SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Las “placas” en el cerebro predicen el Alzheimer

Por HolaDoctor -
Las “placas” en el cerebro predicen el Alzheimer

La acumulación de amiloide o placa en el cerebro puede ser más perjudicial que tener el gen de la enfermedad de Alzheimer, reveló un estudio reciente. Éstas se pueden detectar antes de que aparezcan los primeros síntomas.

Un nuevo descubrimiento podría ayudar a detectar el  Alzheimer antes que aparezcan las primeras señales de la enfermedad. El estudio, publicado en la revista Neurology, encontró que si bien se pueden hacer pruebas genéticas, las imágenes cerebrales de "amiloide beta" o "placas" serían la forma más efectiva de determinar quiénes tienen más riesgo de tener problemas de memoria o desarrollar esta enfermedad.  

Para el estudio, los investigadores de la Universidad de Melbourne en Victoria, Australia, analizaron a 141 personas con una edad promedio de 76 años sin problemas de la memoria y con pensamientos lúcidos. Y descubrieron que aquellos con un mayor número de "placas" en el cerebro fueron afectados por el descenso de la memoria en una mayor escala que los portadores del genotipo APOE o "gen de la enfermedad de Alzheimer".

Ying Lim, autor del estudio, dijo: "nuestros resultados muestran que las placas pueden ser un factor más importante para determinar qué personas corren un mayor riesgo de deterioro cognitivo o de memoria y de enfermedades como la del Alzheimer. Desafortunadamente, las pruebas genéticas para el genotipo APOE, son más fáciles y menos costosas que la realización de imágenes de amiloide”, agregó.

Los participantes del estudio se sometieron a escáneres cerebrales PET y se sometieron a la prueba genética para detectar el gen APOE. Luego su memoria y pensamiento fue seguido en el siguiente año y medio, utilizando un conjunto de computadoras basadas en evaluaciones cognitivas con juegos de cartas y recordar listas de palabras.

El estudio encontró que después de un año y medio, las personas que tenían más placas cerebrales al inicio del estudio, disminuían un 20% su rendimiento en las evaluaciones computarizadas de memoria, en relación a los que tenían menos placas cerebrales.

Ying Lim declaró: "Nuestra conclusión es que la placa del cerebro, que está relacionada con la disminución de la memoria, puede verse mientras la gente todavía tiene memoria normal y estos cambios se pueden detectar y medir mientras las personas mayores todavía están sanas”. Y agregó: "esto proporciona una enorme oportunidad para la comprensión del desarrollo de la enfermedad de Alzheimer precoz, e incluso una base sólida para la evaluación de terapias dirigidas a la placa del cerebro”.

El doctor Simon Ridley, jefe de Investigación de Alzheimer del Reino Unido, declaró a Daily Mail: "este estudio muestra que la cantidad de proteína amiloide del Alzheimer en el cerebro, es un indicador más fuerte de la pérdida de memoria en una persona que si tiene el gen APOE4  (gen de la enfermedad de Alzheimer)”, señaló el experto.

Además, Ridley agregó que se están llevando a cabo investigaciones para desarrollar maneras de impedir que el amiloide se acumule en el cerebro. "Sabemos que el amiloide puede comenzar a aparecer años antes que los síntomas, de modo que probar nuevos fármacos potenciales en una etapa temprana de la enfermedad será vital”, concluyó.

Según la Asociación de Alzheimer (ALZ), cerca 5,4 millones de personas padecen Alzheimer, y en el 4% de los casos, los pacientes fueron diagnosticados antes de los 65 años. Asimismo, se estima que al menos el 10 % de los cuidadores de pacientes con Alzheimer, tiene menos de 35 años.

Por su parte, las estadísticas no auguran ningún cambio positivo cercano: de acuerdo con cifras de la ALZ, si no sucede algo que cambie la situación actual, para el 2025, los casos de Alzheimer habrían llegado a los 6,7 millones, y para el 2050 alcanzarían los 16 millones, más del triple de los casos actuales.

Con  respecto a los tratamientos, existen varias medicaciones aprobadas por la  Administracion de Drogas y Alimentos de Estados Unidos (FDA) para aliviar los primeros síntomas de confusión y pérdida de memoria. Estos medicamentos son: el Donepezilo (Aricept), que en realidad se utiliza para las tres etapas de la enfermedad, la  Rivastimina (Exelon) que fue aprobado para tratar los casos de Alzheimer que van de leves a moderados y la Galantamina (Razadyne), que también se utiliza para los casos leves a moderados.

Más para leer 

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Enfermedades y Condiciones a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?