SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Hispana tras el origen y las causas del Alzheimer

Por -
Hispana tras el origen y las causas del Alzheimer

Inés Moreno González tiene 34 años y acaba de ser mamá. Pero aunque está viviendo las metas de toda mujer joven, cada día en su laboratorio, se adentra en el universo de la vejez prematura que es consecuencia del Mal de Alzheimer. Como profesora asistente de Neurología e investigadora en el Mitchell Center for Alzheimer's disease and Related Brain Disorders de la Universidad de Texas, tiene como meta descubrir qué factores a lo largo de la vida de una persona influyen para que llegue a perder sus recuerdos para siempre.

Moreno Gonzáles (foto, arriba, junto a su colega chileno Claudio Soto) tiene 34 años y es originaria de Málaga, España. Hace cinco años llegó a Texas con el propósito de profundizar en un campo que le apasiona desde siempre: la investigación científica. Ocurrió porque un "cazador de cerebros" vio uno de sus pósters presentado en una conferencia científica, y la reclutó.

"Siempre me interesó investigar nuevos diagnósticos y terapias en cualquier campo, pero el cerebro y el sistema nervioso es un terreno muy virgen: es extremadamente complejo y se sabe poco", contó a HolaDoctor en charla telefónica, una conversación que fue posible porque Moreno González tuvo algo de tiempo libre y se alejó de los ratones de laboratorio gracias a su licencia de maternidad.

Esta investigadora estudia el proceso de envejecimiento que causa el Alzheimer en ratones, cómo se desarrolla y sus causas más recónditas. Entre los factores de riesgo que analizan en estos días el equipo de Texas están:

  • El hábito de fumar
  • El consumo de carne
  • Condiciones que podrían ser disparadoras del Alzheimer como la diabetes tipo 2, la epilepsia o el haber sufrido un ataque cerebral o el haber tenido un golpe en la cabeza que causara un trauma cerebral.

"Algunos de estos factores podrían exacerbar el proceso del Alzheimer", aseguró Moreno González. "Todos sabemos que va a ser muy complicado encontrar una cura para el Alzheimer, ya que se trata de una condición de la que derivan muchas otras condiciones. Pero descubrir los factores de riesgo que aún no conocemos podría ayudar a prevenirlo", agregó.

Con fondos de los Institutos Nacionales de Salud y de la Alzheimer Association, los investigadores también estudian algo de alto valor para conocer más de este mal: cerebros de pacientes que murieron a causa del Alzheimer.

Según explica la Alzheimer Association, el Alzheimer es la forma más común de demencia, que causa problemas con la memoria, el pensamiento y la conducta. Los síntomas aparecen de manera lenta, hasta volverse severos e interferir con las actividades diarias.

Es importante aclarar que esta condición no forma parte del proceso natural de envejecimiento. En el país, 5 millones de personas viven con Alzheimer y según la entidad, cada 67 segundos, alguien comienza a desarrollar la enfermedad.

El Alzheimer muestra una mayor incidencia en mujeres, una de cada 6 de 65 años o más lo desarrollará, contra uno de cada 11 hombres, en la misma franja de edad.

No existe cura y será complicado hallarla, como explicó la investigadora Moreno González, por eso, la detección precoz es clave para tratar los síntomas.

Conocer los nuevos factores de riesgo como los que investigan en Texas lanzará los tratamientos hacia el futuro: tal vez hacia una época en la que las terapias le ganen a la progresión de la enfermedad.

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Enfermedades y Condiciones a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?