SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Las imágenes computarizadas añaden satisfacción a las cirugías estéticas de la nariz

Por Jenifer Goodwin, Reportero de Healthday -
Las imágenes computarizadas añaden satisfacción a las cirugías estéticas de la nariz

Los pacientes de rinoplastia que vieron su nueva nariz antes de la cirugía se sintieron más felices con los resultados

VIERNES, 19 de noviembre (HealthDay News/HolaDoctor) -- El software de edición de imágenes da a los pacientes una idea bastante buena de cómo se verán tras una cirugía plástica de la nariz, y la mayoría valora el proceso de revisión previa, según encuentra un estudio reciente.

El software de "metamorfosis", usado por cirujanos plásticos desde los 90, parece mejorar la comunicación entre pacientes y médicos, señalaron cirujanos que participaron en el estudio.

"Tener una imagen de un individuo disponible y manipular la nariz en la pantalla es mejor a que [la paciente] me muestre fotografías de quince mujeres cuyas narices le gustan", aseguró el Dr. Andrew Frankel, autor principal del estudio y cirujano plástico de la Clínica Lasky de Beverly Hills, California. "Se trata de su nariz y de su rostro".

Los pacientes que pensaban que su imagen computarizada era precisa tendían a sentirse más contentos con los resultados, encontró el estudio, mientras que los cirujanos plásticos eran menos propensos que los pacientes a pensar que la imagen computarizada predecía correctamente el resultado final de la nariz remodelada.

El estudio aparece en la edición de noviembre y diciembre de la revista Archives of Facial Plastic Surgery.

El software de edición de imágenes es un importante paso adelante en el mundo de la rinoplastia, la cirugía plástica de la nariz, enfatizó Frankel.

"Antes de las imágenes computarizadas, la gente traía fotografías de famosos o de otras narices que les gustaban, y preguntaban si podíamos lograr que ese fuera su aspecto, comentó Frankel.

Pero frecuentemente, hacer esa promesa era imposible, dijeron los cirujanos plásticos. Los cirujanos plásticos pueden romper un hueso, eliminar o reformar el cartílago que conforma los dos tercios inferiores de la nariz, e incluso injertar cartílago de otras áreas del cuerpo en la nariz, pero siguen estando limitados por la estructura básica del órgano nasal.

"Constantemente tengo que comunicar al paciente cuáles son expectativas realistas", apuntó el Dr. Richard Fleming, cirujano plástico de Beverly Hills. "Si alguien viene con una inmensa nariz romana y desea una nariz pequeña y delicada, eso no será posible. No puede hacerse".

E incluso narices casi idénticas se verán muy distintas en personas diferentes, dijo Frankel. "Todo lo demás sobre la estructura facial y la persona puede ser distinto, como el color de la piel, los ojos y la estatura, y no hay forma de intercambiar la nariz de alguna famosa latina por la de una irlandesa de 40 años".

Incluso con las imágenes computarizadas, la nariz es una estructura compleja. Los cirujanos afirman que la rinoplastia es el procedimiento más difícil que llevan a cabo.

La nariz no solo tiene que conservar funciones importantes como respirar y oler, sino que también está justo en medio de la cara. Durante la curación, las heridas se contraen, la piel puede hacerse más tensa y las cicatrices pueden debilitar el cartílago, lo que puede deformar la intención del cirujano, anotó Frankel.

"Cuando también se toma en cuenta que es algo subjetivo, que una nariz bonita para una persona quizás no lo sea para otra, la dificultad crece", contó Frankel.

En el estudio, Frankel y colegas enviaron fotos de 38 pacientes de rinoplastia seis meses después de la cirugía junto con sus imágenes computarizadas previas a la operación a un panel de cirujanos plásticos. Pidieron a los cirujanos que calificaran qué tanto concordaban la imagen computarizada y las fotografías postquirúrgicas de la nariz real.

En una escala de cinco puntos, los cirujanos del panel evaluaron la precisión general promedio de las imágenes generadas por computadora con un 2.98, lo que significa que consideraban que la imagen computarizada era "moderadamente precisa", según el estudio.

Los investigadores también pidieron a los pacientes que evaluaran su nivel de satisfacción con su nueva nariz, y la precisión de la imagen computarizada.

La vista de los pacientes discriminó menos. De los once que respondieron, 81 por ciento calificó su nivel de satisfacción como cuatro o cinco de 5. Calificaron la precisión de la imagen con un 3.4 de 5.

Los pacientes que se describieron como satisfechos con la cirugía también tendían a considerar que su imagen computarizada era más precisa que aquellos que se hallaban menos satisfechos.

"Ante la vista del paciente, las imágenes eran incluso más precisas que para los médicos", comentó Frankel. "Si uno se comunica con el paciente y logra llegar a un consenso sobre la imagen, y el cirujano se acerca a este consenso, se tendrá a un paciente más feliz".

Fleming estuvo de acuerdo. "Un cirujano bueno y experto puede acercarse extremadamente al resultado anticipado, y el sistema de imágenes nos da la capacidad de asegurar que el paciente y el cirujano bailan al son de la misma música".

La reestructuración de la nariz, o rinoplastia, fue la segunda cirugía cosmética más popular en 2009, inmediatamente después del aumento de senos, según la Sociedad Estadounidense de Cirujanos Plásticos (American Society of Plastic Surgeons). Los honorarios promedio del cirujano fueron de $4,216, sin incluir la anestesia ni el quirófano.

Unas 256,000 personas se sometieron a una rinoplastia en 2009, un descenso de ocho por ciento frente a las 279,000 que se operaron la nariz en 2008. Esas cifras muestran un descenso respecto a las 389,000 personas que se sometieron a rinoplastia en 2000.

Más información

La Sociedad Estadounidense de Cirujanos Plásticos ofrece más información sobre la rinoplastia.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?