley de protección de la seguridad infantil.

Según la Consumer Product Safety Commission, la ley específica, por ejemplo, lo siguiente:

  • Las bolas deben tener un diámetro superior a los 4.5 cm (1.75 pulgadas) si las van a usar niños menores de tres años.
  • Cualquier bola que tenga este diámetro o uno inferior debe llevar una advertencia de peligro de ahogamiento y no debe ser usada por niños menores de tres años.
  • Cualquier juguete o juego para niños de entre 3 y 8 años que tenga una bola pequeña debe llevar una advertencia sobre el peligro de ahogamiento.
  • Los juguetes y los juegos que contengan piezas pequeñas también deben incluir esta advertencia si los van a usar niños entre los 3 y los 6.
  • Los globos de látex y los juguetes o juegos que contengan uno deben llevar una advertencia de que los niños menores de ocho años pueden ahogarse o atragantarse con globos sin inflar o reventados y que la supervisión de un adultos es indispensable.

Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?