SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

El secreto de la delgadez de Audrey Hepburn

Por -
El secreto de la delgadez de Audrey Hepburn

Luca Dotti, el hijo de la actriz con el psiquiatra Andrea Dotti, publicó un libro donde revela detalles sobre su madre y explica por qué era tan delgada. Durante su niñez y adolescencia, en plena Segunda Guerra Mundial, estuvo desnutrida por pasar largos períodos casi sin poder comer. Por estas secuelas, ya de adulta no salía de viaje sin poner antes en su valija un paquete de fideos, aceite de de oliva y queso.

Nacida en Bruselas en 1929, Audrey Hepburn es una de las leyendas femenina de Hollywood. Estudió ballet desde su juventud, y se cree que gracias al baile logró esa figura estilizada y elegante que la caracterizó. 

Pero el motivo de su delgadez en realidad es otro, y carece de todo encanto. En una entrevista con la revista People, Luca informó que acaba de publicar el libro “Audrey en casa: memorias de la cocina de mi madre” (Audrey at Home: Memories of My Mother's Kitchen). 

Allí explica que durante la Segunda Guerra Mundial, su madre sufrió una severa desnutrición entre los 9 y los 16 años. Esto la afectó considerablemente, ya que es una época de crecimiento en la que los alimentos son sumamente necesarios. 

La protagonista de "La princesa que quería vivir" (Roman Holiday) y "Desayuno en Tiffany’s" vivía en Holanda cuando los nazis tomaron la ciudad en 1944. Los invasores llamaron al operativo “El invierno del hambre”, y tan cierto fue ese nombre que Dotti relata que su madre "no tenía suficientes alimentos para comer, y muchas veces hasta se desvanecía por el hambre”.

Mucha gente comía ortigas, tulipanes y pasto hervido, pero ella no lo podía soportar. Su madre le decía a la joven Audrey que tomara agua para sentir el estómago lleno. Pero ella estaba demasiado débil para pararse, y pasaba días enteros tirada en la cama leyendo un libro, para tratar de distraerse y no pensar en la comida que le faltaba. 

Solo se mantenía comiendo endivias, y siempre le agradecía a Dios que al menos tuviera eso para comer. Pero una vez pasada esta  época de hambruna, se juró a si misma que nunca las volvería a probar en su vida. 

Al final de la guerra, Dotti revela que su madre tenía 16 años, medía 5’6” pies (1,70 m) y pesaba apenas 88 libras (40 kg). La desnutrición la dejó tan frágil que sufrió asma, ictericia, anemia aguda y edemas graves.

Según describió la propia actriz cuando se refirió a los edemas, “todo empieza en los pies, va subiendo y cuando llega al corazón, te mueres”. En su caso, los síntomas ya estaba a la altura de los tobillos, pero afortunadamente la ciudad fue liberada y pudo empezar a tener una vida más normal.

Luego de la liberación de la ciudad, un soldado holandés le dio siete barras de chocolate que engulló al final del día junto con una lata de leche condensada que había recibido de las Naciones Unidas. Esta organización había llegado al país con todo tipo de provisiones, como cigarrillos y chocolates.

“Mi madre no había comido por meses", relata Dotti " y comió todo con rapidez. Pero como su estómago se había achicado demasiado, no pudo retener los alimentos. "Desde aquél momento, el sabor del chocolate para ella estuvo conectado con el sabor de la liberación, con el gusto de la libertad", explica. 

Audrey pasó el resto de su vida sin que nunca faltara una barra de chocolate en los cajones de  sus muebles. También hacía con frecuencia tortas de chocolate con crema batida. Los cigarrillos ingleses que llevaron las tropas aliadas se convirtieron en una obsesión para ella. Y nunca dejo de fumarlos, hasta que murió de cáncer en 1993, a los 63 años. 

El resto de su vida Audrey Hepburn siguió siendo delgada, aunque su hijo asegura que ya no fue por carencias nutricionales. La actriz consumía grandes porciones de todo tipo de alimentos, especialmente pasta, y nunca faltaba un plato de espaguetis al pomodoro cuando llegaba de viaje. 

Sin embargo, Dotti aclara que esto en realidad no era necesario, ya que la admiradora de las vidrieras de Tiffany's… ¡nunca olvidaba meter en su valija un paquete de fideos, un poco de aceite de oliva y un trozo de queso! 

Además de estos tristes detalles de la vida de la actriz, la biografía reúne anécdotas, copia de cartas personales de la actriz y más de 250 fotos familiares que nunca antes habían sido publicadas. También hay alrededor de 50 recetas de sus platos favoritos, escritas de su puño y letra, con dibujos propios indicado el paso a paso. Entre las recetas figuram, por ejemplo, torta de chocolate con crema, penne al vodka, róbalo a la turca, mousse de chocolate y helado de vainilla.

La desnutrición en niños y adolescentes

El portal TeensHealth, de Nemours, explica que una persona está desnutrida cuando no puede ingerir los nutrientes, vitaminas y minerales necesarios para que el cuerpo pueda crecer sano. La desnutrición puede afectar la salud física y mental, y los principales síntomas son la fatiga y falta de energía. 

También se pueden sentir mareos, tener el sistema inmune debilitado, piel seca, encías sangrantes o inflamadas, reacciones lentas, bajo peso y crecimiento por debajo de los parámetros considerados como normales. Suele haber debilidad muscular, achicamiento del estómago, huesos frágiles, problemas de aprendizaje.

Una de las formas más comunes en el mundo de deficiencia nutricional se origina al consumir menos hierro del necesario, que suele provoca anemia. La Organización Mundial de la Salud (WHO por sus siglas en inglés), estima que hay alrededor de 2 mil millones de personas en el mundo que no reciben los nutrientes apropiados como hierro, vitamina A y zinc. 

La deficiencia de vitamina A en menores es una de las principales causas de ceguera, y también aumenta la predisposición a contraer rubeola, infecciones y diarrea, que muchas veces terminan con la muerte. 

Para revertir problemas relacionados con la desnutrición, KidsHealth indica que un médico o un nutricionista debe recomendar cambios específicos en el tipo y cantidad de alimentos que integran la dieta de la persona afectada.

Es probable que indique también suplementos dietarios como vitaminas y minerales, y podría ser necesario incluir otro tipo de tratamiento en personas con enfermedades especificas relacionadas con la desnutrición. De todos modos, en EE.UU. y otros países desarrollados hay pocos casos de desnutrición adolescente, aunque es más frecuente en algunos países no desarrollados.

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Dietas y Nutrición a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?