SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Menos muertes relacionadas con la diabetes

Por HealthDay -

Los CDC señalan que un mejor control de los factores de riesgo y una mejor atención hacen la diferencia

Un informe del gobierno federal muestra que los estilos de vida más sanos y un mejor manejo de la enfermedad condujeron a un fuerte descenso de las tasas de mortalidad de los estadounidenses con diabetes entre 1997 y 2006, sobre todo entre las muertes causadas por enfermedades cardiacas y accidentes cerebrovasculares.

Durante ese tiempo, las muertes por todo tipo de causa se redujeron en 23 por ciento entre los estadounidenses con diabetes y las muertes por enfermedades cardiacas y accidentes cerebrovasculares disminuyeron en 40 por ciento en este grupo, de acuerdo con el análisis de datos de la Encuesta Nacional de Salud 1997-2004 de casi 250,000 adultos.

Una experta apuntó que los hallazgos eran motivo de esperanza.

"La buena noticia de que los pacientes diabéticos mueren menos a causa de enfermedades cardiacas y accidentes cerebrovasculares es el resultado de múltiples factores que han cambiado las reglas del juego", señaló la Dra. Tara Narula, cardióloga del Hospital Lenox Hill de la ciudad de Nueva York.

El estudio fue llevado a cabo por investigadores de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE. UU. y los Institutos Nacionales de Salud de EE. UU. Subrayaron que pese a las mejoras en la atención de la salud, los adultos diabéticos siguen teniendo mayores probabilidades de morir a una edad temprana que aquellos que no son diabéticos. Aunque la brecha se está cerrando, apuntaron.

Entre los factores que tienen que ver con la disminución de las tasas de mortalidad en las personas con diabetes se encuentran: mejores tratamientos médicos de las enfermedades cardiacas, un mejor manejo de la diabetes, un mejor control de la presión arterial alta y del colesterol alto, y cambios a estilos de vida saludables entre los pacientes con diabetes, que tenían menos probabilidades de fumar y más probabilidades de ser físicamente activos que en el pasado.

Narula estuvo de acuerdo en que las mejoras en la terapia farmacológica y el control de factores de riesgo han sido claves en mantener a los pacientes diabéticos saludables durante más tiempo. Los avances en la atención quirúrgica de las enfermedades cardiacas también han contribuido, destacó.

"Por último, las campañas masivas de educación sobre las enfermedades cardiacas y la diabetes han sensibilizado al público general y a los médicos con respecto a la forma en que la diabetes afecta al sistema cardiovascular y los beneficios de un control más estricto del azúcar en sangre", señaló Narula. Todos estos cambios "tienen efectos acumulativos. Por tanto, aunque es posible que las tasas de obesidad y diabetes en general estén aumentando, nuestra estrategia para tratar la diabetes de forma agresiva con medicamentos, intervención y educación ha mejorado", apuntó.

Sin embargo, Narula y los investigadores de los CDC apuntaron que los niveles de obesidad entre las personas diabéticas continuaron aumentando durante el periodo del estudio.

"El cuidado del corazón mediante estilos de vida saludables está haciendo la diferencia, pero los estadounidenses siguen muriendo a causa de esta enfermedad que puede prevenirse", señaló en un comunicado de prensa de los CDC Ann Albright, directora de la división de traducción de la diabetes de los CDC. "Aunque la tasa de mortalidad por enfermedades cardiovasculares ha descendido en las personas con diabetes, sigue siendo dos veces más alta que la de los adultos no diabéticos".

El estudio aparece en la edición del 22 de mayo de la revista Diabetes Care.

Una investigación anterior encontró que las tasas de enfermedades cardiacas y accidentes cerebrovasculares estaban disminuyendo en todos los adultos estadounidenses y que estas tasas estaban descendiendo más rápido en las personas no diabéticas que en aquellas diabéticas.

Estudios más recientes de los CDC también encontraron que las personas con diabetes tenían tasas más bajas de insuficiencia renal, amputación de pies y piernas y de hospitalización por enfermedades cardiacas y accidentes cerebrovasculares.

El número de estadounidenses diagnosticados con diabetes se ha triplicado desde 1980. Los CDC calculan que 25.8 millones de estadounidenses tienen en estos momentos diabetes, pero que siete millones de ellos no saben que tienen la enfermedad.

En 2009, la diabetes fue la séptima causa de muerte en los Estados Unidos y es la causa principal de nuevos casos de insuficiencia renal y ceguera entre adultos menores de 75 años, y de amputación de pies y piernas no relacionada con lesiones.

Los costos médicos de las personas diabéticas son más del doble de altos que los de las personas no diabéticas. Se calcula que los costos totales estimados de la diabetes en Estados Unidos son de $174 mil millones al año, lo que incluye $116 mil millones en costos médicos directos.

Más información

El Instituto Nacional de Trastornos Neurológicos y Accidente Cerebrovascular de EE. UU. tiene más información sobre la diabetes tipo 2.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2011, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Diabetes a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?