SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Estudio cuestiona uso de acetaminofén para el dolor de espalda baja y artritis

Estudio cuestiona uso de acetaminofén para el dolor de espalda baja y artritis

Un análisis de 13 ensayos encontró muy poco efecto del medicamento mejor conocido como Tylenol

MARTES 31 de marzo de 2015 (HealthDay News) -- El acetaminofén, mejor conocido como Tylenol en los Estados Unidos, no parece ayudar a calmar el dolor de la espalda baja y ofrece poco alivió para la forma más común de artritis, de acuerdo a un nuevo informe.

El análisis de datos de 13 estudios podría cambiar las recomendaciones actuales para el alivio del dolor según los expertos.

"Estos resultados respaldan la reconsideración de las recomendaciones del uso de [acetaminofén] a pacientes" con estas afecciones, concluyó un equipo encabezado por Gustavo Machado del Instituto George por la Salud Global de la Universidad de Sídney en Australia.

Los investigadores analizaron 10 estudios que examinaban el uso de acetaminofén para tratar la artrosis de la cadera o la rodilla y tres estudios que evaluaban el uso del analgésico para el dolor de la espalda baja.

La artrosis, la forma más común de artritis, y el dolor de espalda están entre las principales causas de discapacidad a nivel mundial, de acuerdo a los investigadores. Los lineamientos clínicos actuales recomiendan el acetaminofén como la primera línea de tratamiento con medicamentos para ambas afecciones.

Sin embargo, las dudas que han surgido sobre la efectividad del medicamento para tratar esas afecciones y las inquietudes sobre la seguridad de la dosis completa recomendada (hasta 4,000 miligramos al día), han hecho que los lineamientos se vuelvan controversiales, de acuerdo al equipo Machado.

Revisando los datos agrupados, los investigadores hallaron que en el caso de la gente con dolor de espalda baja, el acetaminofén fue ineficaz para reducir la discapacidad del paciente o mejorar la calidad de vida.

En personas con artrosis de la cadera o la rodilla, el acetaminofén ofreció solo un beneficio pequeño sin importancia clínica en la reducción del dolor y la discapacidad, según lo encontrado por el estudio.

McNeil Consumer Healthcare, el fabricante de Tylenol, respondió que el acetaminofén tiene unA larga trayectoria de efectividad.

En un comunicado, la empresa dijo que antes de cambiar los lineamientos clínicos, "es importante revisar exhaustivamente el conjunto de la evidencia... El perfil de seguridad y eficacia del acetaminofén es respaldado por más de 150 estudios a lo largo de los últimos 50 años".

Por su parte, un experto de los Estados Unidos también instó a la prudencia.

"Parte del problema de comparar muchos ensayos es que se pierde el beneficio para un paciente individual", dijo el Dr. Houman Danesh, director de manejo integral del dolor en la Escuela de Medicina de Mount Sinai en la ciudad de Nueva York.

"El dolor de espalda es un proceso multifactorial; si el paciente tiene desequilibrios musculoesqueléticos que le provocan dolor, el tratamiento es distinto del que sería si tuviera artritis o soporte inadecuado en el calzado, o dolor de espalda provocado por una hernia de disco", explicó Danesh. "Agrupar estos y otros diagnósticos en una etiqueta de 'dolor de espalda' que lo abarca todo no es recomendable al tratar al paciente".

La Dra. Allyson Shrikande es una fisiatra -- una experta en rehabilitación física -- en el Hospital Lenox Hill en la ciudad de Nueva York. Ella dijo que también existen opciones para tratar el dolor que no involucran medicamentos.

"Los ejercicios de fortalecimiento han mostrado disminuir el dolor en la artrosis de rodilla", observó Shrikande. "Los médicos suelen recetar Tylenol u otros medicamentos orales como la primera línea de tratamiento pero tal vez se podría probar un programa de terapia física personalizado de manera individual antes de utilizar Tylenol u otros analgésicos orales".

Danesh coincidió en que las pastillas no siempre eran necesarias. De hecho, "este [nuevo] estudio sugiere que otros métodos, como la acupuntura, dejar de fumar, perder peso, la actividad física y la ergonomía correcta en nuestras estaciones de trabajo, podrían tener un rol igual al del [acetaminofén] en el tratamiento del dolor de espalda", dijo.

Los problemas de seguridad también podrían entrar en juego. En un editorial acompañante en la revista, Christian Mallen y Elaine Hay de la Universidad Keele en Inglaterra, escribieron que el estudio "reabre el debate" sobre la efectividad y seguridad del acetaminofén.

Sin embargo, dijeron que si el acetaminofén es retirado de los lineamientos de tratamiento actuales para el dolor de la espalda baja y la artritis, podría darse un incremento en el uso de otros medicamentos, como los potentes, y frecuentemente adictivos, analgésicos narcóticos.

Los hallazgos se publicaron el 31 de marzo en la revista BMJ.

Más información

La Biblioteca Nacional de Medicina de los Estados Unidos (U.S. National Library of Medicine) cuenta con más información sobre el acetaminofén.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2015, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?