SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Más de cuatro millones de estadounidenses afirman haber conducido embriagados el mes anterior, según los CDC

Más de cuatro millones de estadounidenses afirman haber conducido embriagados el mes anterior, según los CDC

El conductor borracho típico es un hombre joven con antecedentes de atracones de bebida, según una encuesta

JUEVES, 6 de agosto de 2015 (HealthDay News) -- Un nuevo estudio encuentra que casi el 2 por ciento de los adultos (alrededor de 4.2 millones de personas) admitieron haber conducido embriagados el menos una vez el mes anterior.

El estudio, basado en datos de 2012 analizados por los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU., también describe al conductor borracho "típico": hombres jóvenes con antecedentes de atracones de bebida.

Controlar el problema podría salvar incontables vidas, dijeron los investigadores de los CDC, dado que "los accidentes de conducción por la discapacidad provocada por el alcohol han conformado alrededor de una tercera parte de todas las muertes por accidentes de coche en EE. UU. en las dos últimas décadas".

Un experto se mostró de acuerdo. Los atracones de bebida están descontrolados en los jóvenes, advirtió el Dr. Scott Krakower, que se especializa en los problemas con el abuso del alcohol.

"Los individuos no deben tener miedo de buscar ayuda si tienen un problema con la bebida", dijo. "La moraleja es que, si uno está bebiendo, nunca debe conducir un vehículo motorizado. Pone vidas inocentes en riesgo".

En el nuevo estudio, un equipo dirigido por la investigadora de los CDC Amy Jewett observó datos de 2012 de una encuesta anual del gobierno federal. Hallaron que "un estimado de 4.2 millones de adultos reportaron al menos un episodio de conducción bajo la influencia del alcohol en los 30 días anteriores, lo que resulta en un estimado de 121 millones de episodios [por año]".

Las tasas variaban ampliamente entre los estados, y con frecuencia se vinculaban con las leyes sobre la conducción bajo la influencia del alcohol del estado, según los CDC. Al oeste medio le fue peor en términos de la conducción con embriaguez, pero eso no es sorprendente, según el equipo, porque "las personas que viven en el oeste medio han reportado de forma constante unas tasas más altas de conducción bajo la influencia del alcohol que las que viven en otras regiones".

El perfil del conductor borracho "típico" tampoco sorprenderá a muchos: un hombre joven que se da atracones de bebida. Según el estudio, los hombres de 21 a 34 años conformaron una tercera parte de todos los episodios de conducción con embriaguez, mientras que los hombres en general conformaron el 80 por ciento de los conductores embriagados.

El informe encontró que el 4 por ciento de los adultos caen en la categoría de "bebedores por atracón": hombres que consumen 5 o más bebidas en una ocasión, o mujeres que consumen 4 o más bebidas en una ocasión. Ese 4 por ciento de los adultos están involucrados en casi dos tercios de todos los incidentes de conducción con embriaguez, anotaron los investigadores de los CDC.

"Los atracones de bebida son extremadamente problemáticos entre los adultos jóvenes y la población en edad universitaria, y son un factor importante de la conducción bajo la influencia del alcohol", añadió Krakower, jefe asistente de la unidad de psiquiatría del Hospital Zucker Hillside en Glen Oaks, Nueva York.

"En 2013, el 39 por ciento de los estudiantes universitarios reportaron atracones de bebida a lo largo del mes anterior", dijo. "La investigación también ha mostrado que el consumo de alcohol en la minoría de edad podría avanzar a un problema grave con el alcohol en la adultez".

Un factor que empeora el peligro en la carretera es el hecho de que las personas que dicen que a veces no usan el cinturón de seguridad también son tres veces más propensas a conducir embriagadas que los adultos que usan el cinturón de forma habitual, señalaron los investigadores de los CDC.

Pero todas esas cifras se pueden reducir. Según el equipo de Jewett, las muertes por la conducción con embriaguez pueden reducirse si todos los estados se ponen más estrictos respecto al tema, haciendo cumplir las leyes sobre el alcohol en el aliento, aumentando los impuestos sobre el alcohol, penalizando el consumo de los menores de edad, expandiendo los "chequeos de sobriedad" en las carreteras, y requiriendo cierres de ignición (detectores de alcoholemia en el coche) para las personas con condenas anteriores por conducir borrachas.

Los padres también pueden cumplir con su parte, dado que las conductas de problemas con el alcohol con frecuencia comienzan a una edad temprana, añadió Krakower.

"Se ha mostrado que la influencia paterna sobre las conductas de consumo de alcohol de los adolescentes es un importante factor contribuyente", dijo. "Es importante que los padres tengan normas estrictas para que no se beba alcohol".

El estudio aparece en la edición del 7 de agosto de la revista de los CDC Morbidity and Mortality Weekly Report.

Más información

Para más información sobre cómo los padres pueden ayudar a controlar la conducción bajo la influencia del alcohol, visite MADD.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2015, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?