SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Mostró su bolsa de colostomía en selfie y es viral

Por -
Mostró su bolsa de colostomía en selfie y es viral

La imagen de un joven británico que decidió compartir una foto suya con una bolsa de colostomía (para permitir el drenaje de las heces fecales) que pende de su abdomen, se ha convertido en un fenómeno viral en las redes sociales. Luke Bennett de 20 años de edad debió extirparse el colon a causa de una dolorosa enfermedad.

En 2011 a Bennett, quien estudia derecho en la Universidad de Swansea, Reino Unido, le diagnosticaron colitis ulcerosa, una enfermedad que causa inflamación y úlceras en la membrana que recubre el recto y el colon. La colitis ulcerosa puede producir dolor, sangrado en el ano, diarreas constantes y otras complicaciones.

En el primer año no presento ningún problema, sin embargo, durante unas vacaciones tuvo un episodio grave que lo envió directo al hospital. Probó varios tratamientos y medicamentos pero nada parecía funcionar. Los médicos le aconsejaron una cirugía para la extracción del colon.

Una de las primeras cosas que hizo tras la operación fue tomarse un “selfie” y compartirla con sus amigos para que supieran sobre su estado de salud. Sin embargo, se dio cuenta que imágenes similares eran publicadas en las redes sociales por la ONG británica Crohn's and Colitis UK y decidió colgar su foto en la página. Rápidamente se volvió viral y suma casi 3 millones de visitas.

"No sabía mucho sobre la enfermedad, salvo que era lo mismo que padecían mi primo y mi tío", escribió en el post con el que compartió la imagen (foto de arriba) en Facebook.

"La idea de tener una ‘bolsa’ era terrible… la vida no es siempre amable con nosotros, y para mí la decisión se reducía a someterme a cirugía y vivir con una bolsa, o seguir con la enfermedad hasta necesitar una operación de urgencia en el futuro", añadió.

"Las primeras dos o tres semanas después de la operación todo era dolor, pero nada comparable al dolor que había sufrido antes. Esta foto fue tomada casi 5 semanas después de la cirugía y he aprendido que vivir con una 'bolsa', no es tan aterrador como yo esperaba. Es sólo otra parte de mí que tengo que aprender a aceptar”, aseguró en su relato.

“Espero que la gente que lee esto con los niños pequeños que están sufriendo la enfermedad de Crohn o colitis ulcerosa, o los jóvenes que viven con la condición, que mi historia les ayude en cualquier caso a no sentir miedo si la cirugía es su única opción. Ha cambiado definitivamente mi vida", concluyó.

Luke tiene que cambiar su bolsa de colostomía cada día o cada dos días, y vaciarla unas tres veces al día. Una bolsa de colostomía tiene la misión de recoger las heces que el intestino expulsa tras una colostomía (procedimiento quirúrgico para derivar el intestino grueso [colon] hacia la piel de la pared abdominal con el fin de drenar la materia fecal).

Las bolsas están hechas de materiales libres de olor, pueden ser transparentes u opacas y pueden ser de diferentes tamaños.

También te puede interesar:

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Enfermedades y Condiciones a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?