SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

El consumo moderado de alcohol podría aumentar el riesgo de un trastorno del ritmo cardiaco

Por HealthDay -

Los adultos mayores con enfermedad cardiaca o diabetes avanzada eran más propensos a desarrollar fibrilación auricular que sus pares que bebían menos

LUNES, 1 de octubre (HealthDay News) -- En las personas mayores que sufren de enfermedad cardiaca o diabetes avanzada, beber con moderación podría aumentar el riesgo de un trastorno del ritmo cardiaco conocido como fibrilación auricular, según un estudio reciente.

La fibrilación auricular es un temblor o latido cardiaco irregular que afecta a alrededor de 2.7 millones de personas en EE. UU., y que es un factor de riesgo del accidente cerebrovascular.

Los investigadores analizaron datos de más de 30,000 personas a partir de los 55 años que tenían antecedentes de enfermedad cardiovascular o diabetes avanzada con daño orgánico en 40 países.

Una ingesta de moderada a alta de alcohol se asoció con un mayor riesgo de fibrilación auricular. Y entre los que bebían con moderación, el efecto de los atracones de bebida fue similar a los de la bebida empedernida habitual, según el estudio, que aparece en la edición del 1 de octubre de la revista CMAJ, de la Asociación Médica Canadiense (Canadian Medical Association).

La bebida moderada se definió como hasta dos bebidas al día o de una a 14 bebidas por semana para las mujeres. Entre los hombres, la bebida moderada consistía en tres bebidas por día o entre una y 21 bebidas por semana. Los atracones de bebida se definieron como cinco o más bebidas en un día, independientemente de si la persona usualmente bebía de forma ligera, moderada o empedernida.

Casi el 79 por ciento de los que bebían por atracón estaban en el grupo de consumo moderado de alcohol.

Durante el seguimiento de casi cinco años, se diagnosticaron unos 2,100 nuevos casos de fibrilación auricular entre los participantes del estudio. La tasa de incidencia por 1,000 "personas-años" fue de 14.5 entre los que tenían un consumo ligero (de hasta una bebida por semana), de 17.3 entre los que tenían un consumo moderado, y de 20.8 entre los bebedores empedernidos (más de dos bebidas al día entre las mujeres y más de tres bebidas por día entre los hombres).

"Dado que un consumo moderado de alcohol fue común en nuestro estudio (36.6 por ciento de los participantes), nuestros hallazgos sugieren que el efecto de un mayor consumo de alcohol, incluso en cantidades moderadas, sobre el riesgo de fibrilación auricular entre los pacientes con enfermedad cardiovascular existente podría ser considerable", escribieron el Dr. Koon Teo, de la Universidad de McMaster en Hamilton, Ontario, y colegas en un comunicado de prensa de la universidad.

Algunas investigaciones han sugerido que un consumo moderado de alcohol podría resultar beneficioso para el corazón, anotó un comunicado de prensa de la revista.

"Las recomendaciones sobre los efectos protectores de una ingesta moderada de alcohol en pacientes en alto riesgo de enfermedad cardiovascular quizás deban de ser vistos a la luz de estos hallazgos", concluyeron los autores del estudio.

Aunque el estudio encontró una asociación entre el consumo moderado de alcohol y la fibrilación auricular, no demostró que exista una relación causal.

Más información

La American Heart Association ofrece más información sobre el alcohol y la enfermedad cardiaca.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2011, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Enfermedades y Condiciones a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?