SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Las familias que pasan hambre admiten que 'estiran la fórmula'

Las familias que pasan hambre admiten que 'estiran la fórmula'

Investigadores señalan que se necesitan mejores métodos para identificar a los que no tienen suficiente para comer

JUEVES, 19 de enero (HealthDay News) -- Algunas familias que no pueden costear suficiente fórmula para bebés recurren a "estirar la fórmula", un arriesgado método en que la fórmula para bebés se diluye o no se alimenta a los bebés en algunas ocasiones, advierten investigadores.

Esto puede tener consecuencias de salud significativas para el cerebro en desarrollo del bebé, aumentando el riesgo de problemas de aprendizaje, conductuales y psicológicos, según dos estudios recientes del Centro Médico del Hospital Pediátrico de Cincinnati.

En un estudio, los investigadores estudiaron a familias tratadas en dos clínicas pediátricas de Cincinnati que atienden a unos 45,000 pacientes de vecindarios desventajados cada año. A pesar de recibir ayuda pública, alrededor del 30 por ciento de estas familias no podían costearse las necesidades nutricionales básicas.

"Nos sorprendió hallar que una de cada tres familias tenían preocupaciones por la comida", aseguró en un comunicado de prensa del hospital el coautor del estudio, el Dr. Andrew Beck, pediatra general.

La incapacidad de costearse suficiente comida para satisfacer las necesidades nutricionales básicas se conoce como inseguridad alimentaria. "La inseguridad alimentaria tiende a ser un problema invisible que obliga a las familias a tomar decisiones difíciles entre la nutrición y otras necesidades básicas", lamentó Beck.

Los investigadores apuntaron que se necesitan mejores métodos de exploración para identificar a las familias que no tienen suficiente para comer.

El estudio aparece en una edición en línea reciente de la revista Clinical Pediatrics.

En 2009, el Programa de Nutrición Suplementaria Especial para Mujeres, Bebés y Niños (WIC) federal, que provee nutrición básica para mujeres de bajos ingresos con hijos, redujo la cantidad de fórmula que provee a los bebés mayores de seis meses. Los investigadores revelaron que dos tercios de las familias en las clínicas de Cincinnati respaldadas por el WIC dijeron que con frecuencia no reciben un suministro de fórmula para un mes completo.

De las familias que no pueden cumplir las necesidades nutricionales básicas, el 27 por ciento admitió diluir la fórmula con agua o reducir el número de veces que proveen alimento, halló el estudio.

"Vemos los efectos de esos cambios en nuestras clínicas urbanas, lo que resalta que el WIC es verdaderamente un programa suplementario", señaló en el comunicado de prensa la autora líder del estudio, la Dra. Mary Carol Burkhardt. "Me atrevería a decir que las ciudades con una demografía y niveles de pobreza similares experimentan algunas de las mismas conductas halladas en nuestro estudio".

Otro estudio de estos investigadores, que aparece en la edición del 16 de enero de la revista Pediatrics, halló que las evaluaciones rutinarias de los residentes pediátricos no identifican a las familias que no pueden satisfacer sus necesidades nutricionales.

Los residentes apenas reconocieron el problema en dos por ciento de los casos, mientras que una investigación preliminar mostró que casi un tercio de las familias atendidas en las clínicas urbanas no tenían suficiente que comer.

"A veces, las familias se muestran renuentes a reportar la inseguridad alimentaria, debido al estigma", señaló en el comunicado de prensa del hospital el coautor del estudio, el Dr. Robert Kahn. "Realizamos varias mejoras, que incluyeron capacitar a nuestros residentes pediátricos para que pregunten sobre temas relativos al hambre de una forma más sensible".

La capacidad de los médicos de identificar a las familias que pasan hambre aumentó en once por ciento tras el programa de capacitación, anotó el equipo de Kahn.

Más información

La Academia Americana de Pediatría (American Academy of Pediatrics) tiene más información sobre la alimentación y la nutrición infantiles.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2011, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?