SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

La contaminación atmosférica leve es preocupante en el embarazo

La contaminación atmosférica leve es preocupante en el embarazo

Un estudio encontró que el riesgo de una importante causa de nacimiento prematuro comenzaba bien por debajo de los estándares de la Agencia de Protección Ambiental (EPA)

JUEVES, 28 de abril de 2016 (HealthDay News) -- Ser expuesta a tan solo un nivel bajo de contaminación atmosférica durante el embarazo aumenta el riesgo de una complicación del embarazo que puede provocar problemas de salud a largo plazo en los niños, advierte un nuevo estudio.

"Este estudio plantea la preocupación de que incluso los estándares actuales de contaminación atmosférica quizá no sean suficientemente estrictos como para proteger al feto, que podría ser particularmente sensible a los factores ambientales", comentó la autora del estudio, Rebecca Massa Nachman, becaria postdoctoral de la Facultad de Salud Pública Bloomberg de la Universidad de Johns Hopkins, en Baltimore.

"Encontramos efectos biológicos en mujeres expuestas a unos niveles de contaminación atmosférica inferiores al estándar de la EPA", añadió en un comunicado de prensa de la universidad.

Los investigadores encontraron que mientras mayor era la exposición de una mujer embarazada a la contaminación atmosférica, más probable era que desarrollara una afección llamada inflamación intrauterina. Esa afección es una causa importante de nacimiento prematuro. También aumenta el riesgo de problemas de salud del hijo de la mujer desde la etapa fetal hasta la niñez avanzada, explicaron los investigadores.

Pero el estudio no prueba una relación causal. Solo muestra una asociación entre la exposición a la contaminación atmosférica y la complicación del embarazo.

"Hace 23 años, mostramos que unos niveles altos de contaminación atmosférica conducían a malos resultados en el embarazo, incluyendo nacimientos prematuros. Ahora estamos mostrando que incluso unos niveles bajos de contaminación atmosférica parecen tener efectos biológicos a nivel celular en las mujeres embarazadas", señaló la autora principal del estudio, la Dra. Xiaobin Wang, en el comunicado de prensa. Wang es directora del Centro de Orígenes de la Enfermedad a Principios de la Vida en la Bloomberg.

Los autores del estudio observaron datos de más de 5,000 parejas de madres e hijos de Boston, la mayoría de bajos ingresos. Alrededor de dos tercios de las mujeres del estudio se expusieron a niveles de contaminación atmosférica considerados como aceptables por la EPA. Un tercio se expuso a los niveles del estándar de la agencia, o superiores, apuntaron los investigadores.

Las mujeres expuestas a los niveles más altos de contaminación atmosférica tenían casi el doble de probabilidades de desarrollar inflamación intrauterina que las expuestas a los niveles más bajos. El primer trimestre pareció ser el momento de mayor riesgo de la afección, reveló la investigación.

La mayoría de las mujeres con inflamación intrauterina tiene pocas señales obvias de la afección. Pero la placenta, que por lo general se destaca tras el parto, ofrece pistas cruciales sobre la afección, y podría proveer también otras importantes informaciones de salud, según los investigadores.

"La placenta dar una idea sobre lo que sucede en términos de la exposición a principios de la vida y lo que significa para los futuros problemas de salud", planteó Wang.

"Este órgano se descarta, pero evaluarlo es no invasivo y podría ser una fuente valiosa de todos tipos de información ambiental", añadió.

El estudio aparece en la edición en línea del 27 de abril de la revista Environmental Health Perspectives.

Más información

March of Dimes ofrece más información sobre la contaminación atmosférica y el embarazo.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2016, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?