SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

En EE.UU., comer más sano ayudó a evitar un millón de muertes

Por -
En EE.UU., comer más sano ayudó a evitar un millón de muertes
CRÉDITO: THINKSTOCK

Un estudio analizó los cambios en la dieta entre 1999 y 2012 y halló que comer más sano ayudó a bajar los casos de muerte prematura, diabetes, enfermedades del corazón e incluso cáncer.

La dieta típica del estadounidense figura en la lista de las menos saludables del mundo. Sin embargo, un grupo de investigadores analizó las mejoras que hubo en las tendencias alimentarias de EE.UU. y halló que ayudaron a evitar un millón de casos de muerte prematura.

El estudio de la Departamento de Nutrición y Epidemiologia de la Escuela de Salud Pública Harvard T.H. Chan, en Boston, reveló que la dieta de los estadounidenses es mucho más saludable desde 1999. El problema con el acceso a alimentos saludables es el costo y la disponibilidad, además de la fuerte competencia de los restaurantes de comidas rápidas que están a la vuelta de cada esquina.

Los investigadores observaron que con los cambios alimentarios se redujeron un 13% los casos de diabetes, 9%  las enfermedades cardiacas y 1%  el cáncer. El líder del estudio, Dong Wang, afirma que estos hallazgos prueban que una dieta de mejor calidad ya está rindiendo frutos. Por eso cree necesario redoblar esfuerzos para promover una dieta saludable como prioridad nacional, para poder prevenir enfermedades crónicas. Y también impulsar leyes y regulaciones para asegurar la provisión de alimentos saludables en todo el país. 

El estudio se realizó con datos de 29,124 adultos de 20 a 85 años, obtenidos de las Encuestas Nacionales de Nutrición y Salud de EE.UU. realizadas entre 1999 y 2010. Se utilizó un índice que mide la incorporación a la dieta de alimentos s saludables, y se observó que éste subió de 39,9 en 1999/2000 a 46,8 en 2009/2010. Gran parte del cambio se debe a un menor consumo de grasas trans. El mérito es en gran parte por las acciones colectivas, como leyes y gravámenes sobre los productos controvertidos. Esto suele ser mucho más eficaz que dejar la elección en mano de los consumidores. 

Otros de los cambios observados es que la gente come más frutas, granos enteros, nueces, legumbres y grasas poliinsaturadas y se consumen menos bebidas azucaradas. Sin embargo, no se registró un mayor consumo de vegetales ni de menos carnes rojas o procesadas. Y como dato alarmante, aumentó significativamente el uso de sal. 

Estas nuevas tendencias de alimentación son realizadas en gran parte  por ciudadanos con mayor ingreso adquisitivo, ya que las comidas sanas en general son más caras. También influye la accesibilidad a este tipo de alimentos y el nivel de educación, ya que a menor formación, peor es la calidad nutricional de la dieta. 

Entre los distintos grupos étnicos de la nación, se observó que quienes tienen una mejor calidad alimentaria son los americanos-mexicanos. Y los que siguen la dieta con peor calidad nutricional son los negros no hispanos, que suelen tener menores ingresos y nivel de educación.

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Enfermedades y Condiciones a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?