SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Las directrices de evaluación médica dejan de detectar a muchos niños que tienen hipercolesterolemia

Por Serena Gordon, Reportero de Healthday -

Los investigadores sugieren que las pruebas universales podrían ser una mejor opción.

LUNES, 12 de julio (HealthDay News/HolaDoctor) -- Aunque los niveles elevados de colesterol generalmente se consideran un problema de los adultos, un estudio reciente sugiere que las directrices actuales de evaluación del colesterol en los niños dejan de detectar a muchos que ya tienen niveles superiores a los que deberían.

El estudio halla que cerca de diez por ciento de los niños que no cumplían con los criterios actuales de evaluación del colesterol ya tenían niveles elevados.

"Nuestros datos analizaron de manera retrospectiva a poco más de 20,000 niños de quinto grado evaluados durante varios años. Hallamos 548 niños con anormalidades en el colesterol, a pesar de que no ameritaban evaluación según las directrices actuales. De esos, 98 tenían niveles suficientemente elevados como para considerar el uso de medicamentos para reducir el colesterol", señaló el Dr. William Neal, director del Proyecto de detección del riesgo para la arteria coronaria en las comunidades de los Apalaches (Coronary Artery Risk Detection in Appalachian Communities, CARDIAC) del Centro de Ciencias de la Salud Robert C. Byrd de la Universidad de Virginia Occidental.

"Me parece que nuestros datos muestran de manera bastante concluyente que todos los niños se deben evaluar en busca de anormalidades en el colesterol", dijo.

Los resultados del estudio serán publicados en la edición de agosto de Pediatrics, pero aparecen en línea el 12 de julio. Los investigadores dijeron que no tenían relaciones financiares relevantes que se justificara revelar en el informe.

Las directrices actuales del Proyecto Nacional de Educación sobre el Colesterol (National Cholesterol Education Project) recomiendan evaluar a los niños cuyos padres o abuelos tengan antecedentes de enfermedad cardiaca prematura (antes de los 55), o aquellos cuyos padres tengan niveles significativamente elevados (colesterol total superior a 240 mg/dl de sangre). Las directrices de la NCEP también recomiendan evaluar a los niños cuyos antecedentes familiares se desconozcan, sobre todo si tienen otros factores de riesgo, como obesidad.

Cuando se desarrollaron estas directrices, los expertos pensaron que cerca de 25 por ciento de los niños estadounidenses cumpliría con el criterio de evaluación. Sin embargo, en el nuevo estudio, 71.4 por ciento de los niños cumplió con los criterios de evaluación.

Al hacer el estudio, los expertos sabían que las directrices podrían dejar de detectar a algunos niños que tuvieran el colesterol elevado, aunque hubo preocupaciones sobre marcar a los niños con una afección preexistente a tan temprana edad. También hubo preocupación de que se pudieran recetar medicamentos en exceso a los niños. Además, había preocupaciones acerca del costo de una evaluación universal, según el estudio.

El proyecto CARDIAC comenzó en 1988 como manera de identificar a los niños que estuvieran en riesgo de desarrollar enfermedad de la arteria coronaria por medio de evaluaciones gratuitas realizadas en la escuela. Desde su iniciación, el estudio ha evaluado a 20,266 estudiantes de quinto grado de toda Virginia Occidental.

De ese grupo, el 71.4 por ciento reunía los requisitos de las directrices de evaluación y se halló que 8.3 por ciento (1,204 niños) tenían niveles anormales de grasa en sangre, incluidos niveles e lipoproteína de alta densidad (LDL, el colesterol "malo") por encima de 130 mg/dl, mientras que 1.2 por ciento tenía niveles iguales o superiores a 160 mg/dl. Cuando los niveles de LDL alcanzan o superan 160 mg/dl, se puede pensar en los medicamentos, aclaró Neal.

El estudio halló que entre el 28.6 por ciento restante de los niños que no cumplía las directrices de evaluación, probablemente que no estaban en riesgo de colesterol elevado, 9.5 por ciento tenía niveles anormales de grasa en sangre, incluido colesterol elevado, y 1.7 se encontraba en el umbral para decidir silos medicamentos para reducir el colesterol eran necesarios.

Aunque la población de Virginia Occidental tiene un poco más de peso que el promedio nacional, Neal considera que estos hallazgos probablemente sean similares en otras partes del país. Dijo que entre los niños, los genes tienen más que ver con los niveles de colesterol que los factores del estilo de vida.

Sin embargo, no todo el mundo concuerda en que todos los niños deban hacerse evaluar el colesterol.

"Yo no creo en la evaluación universal. Me parece que se debe decidir individualmente, examinar al niño y sus antecedentes familiares, conocer su estilo de vida y factores de riesgo", señaló el Dr. Eric Quivers, director de cardiología de prevención del Hospital Infantil de Pittsburgh.

Además, Quivers señaló que aunque los antecedentes familiares definitivamente tienen que ver con el desarrollo de la hipercolesterolemia, el comportamiento sedentario y una dieta llena de alimentos ricos en calorías y grasas también puede afectar el colesterol de los niños y sus factores de riesgo cardiovasculares.

"Hay componentes tanto genéticos como ambientales para los niveles de colesterol", aseguró Quivers.

Además, los medicamentos más utilizados para reducir el colesterol, las estatinas, conllevan ciertos riesgos, como el desarrollo de un trastorno que causa daño muscular grave y, en casos muy poco comunes, puede resultar fatal. Aún si los niños cumplen con los criterios para usar posiblemente medicamentos para reducir el colesterol, la primera línea de defensa contra el colesterol, según el Proyecto Nacional de Educación sobre el Colesterol (National Cholesterol Education Project), es cambiar el estilo de vida, es decir, realizar actividad física regularmente, llevar una dieta rica en frutas, verduras y granos integrales y, si es necesario, perder peso.

Un panel experto del NCEP ha sugerido, sin embargo, que se deben considerar medicamentos para el colesterol si un niño que tenga el colesterol anormalmente elevado tiene al menos ochos años de edad y no ha cumplido las metas terapéuticas luego de al menos seis meses de seguir un plan de dieta diseñado para reducir el colesterol.

Más información

Para saber más acerca del colesterol en los niños, visite el sitio web KidsHealth de la Nemours Foundation.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?