SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

La exposición a largo plazo al smog podría aumentar las muertes por enfermedades cardiacas y pulmonares

La exposición a largo plazo al smog podría aumentar las muertes por enfermedades cardiacas y pulmonares

Un estudio encuentra que la contaminación del tráfico es un gran factor

LUNES, 25 de enero de 2016 (HealthDay News) -- La exposición a largo plazo a la contaminación del aire con ozono, conocida comúnmente como smog, podría aumentar el riesgo de morir de enfermedades del corazón y de los pulmones, indica un estudio reciente.

Los investigadores revisaron datos de un estudio de EE. UU. que se inició en 1982, y encontraron que por cada 10 partes por billón (ppb) adicionales en la exposición a largo plazo al ozono, los adultos tenían un 12 por ciento más de probabilidades de morir de una enfermedad pulmonar.

Además, tenían un 3 por ciento más de probabilidades de morir de una enfermedad cardiaca, y un 2 por ciento más de probabilidades de morir por cualquier causa, según el estudio. El estudio aparece en una edición reciente en línea de la revista American Journal of Respiratory and Critical Care Medicine.

La contaminación atribuida específicamente al tráfico se vinculó con un aumento del 41 por ciento en el riesgo de morir de una enfermedad cardiaca por cada aumento de 10 ppb en la exposición, hallaron los investigadores.

"Unos 130 millones de personas viven en áreas que sobrepasan el Estándar Nacional de la Calidad del Aire Ambiental", comentó en un comunicado de prensa de la Sociedad Americana del Tórax (American Thoracic Society) el coautor del estudio, Michael Jerrett, presidente de ciencias de la salud ambiental de la Universidad de California, en Los Ángeles.

"Aunque el nivel de ozono ha bajado en EE. UU., las reducciones no son tan grandes como las de otros contaminantes. Y en otras partes del mundo, el ozono es un problema creciente", añadió.

Aunque el estudio mostró una asociación entre la exposición a la contaminación y un aumento en el riesgo de morir de enfermedades cardiacas y pulmonares, no se diseñó para probar causalidad.

El ozono es un importante gas de invernadero. Así, además de beneficios inmediatos para la salud, unos niveles más bajos de ozono también podrían ofrecer beneficios de salud a largo plazo al reducir el cambio climático, sugirió Jerrett.

Un estudio anterior encontró que el ozono se asociaba con un aumento más pequeño, del 4 por ciento, en el riesgo de morir por una enfermedad pulmonar. Este nuevo estudio de mayor tamaño sugiere que el ozono aumenta el riesgo de muerte por enfermedades del corazón y de los pulmones mucho más de lo que se había reconocido antes, según los investigadores.

Más información

La Agencia de Protección Ambiental de EE. UU. ofrece más información sobre el ozono.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2016, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?