SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Los partos en casa podrían ser seguros para los embarazos de 'bajo riesgo', según un estudio

Por Randy Dotinga, Reportero de HealthDay -
Los partos en casa podrían ser seguros para los embarazos de 'bajo riesgo', según un estudio

Pero un crítico desestima los hallazgos canadienses como incompletos, y dice que no son aplicables a EE. UU.

LUNES, 21 de diciembre de 2015 (HealthDay News) -- A algunos bebés nacidos en casa parece irles igual de bien que a bebés similares nacidos en el hospital, encuentra un nuevo estudio canadiense.

Pero los investigadores solo observaron embarazos considerados de bajo riesgo, y los servicios de emergencias tuvieron que responder en alrededor del 8 por ciento de los partos en casa, halló el estudio.

Un destacado crítico de los partos en casa desestimó los hallazgos, y dijo que las parteras están más integradas en el sistema de salud canadiense que en el estadounidense.

Pero la autora del estudio, Eileen Hutton, directora del Programa de Educación en Asistencia al Parto de la Universidad de McMaster en Hamilton, Ontario, dijo que los resultados deben resultar calmantes para las mujeres que estén pensando en dar a luz en casa.

"Me sentiría muy tranquila con respecto a que los resultados del parto en casa son buenos", afirmó. Pero añadió que las mujeres que den a luz en casa deben tomar precauciones especiales en caso de una emergencia.

"Siempre y cuando haya una coordinación entre la casa y el hospital, se podría decir que el parto en casa parece ser igual de seguro que dar a luz en el hospital", planteó Hutton.

En Estados Unidos hay una tendencia pequeña pero creciente a favor de los partos en casa. Hasta 2009, menos del 1 por ciento de los nacimientos se producían en casa, pero esa cifra (de un 0.72 por ciento) había aumentado en casi un 30 por ciento durante los cinco años anteriores, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU.

Hubo una época en que los partos en casa eran prácticamente universales. La gran mayoría de los nacimientos se producían en casa en 1900, pero ya en 1940 el 56 por ciento de los nacimientos ocurrían en los hospitales, y en 1969 el 99 por ciento de los nacimientos, señalan los CDC.

Hay un debate continuo sobre si los partos en casa son tan seguros como los partos en el hospital. Los partos en casa generalmente son atendidos por parteras o comadronas, no por médicos, aunque los médicos pueden estar disponibles si es necesario. Los hogares también carecen del sofisticado equipo médico con que cuentan los hospitales, aunque con frecuencia las ambulancias pueden proveer un acceso casi instantáneo a la atención de emergencia.

El Colegio Americano de Obstetras y Ginecólogos (American College of Obstetricians and Gynecologists) afirma que los hospitales y los centros de partos son los lugares más seguros para los partos, y advierte que los bebés se enfrentan a un riesgo más alto de muerte (aunque sigue siendo bajo en general) si nacen en casa.

En el nuevo estudio, los investigadores compararon casi 11,500 partos planificados en el hospital con la misma cantidad de partos planificados en casa en la provincia de Ontario entre 2006 y 2009. Todos los embarazos, que se consideraban de bajo riesgo, fueron atendidos por parteras. Eso significa que las madres no tenían afecciones médicas como hipertensión, diabetes ni antecedentes de complicaciones en partos anteriores, señaló Hutton.

Independientemente de que nacieran en casa o en el hospital, los bebés del estudio se enfrentaron a más o menos el mismo riesgo de ser mortinatos, de morir en el primer mes de vida, de problemas graves de salud o de necesitar ser reanimados en los primeros minutos tras nacer. Las madres que parieron en casa necesitaron menos intervenciones, como epidurales u óxido nítrico para la analgesia, u oxitocina para acelerar el parto.

Hutton reconoció que esto podría deberse a que las mujeres que desean un parto más natural quizá sean más tolerantes a algunos aspectos, como el dolor. Pero también podría ser que el ambiente más controlado y familiar del hogar mejore el proceso de parto para la madre, planteó.

En cuanto al hallazgo de que alrededor del 8 por ciento de las madres necesitaron atención de emergencia, Hutton dijo que las perspectivas de las mujeres sobre esas cifras diferirán. "Algunas personas dirán que dado que hay un riesgo del 10 por ciento de necesitar una transferencia al hospital, irán al hospital desde el principio. Y otras dirán que hay un 90 por ciento de probabilidades de permanecer en casa", comentó.

El Dr. Amos Grunebaum, crítico del parto en casa, director de obstetricia y jefe de partos de Weill Cornell Medicine en la ciudad de Nueva York, dijo que la mayoría de estudios de EE. UU. han mostrado unos riesgos más altos para los bebés que nacen en casa.

El estudio canadiense es demasiado pequeño para permitir "una conclusión significativa", afirmó Grunebaum, y tiene menos valor porque excluye a muchas mujeres y no reporta qué sucedió luego a los bebés.

En general, dijo, "es imposible hacer que un parto en casa sea más seguro que un parto en un hospital, porque en casa hay un tiempo inadecuado para realizar intervenciones como una cesárea de emergencia si ocurre un problema, y no hay pediatras disponibles si el bebé tiene dificultades".

Además, "en EE. UU. la mayoría de parteras carecen de suficiente entrenamiento y experiencia y no necesitan una educación universitaria", dijo, y tampoco se les obliga a ayudar a nacer solo a bebés de bajo riesgo.

¿Qué deben hacer las mujeres si quieren dar a luz en casa?

Aunque desaconseja el parto en casa, Grunebaum dijo que las mujeres que insisten "deben asegurarse de que su partera tenga un buen nivel de educación y cuente con una licencia. La mayoría de parteras domiciliarias de EE. UU. carecen de seguro por responsabilidad médica, de forma que si algo sale mal no hay protección".

Hutton, por otro lado, respalda el parto en casa. Dijo que es importante encontrar una partera bien calificada y asegurar que haya una buena coordinación con un hospital, de forma que el personal de emergencia pueda iniciar la atención de inmediato, sin dificultades, si es necesario.

El estudio aparece en la edición del 21 de diciembre de la revista CMAJ (Canadian Medical Association Journal).

Más información

Para más información sobre el parto en casa, visite el Colegio Americano de Obstetras y Ginecólogos


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2015, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad