SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Los brotes de sarampión en 2011 fueron los peores en quince años

Por Amanda Gardner, Reportera de Healthday -

La mayoría de casos se relacionaron con viajes al extranjero, y ocurrieron en individuos no vacunados

JUEVES, 19 de abril (HealthDay News) -- Hubo 222 casos y 17 brotes de sarampión en EE. UU. el año pasado, más de cuatro veces la tasa anual usual, reportaron el jueves las autoridades sanitarias del país.

"En 2011, tuvimos el mayor número de casos reportados de sarampión en EE. UU. en 15 años", señaló la Dra. Anne Schuchat, directora del Centro Nacional de Inmunización y Enfermedades Respiratorias de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU.

En la década anterior, se reportó un promedio de 60 casos y cuatro brotes anualmente.

Hasta el viernes pasado, los CDC habían recibido informes de 27 casos de sarampión en 2012, aunque "es demasiado pronto para saber si este año será igual de malo o peor que el pasado", comentó Schuchat el jueves en una conferencia de prensa.

La enfermedad altamente infecciosa parece protagonizar un inesperado regreso. En 2000 se declaró que el sarampión había sido eliminado después de que medidas de salud pública interrumpieran con éxito la transmisión de la enfermedad de una persona a otra en Estados Unidos. Sin embargo, la enfermedad sigue siendo endémica en muchas otras partes del mundo.

De hecho, 200 de los 222 casos de EE. UU. en 2011 tuvieron que ver con viajes al extranjero, y 72 de los casos surgieron en personas que habían viajado al extranjero recientemente, más de la mitad a Europa, que ha experimentado su propia explosión en la enfermedad en años recientes.

Las autoridades no pudieron determinar la fuente en los otros 22 casos.

Aunque EE. UU. tiene una alta tasa de vacunación de 90 por ciento, "el sarampión es extremadamente infeccioso y muy bueno en hallar las pocas personas no vacunadas", advirtió Schuchat.

De los 196 residentes de EE. UU. que tuvieron sarampión en 2011, 166 no se habían vacunado o no sabían si se habían vacunado, aunque 141 eran elegibles para la vacuna, halló el informe de los CDC.

El 66 por ciento de las 141 personas elegibles para la vacuna tenían entre 16 meses y 19 años de edad, el periodo en que es más probable que alguien se vacune. Tres cuartas partes no habían recibido la vacuna debido a una exención filosófica, religiosa o personal.

Desde 2008 nadie ha muerto de sarampión en EE. UU., anotó la Dra. Jane Seward, subdirectora de la División de Enfermedades Virales de los CDC. Pero una de cada tres personas que contrajeron la enfermedad el año pasado tuvo que ser hospitalizada.

El sarampión es extremadamente contagioso, y sus síntomas incluyen un sarpullido en todo el cuerpo y síntomas parecidos a la gripe, como tos y fiebre. Los CDC y otras autoridades de salud pública recomiendan contundentemente que todos los individuos se mantengan al día con sus vacunas, sobre todo si planean viajar al extranjero.

Los CDC recomiendan que todos los niños reciban las dos dosis de la vacuna contra el sarampión, la papera y la rubéola (SPR), la primera a los 12 a 15 meses de edad, y la segunda entre los 4 y los 6 años. Los bebés muy pequeños se pueden vacunar antes si van a viajar al extranjero, o si entrarán en contacto con un visitante extranjero.

"El sarampión es prevenible, y las personas sin vacunar se ponen en riesgo a sí mismas y a los demás de sarampión y sus complicaciones, sobre todo a los que son demasiado pequeños para vacunarse y que a veces pueden sufrir las peores complicaciones", advirtió Schuchat.

Las autoridades se muestran particularmente preocupadas a medida que se acerca la temporada de viajes de verano, y muchos estadounidenses planifican asistir a las Olimpíadas en Londres.

Más información

Para más información sobre el sarampión, visite la Nemours Foundation.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2011, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Enfermedades y Condiciones a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?