SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

¿Estudiar para la prueba de la facultad de derecho podría cambiar el cerebro?

Por HealthDay -
¿Estudiar para la prueba de la facultad de derecho podría cambiar el cerebro?

Investigadores hallaron diferencias estructurales después de que las personas estudiaran para el LSAT

La intensa preparación requerida para el examen de admisión a la facultad de derecho (LSAT, por su sigla en inglés) cambia la estructura del cerebro, lo que resulta en conexiones más firmes entre áreas del cerebro que desempeñan un papel importante en el razonamiento.

Ese es el hallazgo de neurocientíficos de la Universidad de California en Berkeley, que usaron imágenes con tensor de difusión para analizar los cerebros de 24 estudiantes universitarios o recién graduados antes y después de una capacitación de 100 horas para el LSAT con una duración de tres meses.

Los hallazgos sugieren que entrenar a las personas en habilidades de razonamiento puede reforzar los circuitos cerebrales involucrados en el pensamiento y el razonamiento, y podría incluso ayudar a mejorar las puntuaciones de coeficiente intelectual (CI) de una persona, señalaron los investigadores.

"El hecho de que el rendimiento en el LSAT puede mejorarse con la práctica no es nuevo. Las personas saben que les puede ir mejor en el LSAT, por eso existen cursos de preparación", señaló en un comunicado de prensa de la universidad la líder del estudio Allyson Mackey, estudiante de postgrado del Instituto de Neurociencias Wills de la UC en Berkeley.

"Lo que nos interesaba era si y cómo el cerebro cambia como resultado de la preparación para el LSAT, que creemos que es, fundamentalmente, capacitación en razonamiento. Deseábamos mostrar que la capacidad de razonar es maleable en los adultos", explicó.

El Instituto Nacional de Trastornos Neurológicos y Accidente Cerebrovascular de EE. UU. financió el estudio, junto con Blueprint Test Preparation, divulgó el comunicado de prensa.

El estudio aparece en la edición del 22 de agosto de la revista Frontiers in Neuroanatomy.

"Muchas personas aún creen que uno es inteligente o no, y que claro, se puede practicar para un examen, pero no se puede cambiar fundamentalmente el cerebro", comentó en el comunicado de prensa la autora principal Silvia Bunge, profesora asociada del departamento de psicología y del Instituto de Neurociencias Wills de la UC en Berkeley.

"Nuestra investigación provee un mensaje más positivo. El rendimiento en uno de estos exámenes no predice necesariamente el éxito futuro, simplemente refleja los antecedentes de activación cognitiva, y potencialmente qué tan preparado uno está en ese momento para entrar a un programa de postgrado o a la facultad de derecho, y no, en cambio, qué tan preparado es posible estar en cualquier momento", anotó Bunge.

John Gabrieli, otro experto y profesor de neurociencia cognitiva del Instituto de Tecnología de Massachusetts, se mostró de acuerdo.

"Creo que se trata de un descubrimiento emocionante", aseguró en el comunicado de prensa Gabrieli, quien no participó en el estudio. "Muestra, mediante un análisis riguroso, que las vías cerebrales que son importantes para el pensamiento y el razonamiento siguen siendo plásticas en la adultez, y que una experiencia educativa intensiva en la vida real que entrene al razonamiento también altera las vías cerebrales que respaldan la capacidad de razonamiento", explicó.

Más información

El Instituto Nacional de Trastornos Neurológicos y Accidente Cerebrovascular de EE. UU. tiene más información sobre el cerebro.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2011, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Enfermedades y Condiciones a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?