Publicidad

Editar mi perfil

Kinesio-taping: vendas de colores para deportistas

Por Gabriela Garcia -

Nadie podrá decir que las Olimpíadas Londres 2012 no estuvieron plagadas de color. Pero no sólo los estadios o el campo, sino también algunos de los atletas, que lucieron en sus piernas, espalda o brazos llamativos vendajes multicolores. Por ejemplo, la jugadora estadounidense de voley de playa Jen Kessy y la atleta de Kazajistán, Olga Rypakova, que obtuvo la medalla de oro en la especialidad Triple Salto. También, en el Tour de France, el ciclista Lance Armonstrong lució estas vendas. 

Los astros del fútbol italiano Mario Balotelli y Gianluigi Buffon las usaron  en la Eurocopa 2012, y también el tenista serbio Novak Djokovic en la reciente edición de Wimbledon. 

El kinesio-taping es un sistema de vendajes multicolores que está muy de moda, y fue ideado hace más de 30 años por el doctor Kenzo Kase. 

El especialista, de origen japonés,  trabaja con un equipo de terapistas profesionales que asistieron a los atletas en las Olimpíadas 2012. Sostiene que los atletas olímpicos son de élite, hiper sensibles y por ende, distintos de los deportistas comunes, por eso cree que sus cintas les dan mucha comodidad, sin ser una medicación o droga que les pueda influir en los controles reglamentarios. 

Este vendaje neuromuscular promete aliviar las heridas y curar las lesiones y el dolor de los atletas. Según los fabricantes japoneses, se utilizan cintas de algodón con un acrílico adhesivo especial.

El doctor Kenzo Kase lleva muchos años trabajando en el campo de la actividad deportiva, el manejo del dolor y la fisioterapia, y es un reconocido quiropráctico y acupunturista. Inventó los vendajes neuromusculares en los años ‘70, cuando se percató de que los vendajes tradicionales inmovilizaban a sus pacientes, ya que sostienen los músculos y articulaciones pero limitan el movimiento.

Según Kase, esta rigidez interfiere con el proceso de curación porque restringe la circulación de los líquidos por debajo de la piel, y por eso desarrolló una cinta con una textura y elasticidad semejantes a las de la piel humana.

Según el médico, el vendaje neuromuscular sensibiliza la piel facilitando la circulación linfática, reduce el dolor y la inflamación.

Si bien esta práctica se utiliza con éxito desde hace más de 30 años, es necesario reunir más evidencia científica para aseverar el éxito del tratamiento. Hoy existe la Asociación Internacional de Kinesiotaping que realiza prácticas e investigación, aunque reconocen que el efecto placebo también “persuade” en el proceso de curación.

Hay opiniones controvertidas, ya que al no haber evidencia científica, no se puede evaluar la efectividad del método japonés. De todos modos, ya hay muchas compañías que fabrican las cintas y muchos médicos que las usan, y probablemente en los encuentros deportivos de podrá ver cada vez más atletas luciendo decoraciones multicolores en sus músculos torneados. 

Imagen: Kinesio

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de HolaDoctor a tu correo