SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Asocian los días en que hay mucho smog con el tipo de ataque cardiaco más grave

Asocian los días en que hay mucho smog con el tipo de ataque cardiaco más grave

Los pacientes con problemas cardiacos deberían tomar precauciones cuando la contaminación sea alta, según un estudio

DOMINGO, 8 de noviembre de 2015 (HealthDay News) -- La contaminación del aire aumenta el riesgo de sufrir un ataque cardiaco grave para los que tienen una enfermedad cardiaca, según sugiere un estudio reciente.

Los investigadores examinaron los datos de miles de personas tratadas por un ataque cardiaco en Salt Lake City y alrededores entre 1993 y 2014. Su objetivo era ver el modo en que la contaminación afecta al riesgo de ataque cardiaco y qué tipo de ataque cardiaco en particular.

El estudio halló una asociación firme entre una mala calidad del aire (más de 25 miligramos de materia particulada fina por metro cúbico de aire) y el aumento del riesgo de sufrir un ataque cardiaco llamado IMEST, el más peligroso de todos. Pero el estudio no demostró que la mala calidad del aire provoque este tipo de ataque cardiaco.

El ataque cardiaco IMEST se produce cuando una arteria cardiaca está completamente bloqueada y una gran proporción del músculo cardiaco deja de recibir sangre. Sin un tratamiento rápido, un paciente puede sufrir un daño cardiaco irreparable o fallecer, explicaron los investigadores.

"Nuestra investigación indica que durante los días con una mala calidad del aire, aquellos con unos niveles altos de MP2.5, los pacientes con enfermedades cardiacas tienen un riesgo más alto de sufrir un ataque cardiaco IMEST", dijo el autor del estudio, el Dr. Kent Meredith, cardiólogo en el Instituto Cardiaco del Centro Médico Intermontañas de Salt Lake City, en un comunicado de prensa del instituto.

"Al hacer esta asociación, los médicos pueden aconsejar mejor a sus pacientes con problemas cardiacos que eviten la exposición al aire de mala calidad, y de este modo reducir sus probabilidades de sufrir un ataque cardiaco en días en los que están en un riesgo potencialmente más alto", añadió.

Los investigadores aconsejaron a los pacientes con problemas cardiacos que se familiarizaran con el Índice de calidad del aire, que usa códigos de colores. El amarillo significa que el aire es moderadamente saludable, el naranja no es saludable para los grupos sensibles y el rojo es malsano.

"El estudio sugiere que durante muchos días con una calidad del aire amarilla, y en todos los días con una calidad del aire roja, las personas que sepan que tienen una enfermedad arterial coronaria podrían estar más seguras si limitan su exposición a la materia particulada en el aire si hacen ejercicio en interiores, limitan el tiempo que pasan en exteriores, evitan las actividades estresantes y toman sus medicamentos debidamente", dijo Meredith.

"Estas actividades pueden reducir la inflamación en las arterias, y por tanto hacer que los pacientes sean menos sensibles a la materia particulada fina presente en los días en que la calidad del aire sea mala", concluyó.

El estudio fue presentado el domingo en la reunión anual de la Asociación Americana del Corazón (American Heart Association) en Orlando, Florida.

Los datos y las conclusiones presentados en reuniones no se han sometido a la revisión rigurosa por parte de profesionales que se requiere para los estudios publicados y deberían considerarse preliminares.

Más información

La Asociación Americana del Corazón tiene más información sobre la contaminación atmosférica y las enfermedades cardiacas.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2015, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?