SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Las cirugías comunes aumentan el riesgo de dependencia a los opiáceos

Las cirugías comunes aumentan el riesgo de dependencia a los opiáceos

Los médicos deben explorar alternativas para el alivio del dolor, plantea un investigador

LUNES, 11 de julio de 2016 (HealthDay News) -- Tras una cirugía para las rodillas y otras operaciones comunes, los pacientes tienen un riesgo elevado de hacerse dependientes de los analgésicos opiáceos, encuentra un estudio reciente.

Esos analgésicos recetados incluyen a la hidrocodona, la oxicodona y el fentanilo, el narcótico implicado en la muerte reciente de Prince, la leyenda del rock.

"En muchas cirugías hay unas probabilidades más altas de hacerse adicto a los analgésicos", advirtió el autor del estudio, el Dr. Eric Sun, profesor de la Facultad de Medicina de la Universidad de Stanford, en California.

Pero Sun advirtió que el riesgo es leve, y que no es motivo para evitar la cirugía.

"El mensaje no es que uno no se deba someter a una cirugía", aclaró Sun. "En lugar de eso, hay cosas que los anestesiólogos pueden hacer para reducir el riesgo, al encontrar otras formas de controlar el dolor y usar reemplazos de los opiáceos cuando sea posible".

En el estudio, los investigadores examinaron las reclamaciones médicas de pacientes tras once procedimientos quirúrgicos comunes entre 2001 y 2013.

Compararon las reclamaciones de casi 642,000 pacientes con seguro privado, de 18 a 64 años de edad, con los de 18 millones de pacientes no quirúrgicos.

Los pacientes que se definieron como usuarios crónicos de opiáceos surtieron 10 o más recetas o recibieron un suministro para más de 120 días en el primer año tras la operación, excluyendo los tres primeros meses tras la cirugía.

Los pacientes de cirugía de reemplazo de rodilla tenían unas cinco veces más probabilidades de convertirse en usuarios crónicos de opiáceos, en comparación con los pacientes que no se sometieron a una cirugía, encontró el estudio. Los pacientes de vesícula biliar también tenían una tasa alta. Era 3.5 veces más probable que se convirtieran en usuarios crónicos de opiáceos.

"También encontramos un aumento en el riesgo entre las mujeres tras una cesárea, que fue algo preocupante dado que se trata de un procedimiento muy común", comentó Sun. En esas mujeres, la tasa fue un 28 por ciento más alta.

El estudio aparece en la edición del 11 de julio de la revista JAMA Internal Medicine.

Cuando es posible, Sun prefiere usar anestesias regionales para reducir la necesidad de opiáceos tras la cirugía, dijo en un comunicado de prensa de la revista. También anima el uso de alternativas para la gestión del dolor, como el Tylenol, tras una cirugía.

Más información

Para más información sobre los analgésicos después de una cirugía, visite la Academia Estadounidense de Médicos de Familia (American Academy of Family Physicians).


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2016, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad