SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Construyendo huesos sanos y fuertes

Por Alvin N. Eden, M.D. -
Construyendo huesos sanos y fuertes

Para fortalecer los huesos y prevenir inconvenientes serios en el futuro, tu hijo debería consumir una cantidad adecuada de calcio todos los días. La leche y los productos lácteos constituyen la mejor fuente de calcio y, por lo general, proporcionan la mayor parte del calcio que necesita tu hijo.

Una encuesta realizada recientemente demostró que en un gran número de niños de los Estados Unidos el consumo de calcio es deficiente. La encuesta demostró que el consumo de calcio de 50% de los niños menores de cinco años de edad, de 65% de los adolescentes y de 86% de las adolescentes se encuentra por debajo de la cantidad que se recomienda consumir al día. Estos resultados son muy desalentadores debido a que estos niños presentan un mayor riesgo de tener huesos frágiles, por lo que pudieran sufrir de fracturas frecuentes, especialmente de fracturas de caderas en el futuro. Esta deficiencia de calcio en los huesos causa osteoporosis o, lo que es lo mismo, pérdida de densidad ósea. La osteoporosis constituye un problema de salud pública de importancia en los adultos de avanzada edad pero todo tiene su origen en la infancia.

¿Por qué hay tantos niños que sufren de deficiencia de calcio? La razón principal es que la mayoría de los niños, especialmente después de los tres años de edad, sencillamente no consumen suficiente leche o productos lácteos, como queso y yogur, al día. Es casi imposible cubrir los requerimientos de calcio del organismo consumiendo alimentos de origen no lácteo. Desafortunadamente, muchos padres permiten que sus hijos beban refrescos o gaseosas y bebidas a base de frutas en lugar de leche o bebidas lácteas. Nuestras escuelas tampoco colaboran mucho en este sentido, debido a que muchas permiten máquinas expendidoras de refresco en los cafetines o en sus alrededores. Si este es el caso de la escuela de tu hijo sugiero te quejes ante el director o la directora del plantel y la Asociación de Padres y Representantes.

Es importante que los niños de todas las edades consuman la cantidad adecuada de calcio; sin embargo, la adolescencia constituye la época más crítica para el fortalecimiento de los huesos, los cuales se mantendrán fuertes durante toda la vida. Es importante recordar que en las niñas, el 95% del calcio total del organismo se acumula antes de los 17 años de edad, lo que significa que una niña o adolescente que no haya absorbido suficiente calcio antes de los 17 años está destinada a ser un adulto con menos de la cantidad normal de calcio en sus huesos y esto, obviamente, la hará más vulnerable a sufrir de osteoporosis en el futuro. Es decir, en cuanto a calcio se refiere, es muy tarde tratar de ponerse al día después de la adolescencia. Ustedes, los padres, deberían asumir un papel activo con el fin de asegurarse que su hijo o hija adolescente consuma cantidades adecuadas de calcio todos los días. Esto significa que tienen que velar que sus hijos consuman leche u otros productos lácteos todos los días.

¿Qué cantidad de calcio deben consumir nuestros hijos diariamente?

Esto depende de sus edades. A continuación presentamos los requerimientos diarios de calcio de acuerdo a la edad:

De 1 a 3 años: 500 mg de calcio al día
De 4 a 8 años: 800 mg de calcio al día
De 9 a 18 años: 1300 mg de calcio al día

Como podemos apreciar, los adolescentes constituyen el grupo que requiere la mayor cantidad de calcio al día. A continuación enumeramos algunos de los alimentos ricos en calcio cuyo consumo debemos fomentar en nuestros hijos:

Calcio
Una taza de leche - 300 mg
8 onzas (225 gramos) de yogur - 270 mg
8 onzas (225 gramos) de jugo de naranja - 300 mg
1 onza (30 gramos) de queso suizo - 270 mg
1 onza (30 gramos) de queso cheddar - 200 mg
1/2 taza de col rizada - 180 mg
1 taza de judías blancas - 100 mg
3 onzas (85 gramos) de sardinas - 325 mg
3 onzas (85 gramos) de salmón enlatado - 180 mg

Esta lista nos permite calcular las cantidades de calcio que necesitan consumir nuestros hijos. Un niño de 1 a 3 años sólo necesita dos tazas de leche al día y un niño en edad escolar 2 tazas de leche y una onza de queso para satisfacer sus requerimientos de calcio. Sin embargo, los adolescentes necesitan más que eso. Un adolescente necesita por lo menos cuatro raciones de alimentos ricos en calcio por día. Es importante estar atento ante lo que comen nuestros hijos y si vemos que no se están cumpliendo los requerimientos necesarios, es posible que debamos suministrarles un suplemento de calcio. Si éste es el caso de su hijo sugeriría que lo consultara con su pediatra.

El calcio no sólo es vital para fortalecer los huesos, sino que también ha demostrado ser beneficioso para el corazón. El calcio ayuda a disminuir la presión sanguínea en muchas personas que sufren de tensión alta. Asimismo, disminuye el colesterol de Lipoproteínas de Baja Densidad LDL o colesterol malo y eleva el colesterol de Lipoproteínas de Alta Densidad HDL o colesterol bueno. Finalmente, se ha comprobado que el calcio también protege al organismo contra algunas formas de cáncer de intestino.

Rara vez la ingesta suficiente de calcio constituye un problema en los infantes y los niños de 1 a 3 años quienes por regla general consumen grandes cantidades de leche todos los días. El problema surge alrededor de los 4 años de edad, cuando muchos niños comienzan a no querer beber leche. Pero el problema de la ingesta se vuelve más severo en los adolescentes quienes prácticamente no beben leche. Por ejemplo, un adolescente debería consumir 2 ¼ tazas de brócoli para compensar la cantidad de calcio que hay en una taza de leche. Los adolescentes que se rehúsan a beber leche rara vez logran satisfacer los requerimientos de calcio necesarios si no toman un suplemento de calcio.

Como buenos padres, es nuestra responsabilidad ayudar a nuestros hijos a tener una dieta rica en calcio que constituya la mejor póliza de seguro para prevenir los problemas severos vinculados con la osteoporosis que con toda seguridad se presentarán en el futuro si no consumen la cantidad adecuada de calcio durante la infancia.

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Dietas y Nutrición a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?