SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Más conmociones cerebrales entre jugadores universitarios de fútbol americano

Por Denise Mann, Reportero de Healthday -
Más conmociones cerebrales entre jugadores universitarios de fútbol americano

Los investigadores señalan que los cambios en las reglas de notificación por parte de la NCAA pueden haber contribuido a este incremento

Según un nuevo estudio, las conmociones cerebrales entre jugadores de fútbol americano han aumentado desde 2009 en tres academias de servicio de EE. UU.

Este incremento tiene lugar después de la puesta en marcha de la iniciativa para el manejo de conmociones cerebrales de la Asociación Nacional Atlética Colegial (National Collegiate Athletic Association, NCAA) en 2010 que exigía a los programas deportivos informar sobre los signos y síntomas de las conmociones cerebrales y sacar a los jugadores que los presentasen fuera del campo de juego.

Los autores del estudio dirigidos por la Dra. Kelly Kilcoyne, del Centro Médico Nacional del Ejército Walter Reed, analizaron los datos de prácticas y partidos de la Academia Militar de los Estados Unidos, la Academia Naval de los Estados Unidos y la Academia de la Fuerzas Aérea de los Estados Unidos. Todos los jugadores eran hombres con edades comprendidas entre 18 y 22 años.

El número total de conmociones cerebrales reportadas aumentó de 23 durante la temporada 2009-10 a 42 durante la temporada 2010-11.

El estudio está programado para su presentación el jueves en la reunión anual de la American Orthopaedic Society for Sports Medicine en Baltimore.

"El cumplimiento puntual del nuevo reglamento de la NCAA y el aumento en la notificación de conmociones cerebrales reflejan, sin duda, que en el pasado estas lesiones no eran notificadas en su totalidad por parte de jugadores y entrenadores. "[Sin embargo], debido a que el incremento es tan notable, necesitamos seguir llevando a cabo estudios en el fútbol y otros deportes para tener más información".

El Dr. Robert Glatter, doctor en medicina de emergencia del Hospital Lenox Hill en la ciudad de Nueva York, estuvo de acuerdo.

"El grado de incremento en las tasas de notificación es preocupante, por lo que se requieren estudios más grandes y bien controlados para evaluar el aumento de las tasas de conmociones cerebrales observado en este estudio limitado", señaló. "Lo que está claro es que muchos jugadores ya han experimentado una serie de conmociones cerebrales antes de participar en programas deportivos universitarios, y algunos han recibido tratamiento insuficiente para su trauma en la cabeza cuando iniciaron sus carreras deportivas universitarias".

Los impactos con el casco son formas particularmente peligrosas de frenar a un oponente, señaló Glatter, aun así estos tipos de golpes se aprenden a menudo en las ligas juveniles o en los programas deportivos de la escuela secundaria como resultado de un entrenamiento inadecuado.

"Otros factores que conducen potencialmente a mayores tasas de conmociones cerebrales tienen que ver con la falta de preparación física adecuada para soportar golpes y músculos del [cuello] en mala forma física en los programas deportivos universitarios", agregó.

Los niños y los adultos jóvenes son especialmente vulnerables. "Ya que el cerebro continua desarrollándose hasta los 25 años y la investigación muestra que los atletas más jóvenes, si todos los demás factores no varían, necesitan por lo general más tiempo para recuperarse de las conmociones cerebrales que sus contrapartes adultos", señaló Glatter.

"Si sufren una trauma en la cabeza o una conmoción cerebral a finales de su adolescencia o entre los 20 y 25 años, aumenta la probabilidad de una lesión repetitiva", destacó. "Las complicaciones a largo plazo de los traumatismos repetitivos en la cabeza pueden tener efectos duraderos en los atletas más jóvenes en sus años adultos".

Reconocer los síntomas de las conmociones cerebrales y buscar atención médica inmediata es clave. Los síntomas pueden incluir náuseas, mareos, dolor de cabeza y desorientación, señaló Glatter. Los síntomas pueden aparecer inmediatamente después de una lesión en la cabeza o en los días posteriores al golpe.

En el pasado, las conmociones cerebrales no se tomaban lo suficientemente en serio, señaló el Dr. Jordan Metzl, doctor en medicina deportiva en el Hospital de Cirugía Especial de Nueva York.

"No tratábamos las conmociones cerebrales con el respeto y la seriedad adecuados", apuntó. El aumento del conocimiento de las consecuencias a largo y corto plazo de las conmociones cerebrales ha dado lugar a más diagnósticos. Aun así, "cada vez que una persona se golpea en la casa no se produce una conmoción cerebral", destacó.

Si alguien sufre una conmoción cerebral, necesita abandonar el campo de juego de inmediato. La mejor forma de tratar una conmoción cerebral es mediante reposo, señaló.

Debido a que este estudio se presentó en una reunión médica, sus datos y conclusiones deben ser considerados como preliminares hasta que se publiquen en una revista revisada por profesionales.

Más información

Más información sobre los signos y síntomas de las conmociones cerebrales en la campaña STOP para acabar con las lesiones deportivas .


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2011, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Enfermedades y Condiciones a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?