SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

La obesidad de la madre pone en peligro la vida del bebé

Por -
La obesidad de la madre pone en peligro la vida del bebé
CRÉDITO: THINKSTOCK

Un grupo de investigadores vinculó el peso de las embarazadas con la salud de los fetos o los bebés. Y se llegó a la conclusión de que las obesas o con sobrepeso tienen dos o tres veces más riesgo de perder el embarazo, dar a luz a un niño muerto o que el niño muera al poco tiempo de nacer.

Un grupo de investigadores analizó 38 estudios en busca de datos que ayuden a promover que la mujeres que quieran ser madres tengan un peso saludable, aún antes de quedar embarazadas. El líder del estudio, Dagfinn Aune, del Departamento de Epidemiología y Bioestadística de la Escuela de Salud Pública del Imperial College London, en Inglaterra, aconsejó que las mujeres embarazadas deben seguir las guías actuales, que indican cuánto hay que subir de peso durante el período de gestación. 

El análisis realizado permite tener un mejor panorama sobre el nivel de riesgos, y si bien la muerte de fetos y niños es bastante rara en países con altos ingresos, “es devastador para los padres que lo sufren” explicó Aune. 

Una mujer obesa o con sobrepeso tiene más riesgo de tener diabetes tipo 2, diabetes gestacional, preeclampsia, hipertensión y en el bebé, defectos de nacimiento, explica el experto. Estas condiciones aumentan el riesgo de dar a luz a un niño muerto, y aunque no se conocen los detalles de los mecanismos moleculares, Aune supone que hay un efecto biológico relacionado con el exceso de peso.

El doctor Paul Cook, obstetra y ginecólogo de la Clínica Scott & White en Marble Falls, Texas, comenta que hoy es común ver mujeres de 250 libras (113 kg), y que el 85% de las embarazadas de Estados Unidos son obesas o tienen sobrepeso. Muchas veces esas mujeres ignoran que su peso excesivo puede afectar tanto a su salud como a la de su bebé y como Aune, sostiene la necesidad de que bajen de peso antes de comenzar su embarazo. 

Un excesivo aumento de peso en la madre supone un mayor riesgo para el bebé, según hallaron los investigadores. Y si bien es un riesgo relativamente bajo, afecta a un 1% de mujeres obesas, en comparación con el 0.76% en mujeres de peso normal. Y en el caso de las mujeres con obesidad severa, el porcentaje sube a 2,7. 

Entre los estudios revisados por Aune y su equipo, figuraban más de 10,000 abortos, más de 16,200 nacimientos con el bebé muerto y más de 4,300 muertes del bebé cerca de la fecha de parto. También hubo 11,300 muertes durante el primer mes de vida y 5,000 muertes del bebé poco tiempo después.

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Dietas y Nutrición a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?