SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Para bajar de peso ¿menos carbs que grasas?

Por -
Para bajar de peso ¿menos carbs que   grasas?
CRÉDITO: THINKSTOCK

Si bien los expertos dicen que no hay una dieta ideal para todo el mundo, un nuevo estudio sugiere que bajar de peso sería más eficaz cuidar el consumo de carbohidratos  que limitar las grasas.

A la hora de elegir una dieta para bajar de peso, las propuestas son abrumadoras: baja en grasas, alta en fibra, rica en antioxidantes, con jugos, sin carnes… La lista sigue y no se puede determinar con precisión cuál es la más rápida, y a la vez efectiva y que no ponga en peligro el organismo. 

Pero un estudio reciente parece echar algo de luz sobre este tema tan difícil de abordar, ya que sugiere que para bajar de peso y cuidar el corazón, lo aconsejable sería reducir el consumo de carbohidratos más que restringir las grasas. El hallazgo fue publicado en la edición de septiembre de los Anales de Medicina Interna. 

El ensayo se realizó durante un año con 148 adultos obesos sin diabetes ni problemas cardíacos, y según explica el doctor Tian Hu, de la Escuela de Salud Pública de la Universidad de Tulane, en Nueva Orleans, los que siguieron una dieta baja en carbohidratos perdieron más peso y masa grasa (8 libras o 3,6 kg) que los que hicieron un plan bajo en grasas, y además mejoraron su nivel de colesterol y triglicéridos. 

Ambos grupos tuvieron reuniones de asesoramiento con nutricionistas, y a la mitad de los voluntarios se le asignó una dieta baja en carbs de no más de 40 gramos diarios y al resto un plan bajo en grasas, que no superaran por día el 30% de su peso. Al cabo de un año, el grupo bajo en carbs aumentó su consumo a 130 gramos al día, y el otro subió a 200 gramos diarios de carbs. 

A pesar de estos resultados, Sonya Angelone, vocera de la Academia de Nutrición y Dietética de EE.UU. sostiene que la gente come demasiados carbohidratos, y en realidad lo más adecuado sería descartar los refinados como harinas blancas y pastas y elegir los de mejor calidad nutricional como frutas, vegetales, legumbres y granos enteros.

Por otra parte, una dieta baja en carbs también implica un bajo consumo de fibra, cuando está comprobado que puede ayudar al corazón y a la salud rn general, además de facilitar la baja de peso y dar sensación de saciedad. 

Angelone advierte que en el estudio se pidió a los voluntarios que no hicieran ejercicio para aislar los resultados y considerar únicamente los que surgieran por el cambio de alimentación. Sin embargo, en la vida diaria la gente que quiere tener un buen estado de salud combina dieta sana con ejercicio, donde los músculos utilizan a los carbohidratos como combustible. 

A la hora de las conclusiones, los expertos parecen coincidir en que no hay una dieta uniforme para todo el mundo. Y según sugiere Angelone, la dieta mediterránea ayuda a mejorar la salud, y sin embargo es alta en carbohidratos y a la vez en grasas saludables como las presentes en el aceite de oliva.

Lo importante, a la hora de tomar la decisión, es hacer cambios en la dieta, incorporar la actividad física y no retomar los viejos hábitos. De otro modo, se recupera el peso perdido y el esfuerzo habrá sido en vano.
.

Más para leer: 

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Enfermedades y Condiciones a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?