SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

La pérdida de peso y el alcohol

Por A.D.A.M. -

Descripción

Si está intentando bajar de peso, puede dar un impulso a sus esfuerzos al reducir su consumo de bebidas alcohólicas. El alcohol puede causar aumento de peso en un par de maneras. Primero, el alcohol tiene un alto contenido calórico. Algunas bebidas mezcladas pueden contener la misma cantidad de calorías que una comida, pero sin los nutrientes. También es posible que tome malas decisiones alimentarias cuando bebe.

Si bien no tiene que dejar el alcohol por completo si está intentando bajar de peso, es posible que deba hacer algunos cambios. Debe estar al tanto del número y el tipo de bebidas que elige. También es recomendable poner atención a la forma en la que la bebida afecta sus hábitos alimentarios.

Nombres alternativos

La pérdida de peso - el alcohol; El sobrepeso de alcohol; Obesidad - alcohol; Dieta - alcohol

Las calorías y las porciones cuentan

Entonces, ¿cuánto puede beber si está intentando bajar de peso? Los expertos médicos recomiendan que cualquier persona que bebe, lo haga con moderación. Esto significa no consumir más de 1 bebida al día en el caso de las mujeres y no más de 2 bebidas al día en el caso de los hombres. Podría ser recomendable beber aún menos cuando esté haciendo una dieta.

Tenga en mente que el alcohol tiene calorías vacías. Esto significa que tiene muchas calorías, pero pocos nutrientes. Así que para poder beber alcohol cuando está reduciendo su consumo de calorías, necesita incluirlo en su conteo calórico diario de manera que no lo exceda. Además, recuerde que cuando bebe alcohol está reemplazando alimentos potencialmente saludables y llenadores con calorías que no lo satisfarán.

Al elegir qué beber, es recomendable que elija sus calorías con prudencia. Esta es una comparación rápida de algunas bebidas alcohólicas comunes:

  • Cerveza regular, aproximadamente 150 calorías por un vaso de 12 onzas (355 ml)
  • Cerveza light, aproximadamente 100 calorías por un vaso de 12 onzas (355 ml)
  • Vino, aproximadamente 100 calorías por una copa de 5 onzas (145 ml)
  • Alcohol destilado (ginebra, ron, vodka, whiskey), aproximadamente 100 calorías por una porción de 1.5 onzas (45 ml)
  • Martini (extra seco), aproximadamente 140 calorías por una copa de 2.25 onzas (65 ml)
  • Piña colada, aproximadamente 490 calorías en un vaso de 9 onzas (265 ml)

Ponga atención a los demás ingredientes que se mezclan con su bebida. Muchas bebidas mezcladas incluyen jugos, jarabe simple o licor, que pueden añadir calorías adicionales. Estas calorías se pueden acumular rápidamente. Busque opciones más bajas en calorías, como un toque de jugo o agua con gas. Quizás desee evitar las bebidas mezcladas por completo y aténgase a beber cerveza o vino.

El tamaño de las porciones es otra cosa a la que debe poner atención. Sepa cómo luce una bebida estándar:

  • 12 onzas (355 ml) de cerveza
  • 5 onzas (145 ml) de vino
  • 1.5 onzas (45 ml, o un trago) de licor fuerte

Los tamaños de las bebidas alcohólicas en un restaurante o un bar a menudo son más grandes que las cantidades estándar que se indicaron anteriormente. En algunos casos, una bebida de hecho puede incluir dos o más porciones de alcohol y calorías. Si le sirven una bebida que excede el tamaño estándar, no pida una segunda bebida. En casa, utilice un medidor al mezclar bebidas y sírvalas en vasos más pequeños. Así sentirá que está consumiendo una bebida más grande.

Coma antes de beber

Beber con el estómago vacío lo hará sentir achispado más rápidamente. Esto puede llevarlo a comer y beber más de lo que desearía. Comer algo antes de beber le ayudará a su estómago a absorber el alcohol más lentamente y a tomar mejores decisiones.

Los estudios muestran que las personas tienden a tomar malas decisiones alimentarias cuando beben alcohol. Para evitar acumular las calorías luego de una bebida o dos, tenga algunos refrigerios saludables a la mano para comerlos cuando llegue a casa o haga planes para una comida saludable luego de beber. Algunas buenas opciones de refrigerios incluyen fruta, palomitas de maíz hechas con aire caliente o hummus con vegetales. No consuma las mezclas de nueces y pretzels mientras se encuentre en el bar. Es fácil llenarse de refrigerios en el bar sin darse cuenta.

Tómelo con calma

Al igual que comer demasiado rápido puede llevar a comer en exceso, beber rápidamente demasiados tragos puede provocar que beba más de lo que desearía. Consuma su bebida lentamente, dejándola en la mesa entre tragos. Cuando termine, tome una bebida no alcohólica, como agua o una soda baja en calorías, antes de beber más alcohol.

Haga un plan para beber

La mejor manera de controlar las calorías de la bebida es limitar la cantidad de alcohol que bebe. Antes de salir, establezca un límite para usted y apéguese a él. Está bien rechazar una bebida que no quiere o negarse a que le sirvan una segunda copa de vino. Puede rehusarse a beber del todo y ofrecerse voluntariamente para ser el conductor designado.

Cuándo llamar al médico

Llame a su proveedor de atención médica si:

  • Usted o un ser querido están preocupados por cuánto bebe
  • No puede controlar su consumo de alcohol
  • Su consumo de alcohol está causando problemas en casa, en el trabajo o en la escuela

Referencias

Breslow, R. et al. Alcoholic Beverage Consumption, Nutrient Intakes, and Diet Quality in the US Adult Population, 1999-2006. Am Diet Assoc. April 2010;110(4):551-62. PMID: 20338281 www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/20338281.

Centers for Disease Control and Prevention. Alcohol and Public Health: Frequently Asked Questions. July 9, 2015. Available at: www.cdc.gov/alcohol/faqs.htm. Accessed September 25, 2015.

French, M. et al. Alcohol Consumption and Body Weight. Health Econ. July 2010;19(7):814-32. PMID: 19548203 www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/19548203.

National Institute on Alcohol Abuse and Alcoholism. Rethinking Drinking: Alcohol and Your Health. Available at: rethinkingdrinking.niaaa.nih.gov. Asked Questions. July 9, 2015.