SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Muchos estadounidenses tienen dudas sobre la efectividad de la vacuna contra la gripe

Muchos estadounidenses tienen dudas sobre la efectividad de la vacuna contra la gripe

Una encuesta encuentra que un tercio de los adultos no creen que la vacuna les protegerá; los expertos en enfermedades infecciosas se muestran en desacuerdo

MARTES, 15 de diciembre de 2015 (HealthDay News) -- Menos de la mitad de los estadounidenses creen firmemente que la vacuna contra la gripe les ayudará a evitar la enfermedad, y un tercio consideran que no les ofrecerá ninguna protección en lo absoluto, halla una encuesta reciente.

El hecho de que la encuesta de The Harris Poll revelara que tantas personas dudan sobre la vacuna contra la gripe es preocupante, apuntó un experto, porque la inmunización sí ofrece una protección.

"La vacuna puede ofrecer una garantía de protección contra la gripe de entre un 60 y un 70 por ciento", dijo el Dr. Len Horovitz, especialista pulmonar del Hospital Lenox Hill, en la ciudad de Nueva York. "¿Cómo podría alguien no desear toda la protección posible?".

Pero la encuesta en línea de 2,225 adultos, llevada a cabo a mediados de octubre, encontró que el 32 por ciento no creían que la vacuna contra la gripe les protegería, mientras que apenas un 43 por ciento "creían firmemente" que una vacuna contra la gripe les ayudaría contra el virus.

Y casi la mitad de los encuestados (un 42 por ciento) pensaba que "la gente se toma la temporada de gripe demasiado en serio".

Muchos encuestados dijeron que había varias formas más de protegerse contra la gripe, como lavarse las manos con frecuencia (un 69 por ciento), usar desinfectantes de manos (un 37 por ciento) y descansar bien (un 63 por ciento). Otras estrategias de confianza incluían comer de forma saludable (un 54 por ciento), usar la ropa adecuada para el clima (un 48 por ciento) y tomar vitaminas (un 37 por ciento), reveló la encuesta.

El respaldo de la vacuna contra la gripe pareció aumentar con la edad. Por ejemplo, tres cuartas partes de los estadounidenses de a partir de 70 años (un grupo que es particularmente vulnerable a la gripe) creían que la vacuna podía protegerles, según la encuesta. Pero esa cifra se redujo al 47 por ciento en la generación de la postguerra, y a apenas un tercio en la generación X y los milenarios.

Con los remedios alternativos ocurrió lo contrario, según los hallazgos. Por ejemplo, mientras que apenas un 8 por ciento de los mayores de 70 creían que los tratamientos homeopáticos podían protegerlos de la influenza, el 14 por ciento de la generación de la postguerra, el 18 por ciento de los de la generación X y el 29 por ciento de los milenarios creían que esos productos podrían ayudar.

Pero nada ofrece la misma protección que la vacuna contra la gripe, señaló otro experto, y las consecuencias de no vacunarse pueden ser graves.

Los estudios muestran que el uso de la vacuna contra la gripe "redujo el riesgo de los niños de ser admitidos a la unidad de cuidados intensivos pediátricos en relación con la gripe en un 74 por ciento durante las temporadas de influenza de 2010 a 2012", señaló el Dr. Howard Selinger, presidente de medicina familiar de la Facultad de Medicina de la Universidad de Quinnipiac en Hamden, Connecticut.

"La vacuna contra la influenza también se asoció con una reducción del 71 por ciento en las hospitalizaciones relacionadas con la gripe en los adultos de todas las edades, y con una reducción del 77 por ciento en los adultos de a partir de 50 años en la temporada de gripe de 2011-2012", añadió Selinger.

"La moraleja es que las conductas saludables y la vacuna contra la gripe, en conjunto, pueden hacer una tremenda diferencia para mantener a la gente sana", aseguró Selinger. "Y si contraen la gripe, debería hacer que la enfermedad dure menos y reducir la gravedad de los síntomas".

Mientras tanto, muchos estadounidenses hacen lo mejor que pueden para evitar los gérmenes de la influenza en primer lugar. La encuesta encontró que el 51 por ciento de los encuestados dijeron que limitan el contacto con los niños para intentar huir de la gripe, mientras que el 35 por ciento dijeron que evitan el transporte público durante la temporada de la influenza.

El 32 por ciento creen que lo más probable es que las puertas, los pomos y los picaportes estén contaminados con gérmenes, seguidos por los teléfonos (el 19 por ciento), los sanitarios y las manivelas de los sanitarios (el 5 por ciento), los controles remotos, las esponjas y el dinero (el 4 por ciento cada uno).

Más información

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE. UU. tienen más información sobre la vacunación contra la gripe.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2015, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?