SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Dos grandes esperanzas contra el cáncer

Por HolaDoctor -
Dos grandes esperanzas contra el cáncer

Una medicación que prolonga la vida de pacientes con cáncer de próstata, y otra que logra frenar el avance del  cáncer de seno se revelan como nuevas y poderosas armas para luchar contra dos de los cánceres más frecuentes en el hombre y en la mujer.

Las buenas noticias vienen de Estocolmo, Suecia, en donde se lleva a cabo el Congreso Multidisciplinario Europeo sobre Cáncer. Dos ensayos clínicos con drogas para detener el avance del cáncer de seno y del cáncer de próstata dieron tan buenos resultados, que los pararon para poder administrar estas medicaciones a todos los pacientes.

Las farmacéuticas Bayer y Algeta desarrollaron la droga Alpharadin, una nueva generación de fármacos que envían una alta dosis de radiación a los tumores secundarios que aparecen en los huesos cuando se provoca una metástasis del cáncer de próstata; es decir cuando las células malas se expanden hacia otros órganos o áreas del organismo.

“Hubiera sido antiético seguir dando un placebo (medicación falsa) a parte de los pacientes del ensayo cuando vimos que la droga funcionaba tan bien”, explicó el doctor Chris Parker, líder del estudio en el Britain’s Royal Mardsen Hospital de Londres.

Alpharadin continene radio 223, que ataca las células cancerígenas en los huesos. Como su acción está bien enfocada, no tiene efectos secundarios fuertes, como otros tratamientos radiactivos.

En el caso del cáncer de seno, dos drogas de Novartis y Pfizer, combinadas, frenaron el avance de una forma avanzada de este cáncer, logrando que la enfermedad no empeorara.

Afinitor y Aromasin detuvieron el desarrollo de la enfermedad por más de siete meses. “Es un mejoramiento significativo”, explicó José Baselga, quien líderó el estudio en la Escuela de Medicina de la Universidad de Harvard y el Massachusetts General Hospital.

La mejora fue de 64 por ciento, comparado con otros tratamientos. Estas drogas afectan el funcionamiento de una proteína que es la que permite que las células malas sigan expandiéndose en el organismo.

El ensayo clínico, llamado Bolero II, se estaba realizando en 24 países con 724 pacientes de 62 años promedio, con cáncer de seno avanzado. Las pruebas médicas con la droga contra el cáncer de prostáta se llevaba a cabo con 922 pacientes.

El 90 por ciento de los hombres con cáncer de próstata desarrollan metástasis en los huesos. Es el segundo cáncer más común, y mata a 255,000 hombres cada año.

Hay 220,000 diagnósticos de cáncer de seno avanzado a nivel mundial cada año.

Ambas drogas se presentarán para el proceso de aprobación oficial en 2012.

Más para leer:

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Enfermedades y Condiciones a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?