Editar mi perfil

México: ¡basta de saleros en restaurantes!

Por HolaDoctor -

En una medida extrema para tratar de reducir la hipertensión, 200,000 restaurantes del Distrito Federal han removido sus saleros de las mesas, para evitar el consumo excesivo.

A partir de ahora, 200 mil restaurantes y locales de comida del DF de México ya no tendrán más los saleros en las mesas. La medida forma parte de la campaña gubernamental “Menos sal, más salud”, que se realiza con el acuerdo de la Asociación Mexicana de Restaurantes y la Cámara Nacional de la Industria Restaurantera. Se busca así modificar el hábito de los comensales de salar la comida antes de probarla, y concientizar a la población de lo perjudicial que puede resultar este condimento para la salud, en especial entre quienes sufren de alta presión arterial.

Quienes necesiten un poco más de sazón en su plato, deberán pedir un salero a los meseros del lugar, que con motivo de la campaña llevarán un botón o pin con el lema de la misma. De todos modos, los establecimientos que no respeten la disposición no serán sancionados.

Esta medida ya está vigente en los Estados Unidos, Argentina e Inglaterra, en un intento de combatir la hipertensión arterial y reducir los gastos médicos que provoca esta enfermedad.

Si bien la Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda un consumo diario de 5 gramos de sal (una cucharadita de té), en países como México el consumo promedio ronda los 11 o 12 gramos. Esto representa un peligro para la población, donde 3 de cada 10 personas padece hipertensión arterial, que combinada con enfermedades como sobrepeso, diabetes u obesidad, aumentan los riesgos de sufrir enfermedades cardíacas, accidentes cerebrovasculares e incluso la muerte.

El Departamento de Salud e Higiene Mental de Nueva York informa que el 80 % del sodio que se consume proviene de alimentos procesados o envasados, aún cuando muchas veces no se perciba el sabor salado. Por ejemplo el pan blanco elaborado con harina de trigo, contiene dos veces más sal que los chips de papa, aunque no lo parezca.

Los Institutos de Salud recomiendan leer las etiquetas de los alimentos para poder adoptar un hábito alimentario saludable. En ellas se expresa el contenido de sodio en miligramos (mg). De todos modos, el sodio, que se utiliza como sinónimo, no es sal. Para conocer la cantidad exacta de sal, hay que multiplicar por 2,5 los gramos señalados en sodio: si una etiqueta de una lata de atún informa que contiene 0,60 g de sodio, esto significa que contiene 1,50 gramos de sal.

En Inglaterra y los Estados Unidos, los consumidores y fabricantes de alimentos buscan reducir gradualmente los niveles de sal en una amplia gama de productos que consumen a diario. Es de esperar que en México suceda algo similar luego de esta nueva disposición.

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de HolaDoctor a tu correo