SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

La aspirina podría ayudar a los pacientes a vencer el cáncer de próstata

Por Amanda Gardner, Reportero de Healthday -
La aspirina podría ayudar a los pacientes a vencer el cáncer de próstata

Un estudio retrospectivo halla que los anticoagulantes se relacionan con una reducción de 50 por ciento en el índice de mortalidad

LUNES, 25 de octubre (HealthDay News/HolaDoctor) -- Un estudio reciente sugiere que uno de los medicamentos más comunes y ubicuos del mundo, la aspirina, podría reducir el riesgo de muerte para los pacientes de cáncer de próstata que no se ha propagado más allá de la glándula.

Al examinar los registros de más de 5,000 pacientes de cáncer de próstata, 2,000 de los cuales tomaban aspirina u otro anticoagulante, los investigadores que se presentan en la reunión anual de la Sociedad Estadounidense de Radiooncología (American Society for Radiation Oncology, ASTRO) de San Diego informan que el riesgo de morir por causa de cáncer se redujo en más de la mitad.

"Mostramos que los pacientes que toman medicamentos anticoagulantes lograron mejores resultados en cuanto a la muerte por cáncer de próstata y que ese beneficio fue más marcado en pacientes que tenían enfermedad de alto riesgo", señaló el Dr. Kevin Choe, radiooncólogo de la Facultad de medicina de la Universidad de Texas Southwestern de Dallas. Los tumores de alto riesgo son más agresivos y por ende es más probable que con el tiempo maten al paciente.

Choe intervino el lunes en la teleconferencia de la ASTRO.

Según los investigadores, de los anticoagulantes usados en el estudio, la aspirina fue la que parecía explicar la mayor parte del beneficio.

Ya ha habido algo de evidencia de que el cáncer y el sistema de coagulación del organismo podrían estar relacionados de alguna manera.

"Los pacientes de cáncer tienden a desarrollar coágulos en las piernas y en los pulmones con más frecuencia. Además, los pacientes que desarrollan coágulos en las piernas y los pulmones tienden a desarrollar cáncer con más frecuencia", anotó Choe. "Nuestra hipótesis era que los medicamentos anticoagulantes podrían reducir las probabilidades de muerte por cáncer de próstata entre pacientes de cáncer localizado".

Además, al menos según una reseña retrospectiva de registros médicos, no pareció que fuera así. Sin embargo, los estudios retrospectivos, en los que los investigadores revisan datos previamente recolectados en busca de asociaciones, no son tan confiables como los ensayos prospectivos.

En el estudio participaron 5,275 a los que se había diagnosticado cáncer de próstata que aún no se había propagado más allá de la glándula prostática y que habían sido tratados con cirugía o radiación. De los casi 2,000 pacientes que tomaban anticoagulantes en el estudio, 1,649 tomaban aspirina, 428 warfarina, 287 clopidogrel (Plavix), 26 enoxaparina y 408 una combinación de anticoagulantes.

Luego de un seguimiento promedio de unos siete años, únicamente uno por ciento de los que habían estado tomando un anticoagulante habían muerto, frente a cuatro por ciento de los del grupo de control. A los diez años, un cuatro por ciento de los que tomaron uno de esos medicamentos murió, frente a diez por ciento de los del grupo que no tomaba anticoagulantes.

Esto implica una reducción en el riesgo de alrededor de 50 por ciento, según calcularon los investigadores.

Las probabilidades de que el cáncer se propague al hueso se redujeron mientras que los niveles de antígeno prostático específico (APE), que se piensa que es un marcado del avance del cáncer, también se controlaron mejor.

"Este beneficio se vio bien fuera que estos pacientes fueran tratados con cirugía o con radioterapia", agregó Choe.

Las células del cáncer están recubiertas con plaquetas cuando entran al torrente sanguíneo y van camino de propagarse. Esto las protege de las células inmunitarias y también les ayuda a unirse a su siguiente ubicación, explicó Choe. Los anticoagulantes podrían actuar interfiriendo con este proceso.

Sin embargo, Choe aseguró que no está listo para recomendar el uso rutinario de la aspirina a los hombres a los que se ha diagnosticado cáncer de próstata.

"Es prematuro decir que la aspirina deba ser usada como terapia estándar para todos los pacientes de cáncer de próstata", dijo. "Pero podemos esperar ver este beneficio entre los que están tomando aspirina por otras razones [generalmente cardiovasculares]".

Choe señaló que la aspirina también conlleva algunos riesgos, como sangrado estomacal.

Otro estudio, realizado en los EE. UU., Canadá y Gran Bretaña, también presentado en la reunión de la ASTRO, sugiere que la combinación de terapia hormonal y radiación podría ser el mejor tratamiento para los pacientes de cáncer de próstata localmente avanzado con alto riesgo de reincidencia.

Esto cambia diametralmente la perspectiva anterior de que la terapia hormonal era inútil o incluso "muy desagradable o tóxica", señaló el Dr. Malcolm Mason, autor líder del estudio y radiooncólogo de la Universidad de Cardiff de Gales.

En este ensayo, el mayor de su tipo, participaron unos 1,200 hombres elegidos al azar para recibir terapia hormonal por sí sola o una combinación de terapia y radiación.

Una reseña inicial a los seis años sugirió que los que tomaron la terapia combinada presentaron un riesgo 43 por ciento menor de muerte por cáncer de próstata, mientras que los efectos secundarios no fueron "mayores", aseguró Mason. "Si las figuras de los análisis temporales son similares al análisis final, podríamos esperar una reducción de 43 por ciento de reducción en las probabilidades de muerte por cáncer de próstata entre los hombres que usaron este régimen", dijo.

"Consideramos que estos resultados cambiarán la práctica", agregó Mason. "El tratamiento estándar para cáncer de próstata localizado de alto riesgo para las personas idóneas para la radioterapia deberían ser una combinación de terapia hormonal y radioterapia".

Los expertos anotan que los estudios presentados en las reuniones científicas no se enfrentan al mismo escrutinio de colegas como los que se publican en revistas reputadas.

Más información

El Instituto Nacional del Cáncer de EE. UU. tiene más información sobre el cáncer de próstata.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?