Editar mi perfil

Cómo protegerse de las infecciones hospitalarias

Por -

Unas 7,000 personas mueren cada año en los hospitales, y sus muertes no están relacionadas con la enfermedad que motivó la internación. Se trata de pacientes que adquieren una infección "intra hospitalaria", es decir dentro del hospital, que suelen ser muy agresivas y de difícil tratamiento, revela un nuevo informe oficial. Cómo se pueden prevenir.  

Suena paradójico, pero los centros de salud, en donde se combate la enfermedad, son también el hogar de bacterias súper poderosas. Estos microorganismos son los causantes de las infecciones conocidas como intra hospitalarias, que contraen 200 personas cada día, unas 73,000 al año.

Y para 7,000 de estos pacientes (el 11%), estas infecciones —no la enfermedad por la cual fueron internados— significan la muerte porque suelen ser resistentes a muchos de los antibióticos disponibles.  

El informe de los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) analizó 183 hospitales y destacó que aunque ha habido mejoras en la higiene hospitalaria, estas bacterias siguen haciendo de las suyas.

El doctor Luis Ostrosky, médico infectólogo de la Universidad de Texas, explicó a HolaDoctor que los hospitales son los lugares perfectos para adquirir estas infecciones. "Muchos de los pacientes tienen ya los sistemas inmunes dañados y son más susceptibles a estas infecciones", dijo.

La infección más común que puede adquirirse en un hospital es la neumonía.

Los productos de limpieza que se utilizan en los hospitales contienen poderosos germicidas que están matando con más eficacia a estas bacterias —incluso hay vaporizadores para limpiar superficies hospitalarias que resaltan con luz ultravioleta en dónde está la bacteria— pero éstas siguen siendo fuertes. Y tal vez que la tasa de infecciones se mantiene alta.

El doctor Ostrosky enumeró las medidas sanitarias que deben tomar tanto los profesionales de salud como los familiares del paciente para minimizar el riesgo de adquirir una infección intra hospitalaria. La más básica y eficaz de todas: lavarse siempre las manos.

  • Lavarse las manos un segundo antes de colocar un catéter intravenoso.
  • También hacerlo al manipular catéteres en vías urinarias.
  • Mantener la asepsia, que es el conjunto de medidas médicas para conservar la esterilidad de todos los aparatos que se utilicen con el paciente.
  • Indicar que las visitas se laven las manos al entrar a la habitación.
  • Limitar el número de personas en la habitación, especialmente en casos en los que el paciente tenga el sistema inmune muy debilitado.

¿Por qué las bacterias se vuelven tan fuertes y resisten la acción de los medicamentos en los hospitales?

"Tener pacientes con sistemas inmunes comprometidos genera la tormenta perfecta para que estos organismos se fortalezcan", agregó el doctor Ostrosky. Las bacterias "hablan entre ellas", intercambian información y se vuelven más resistentes.

Y el experto destacó un mensaje que es esencial diseminar en la comunidad hispana: el paciente tiene derecho a reclamar acciones para evitar infecciones. "Deben exigir a los médicos y enfermeras que se laven las manos antes de examinarlos, que usen barbijo, es parte de sus derechos", enfatizó Ostrosky.

Las acciones en tiempo real son las que podrán detener a estos enemigos que acechan en cada pasillo, habitación y sala de espera.

Más para leer:

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de HolaDoctor a tu correo