SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Encuentran que la epilepsia es más común en EE. UU. de lo que se pensaba

Por Steven Reinberg, Reportero de Healthday -
Encuentran que la epilepsia es más común en EE. UU. de lo que se pensaba

Expertos urgen más investigación y financiación para satisfacer las necesidades crecientes

LUNES, 27 de diciembre (HealthDay News/HolaDoctor) -- Un estudio reciente sugiere que una de cada 26 personas de Estados Unidos desarrollará epilepsia en algún momento de su vida.

Esa tasa es mayor de lo que se creía, apuntan los expertos, y resalta la necesidad de más financiación y atención para el trastorno.

"Este estudio es un análisis importante del número potencial de pacientes de epilepsia en EE. UU.", aseguró el Dr. Joseph I. Sirven, presidente electo del comité asesor profesional de la Epilepsy Foundation, y profesor y catedrático de neurología en la Clínica Mayo de Scottsdale, Arizona.

Sirven, que no participó en el estudio, anotó que plantea dos puntos importantes:

  • Los adultos mayores están en mayor riesgo de desarrollar epilepsia.
  • Un mayor número de personas de lo que se pensaba desarrollarán epilepsia en algún momento de sus vidas.

"El estudio sugiere que hasta doce millones de estadounidenses desarrollarán epilepsia, un número mayor del esperado", señaló Sirven. "Además, se trata de un cálculo conservador y no es el peor caso posible, ya que el riesgo de por vida sería mayor en las áreas más urbanas. Claramente, esta afección amerita más atención".

Los hallazgos aparecen en la edición del 4 de enero de la revista Neurology.

Para el estudio, Dale C. Hesdorffer, profesora asociada de epidemiología clínica y sus colegas investigadores del Centro Sergievsky del Centro Médico de la Universidad de Columbia en la ciudad de Nueva York observaron la probabilidad de desarrollar epilepsia entre residente de Rochester, Minnesota, entre 1960 y 1979.

Identificaron a 412 personas que sufrían de la enfermedad durante ese periodo, y calcularon el riesgo de por vida de desarrollar epilepsia en 1.6 por ciento hasta los 50 años y de tres por ciento hasta los 80.

Con los años, el riesgo de por vida aumentó de 3.5 por ciento en el periodo de 1960 a 1969, a 4.2 por ciento de 1970 a 1979, encontraron los investigadores.

"Nuestros resultados resaltan la necesidad de más investigación usando datos de vigilancia de la epilepsia, sobre todo dado el envejecimiento de la población de EE. UU.", señaló Hesdorffer en un comunicado de prensa de la Academia Estadounidense de Neurología. "Esa vigilancia también nos dará información útil para los que planifican la atención de salud a medida que abordan las necesidades de servicio de los pacientes de epilepsia".

El Dr. Edwin Trevathan, decano de la Facultad de salud pública de la Universidad de San Luis y autor de un editorial acompañante en la revista, apuntó que la epilepsia pasa mayormente desapercibida, y apenas hay datos limitados sobre los nuevos casos.

"Debido a esto, no tenemos buenos datos para informar las decisiones que toman nuestros líderes de salud, y algunos de los mejores investigadores analizan datos que tienen entre treinta y cincuenta años de antigüedad", lamentó Trevathan en el comunicado de prensa.

Urgió una financiación adicional por parte del Congreso de manera que los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU. puedan recolectar los datos necesarios.

"La epilepsia tiene un impacto importante en la salud pública", aseguró Trevathan. "Se necesita desesperadamente un abordaje nacional para la monitorización de las tendencias de la epilepsia para poder vigilar el impacto de las mejoras en la atención del trastorno, para identificar problemas en esa atención que deben corregirse y para ofrecer datos actualizados a los investigadores".

Más información

El Instituto Nacional de Trastornos Neurológicos y Accidente Cerebrovascular de EE. UU. tiene más información sobre la epilepsia.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?