SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

La asistencia sanitaria para los países en vías de desarrollo ha aumentado desde 1990, según un estudio

La asistencia sanitaria para los países en vías de desarrollo ha aumentado desde 1990, según un estudio

Pero el aumento en los fondos se ha estancado desde 2010, añaden los investigadores

MARTES, 16 de junio de 2015 (HealthDay News) -- Ha habido un aumento en la asistencia al desarrollo relacionada con la salud a los países de bajos ingresos desde 1990, encuentra un estudio reciente.

El aumento en la financiación se ha enfocado sobre todo en el VIH/SIDA, la salud materna y la salud del recién nacido e infantil.

"Comprender la forma en que estos patrones de financiación han cambiado con el tiempo... podría ayudar a identificar dónde siguen habiendo lagunas en la financiación, y dónde unas intervenciones rentables podrían salvar vidas", escribieron Joseph Dieleman, del Instituto de Mediciones y Evaluación de la Salud de la Universidad de Washington, en Seattle, y sus colaboradores.

Incluso con el aumento en la asistencia, el riesgo de un niño de morir antes de los 5 años de edad en un país de ingresos bajos era 12 veces más alto que en Estados Unidos en 2013. El riesgo de una madre de morir en el parto era 21 veces más alto en un país de bajos ingresos que en Estados Unidos, anotaron los investigadores. La mayoría de esas muertes son prevenibles, añadieron.

La asistencia para el desarrollo en salud aumentó en un 11 por ciento al año entre 2000 y 2010. Pero no ha habido un aumento significativo en la asistencia para el desarrollo en salud desde 2010, encontró el estudio.

Entre 1990 y 2014, se distribuyeron 458 mil millones de dólares de países de altos ingresos en países en vías de desarrollo para mantener o mejorar la salud. La asistencia fue de casi 7 mil millones de dólares en 1990. Esto aumentó a casi 36 mil millones de dólares en 2014.

El gobierno de EE. UU. fue la mayor fuente de asistencia para el desarrollo relacionada con la salud. Estados Unidos contribuyó más de 143 mil millones de dólares entre 1990 y 2014. Eso equivale a más o menos el 31 por ciento de la cantidad total, apuntaron los investigadores. Reino Unido fue el segundo país que más contribuyó, con un 7 por ciento del total, equivalente a casi 33 mil millones de dólares entre 1990 y 2014.

Las fundaciones privadas proveyeron casi 70 mil millones en asistencia para el desarrollo relacionada con la salud a los países de bajos ingresos entre 1990 y 2014, lo que incluyó más de 6 mil millones de dólares el año pasado.

Desde 1990, el 28 por ciento de la asistencia para el desarrollo relacionada con la salud fue para la salud materna y la salud neonatal e infantil. Los programas para el VIH/SIDA recibieron el 23 por ciento de la asistencia, encontró el estudio.

El estudio aparece en la edición del 16 de junio de la revista Journal of the American Medical Association.

Con la creciente austeridad en los países ricos, quizá sea difícil mantener la financiación para el desarrollo relacionada con la salud destinada a los países de bajos ingresos, anotó en un editorial que acompaña al estudio el Dr. Andy Haines, de la Escuela de Higiene y Medicina Tropical de Londres, en Reino Unido.

"El trabajo como el descrito [en este estudio] debe de ser respaldado y ampliado. Se necesitan datos adicionales para proveer una mejor evidencia para la toma de decisiones, y para fortalecer el argumento a favor de la financiación para abordar los problemas de salud de las poblaciones pobres que viven en países de bajos ingresos que no pueden financiar la provisión de atención de salud esencial a sus propias poblaciones en el futuro cercano", escribió Haines.

Más información

La Organización Mundial de la Salud ofrece más información sobre la financiación sanitaria.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2015, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?