SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

En las ciudades, unos vínculos sociales menos ricos podrían fomentar la enfermedad mental

En las ciudades, unos vínculos sociales menos ricos podrían fomentar la enfermedad mental

Un estudio sueco encuentra que los habitantes urbanos son más propensos a trastornos como la esquizofrenia

MARTES, 7 de septiembre (HealthDay News/HolaDoctor) -- Una conexiones sociales débiles, o fragmentación social, podrían ser uno de los principales motivos de que las personas criadas en ciudades sean más propensas a desarrollar esquizofrenia y otros trastornos psicóticos que las que viven en áreas rurales, sugieren los resultados de un estudio reciente.

"Hay una variación mundial sustancial en la incidencia de esquizofrenia. El patrón geográfico más claro dentro de esta distribución de tasas es que las áreas urbanas tienen una mayor incidencia de esquizofrenia que las rurales", explicaron en un artículo que aparece en la edición de septiembre de la revista Archives of General Psychiatry Stanley Zammit, de la Universidad de Cardiff en Gales, y colegas.

En su estudio, Zammit y colegas analizaron datos de casi 204,000 personas en Suecia, y encontraron que 328 (0.16 por ciento) habían sido admitidas a un hospital en algún momento para tratamiento de la esquizofrenia, 741 (0.35 por ciento) habían sido admitidas con psicosis no afectivas, 355 (0.17 por ciento) con psicosis afectivas (como los trastornos del estado de ánimo) y 953 (0.47 por ciento) con otras psicosis.

Los investigadores examinaron si características individuales, escolares o de área se asociaban con la psicosis y encontraron que "ser criado en áreas más urbanizadas se asociaba con un mayor riesgo de desarrollar cualquier trastorno psicótico no afectivo".

Y "esta asociación se explicó sobre todo por las características de área, en lugar de características de los individuos mismos. La fragmentación social fue la característica de área más importante que explicaba el mayor riesgo de psicosis en individuos criados en ciudades", escribieron.

"Nuestros hallazgos resaltan la preocupación de que la integración física por sí sola no es suficiente, pero que algunas de las características positivas tradicionalmente conferidas por la segregación, como una sensación de seguridad localizada, la cohesión y el espíritu comunitario, también deben mantenerse para mejorar la salud mental de los individuos de la población", concluyeron Zammit y colegas.

Más información

La American Academy of Child and Adolescent Psychiatry tiene más información sobre los trastornos psicóticos.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?